eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Ministro español confía en que la CE reabra acuerdo pesquero con Mauritania

- PUBLICIDAD -

El ministro español de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, confía en que la Comisión Europea (CE) reabra el acuerdo pesquero con Mauritania para incorporar condiciones más favorables en favor de la flota española, dijo hoy a la prensa.

"La posición del Gobierno español es muy clara: se ha negociado un acuerdo con unas condiciones técnicas que lo hacen inviable para el sector pesquero español marisquero. Y el sector de los cefalópodos no tiene ninguna oportunidad a corto plazo", señaló Arias Cañete, quien asistió a un Consejo de Ministros de Agricultura.

El titular español de Pesca, que abordará el asunto esta tarde con la comisaria europea del ramo, Maria Damanaki, dijo que "es muy difícil que el Consejo o el Parlamento Europeo (PE) puedan aprobar un acuerdo que no tiene contenido pesquero real y que tiene una enorme compensación financiera".

En ese contexto, subrayó que "hay que guardar siempre un equilibrio entre las posibilidades de pesca y las compensaciones financieras", algo que "en este acuerdo no existe".

Por tanto, indicó que espera que la CE "pueda reabrir algunos elementos de este acuerdo, que se pueda reunir en los comités científicos y técnicos para ver si hay posibilidades pesqueras para los cefalópodos, como dicen los informes científicos más recientes".

Arias Cañete expresó su confianza en poder salir del punto muerto creado por el acuerdo firmado "con buena voluntad", pues, "de lo contrario, llegaríamos a un escenario que nunca hemos vivido en la UE: que el Consejo y el PE rechacen un acuerdo firmado por la CE, no en base a consideraciones políticas, sino al contenido eco-financiero y pesquero que tiene el propio acuerdo".

Antes de que se cerrara ese convenio, recordó el ministro, España ya advirtió a Bruselas de que "no valía para el Estado español ni para otras flotas", a pesar de lo cual los negociadores comunitarios "lo cerraron contra viento y marea".

Por otra parte, España tiene previsto pedir mañana a sus socios de la Unión Europea (UE) la renegociación del acuerdo pesquero para solucionar los problemas que, en los términos actuales, genera para el sector.

El asunto se tratará, a petición de la delegación española, en el apartado de puntos "varios" de un Consejo de Ministros de Pesca.

El nuevo convenio excluye de las aguas mauritanas a la flota cefalopodera (pulpo y calamar), lo que afecta a buques españoles, y además fija condiciones muy estrictas para los marisqueros, con lo que este segmento de flota española decidió retirarse del caladero.

Las delegaciones de Países Bajos, Lituania, Letonia y Polonia han expresado ya su intención de intervenir también sobre este asunto en la reunión de mañana.

Los ministros de otros países afectados por el convenio -como Alemania, Francia, Reino Unido, Grecia y Portugal- podrían también aprovechar la ocasión para pronunciarse, ya que muchos de sus buques se ha retirado asimismo del caladero.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha