eldiario.es

Menú

eldiarionorte Navarra eldiarionorte Navarra

Una OPE confusa, electoralista y que se queda muy corta

Sindicatos y oposición cargan contra dureza contra la oferta pública de empleo del Gobierno Foral, que se enroca en que será de un máximo de 358 plazas.

Las centrales insisten, tras la reunión de la Mesa General, que esa cifra no tapa las numerosas carencias de la Administración.

El consejero de Presidencia asegura que no ha habido contradicciones dentro del Ejecutivo y que en cuatro años se puede llegar a las 900 plazas de docentes que anunció Esparza.

- PUBLICIDAD -
La Ceapa atribuye la "sobrecarga" de deberes al fracaso del sistema educativo

Los sindicatos han sido muy críticos con la falta de empleo público en Educación / Foto: Efe.

Insuficiente, en algunos casos hasta “ridícula”, sin apenas información y claramente electoralista. Tanto los sindicatos como los grupos de la oposición han cargado este jueves contra la Oferta Pública de Empleo (OPE) aclarada, por fin, esta semana por el Gobierno Foral. Serán 358 plazas que, según todas las formaciones, se quedan muy cortas ante las necesidades acumuladas durante los últimos años, cuando desde Madrid se cerró el grifo del empleo público, como ha insistido el Gobierno de UPN, pero otras entidades creen que en Navarra ese mandato se ha llevado hasta el extremo.

La posibilidad de convocar oposiciones (las pruebas, cabe precisar, serían después del verano de 2015 y a lo largo de 2016) ha sido una polémica surgida tras el primer anuncio, en clave electoral, del candidato de UPN a la Presidencia del Gobierno de Navarra, José Javier Esparza, quien afirmó que convocaría  900 plazas docentes durante los próximos cuatro años. La cifra fue cuestionada por la oposición, matizada por el Gobierno, y finalmente aclarada este pasado 11 de febrero, cuando el Ejecutivo confirmó la radiografía de empleo público que se necesita: 358 plazas. De ellas, 209 serán de Salud, 134 de Educación, 10 de Bomberos y, otras cinco, para personas con discapacidad intelectual. Además, Navarra contaría con otras 30 plazas de Administración de Justicia.

Tras el anuncio, ha llegado el momento de que el Ejecutivo presentara estos balances. Primero, ante los sindicatos, en la Mesa General de Función Pública (donde están representados Afapna, CCOO, ELA, LAB y UGT) y, por la tarde, durante una comisión parlamentaria ante la oposición. Las críticas han sido encendidas en ambos casos.

Por un lado, desde las centrales se ha cargado contra la cerrazón del Ejecutivo, al no aumentar esa cifra de 358 plazas. Comisiones Obreras, por ejemplo, ha considerado que la propuesta es “absolutamente insuficiente”, ya que, en su opinión, la idea sería “duplicar” la cifra planteada: “No hay que olvidar que, desde 2009, año de la última OPE general, han abandonado nuestra Administración por jubilación, traslado u otras causas más de 2.800 personas, y solo se ha cubierto de manera definitiva un puñado de ellas”. Desde Afapna también han concluido que falta transparencia sobre los datos de la Administración pero que, en todo caso, con la OPE no se cubren “las necesidades reales”. ELA ha hablado, directamente, de una oferta “mísera y raquítica”, y más mientras se han destruido 1.500 puestos y se mantienen 6.600 empleos temporales. LAB, por último, ha considerado todo este proceso como una “tomadura de pelo”.

En cuanto a ámbitos más concretos, también han valorado la propuesta las federaciones de enseñanza. Desde UGT han recordado que, de las 134 plazas reservadas para docentes, 100 son de maestros o maestras, y únicamente veinte para Secundaria, por lo que, en general, consideran que las cifras no llegan “ni de lejos” a lo requerido. En este sentido, Comisiones Obreras también ha recordado que Navarra, junto a Cataluña y Baleares, han sido las únicas comunidades que no han sacado oferta pública de empleo desde 2011.

Se espera ahora que, durante la próxima semana, con las reuniones en las diversas Mesas Sectoriales, se pueda conocer más al detalle la propuesta del Ejecutivo, aunque sindicatos como STEE-EILAS o APS también han lamentado que el Gobierno acudiera antes a la prensa que a los foros oficiales para dar a conocer su propuesta. De ahí que, en conjunto, desde las centrales se acuse a UPN de intentar buscar  un rédito electoral con el empleo público.

En el Parlamento

Las formas, además del fondo, han centrado varias de las críticas de los grupos parlamentarios durante la comparecencia en comisión del consejero Morrás. Los partidos han censurado la “descoordinación” en los anuncios y, prácticamente, la frivolización con que se ha tratado un tema. Morrás, en cambio, ha negado estas contradicciones, al asegurar que es posible llegar en cuatro años a las 900 plazas de docentes. En definitiva, una vuelta a empezar que promete alargar la polémica en torno a cuántas plazas de empleo público necesita Navarra.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha