eldiario.es

Menú

eldiarionorte Navarra eldiarionorte Navarra

Faurecia se ve abocada al cierre ante la falta de alternativas de la empresa

Los trabajadores lamentan que el Consejo de Administración no ponga sobre la mesa un plan de viabilidad para esta planta de Burlada.

Desde la empresa multinacional siempre se han limitado a afirmar que la fábrica no es viable por la pérdida de producción y la marcha de importantes proyectos.

- PUBLICIDAD -
Una protesta contra el cierre de Faurecia realizada en el entorno de la planta.

Una protesta contra el cierre de Faurecia realizada en el entorno de la planta.

La reunión entre representantes de la plantilla, del Consejo de Administración de Faurecia y del Gobierno Foral no ha servido, finalmente, para buscar una solución para la planta instalada en el municipio navarro de Burlada. Desde el Comité de Empresa han reconocido su decepción, tras la cita celebrada en Bilbao, ante la actitud, aseguran, de los representantes de la multinacional, que, según denuncian, está empeñada en bajar la persiana de la fábrica navarra.

Alfredo Sanz, integrante del Comité de Empresa, ya había adelantado que la cita de este jueves se presentaba clave para aclarar si había alguna posibilidad de que los representantes de la compañía presentaran un plan de viabilidad para esta firma, Industrias Cousin Freres SL, vinculada a la automoción (fabrica correderas de asientos delanteros para vehículos), dependiente de Faurecia-Lear y arraigada en Navarra desde hace 40 años. Los trabajadores y trabajadoras, que en la actualidad son 191, habían asegurado que estaban dispuestos a plantearse un ajuste de sueldo, a afrontar prejubilaciones o a estudiar  otras “fórmulas” que permitieran seguir adelante con la actividad. De lo contrario, pedían claridad a los representantes de la firma, de origen francés.

Y las primeras sensaciones tras esa cita, que se ha desarrollado durante buena parte de la tarde, es que la planta sigue abocada al cierre. Fuentes cercanas a la reunión aseguran que por parte de la empresa, que hasta el momento se ha limitado a anunciar  a través de un comunicado que la planta no es viable (alegó pérdida de competitividad, de producción y la no continuidad de proyectos importantes) y a negociar cómo poner fin al negocio, no se ha puesto sobre la mesa una alternativa al cierre.

Esta reunión, a la que acudía, por un lado, un representante del Consejo de Administración y un bufete de abogados y, por otro, los delegados sindicales y los asesores de las centrales, ha contado con la intermediación de la consejera Lourdes Goicoechea en nombre del Gobierno Foral. La cita era también decisiva para que el Comité desconvocara la huelga indefinida, que arrancó hace ya una semana, y para el tono de la manifestación convocada para este sábado en Pamplona, y que a las 17:00 horas está previsto que salga de la antigua estación de autobuses.

La plantilla siempre ha criticado que, pese a los últimos años de pérdidas, la planta ha dado “suculentos beneficios” durante décadas y que la respuesta de los responsables de la compañía ha sido apostar por una deslocalización, al pretender resituar los proyectos de la planta navarra en Francia y Polonia.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha