eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Fraile obtuvo la mayor mordida de la trama Púnica por contratar a Cofely

- PUBLICIDAD -
Fraile obtuvo la mayor mordida de la trama Púnica por contratar a Cofely

Fraile obtuvo la mayor mordida de la trama Púnica por contratar a Cofely

La trama Púnica pagó comisiones de todo tipo a alcaldes de la Comunidad de Madrid a cambio de contratos de eficiencia energética con la empresa Cofely, siendo la cantidad más elevada los 500.000 euros destinados al exalcalde de Parla José María Fraile (PSOE) a través de su jefe de gabinete Antonio Borrego.

Así lo desvela David Marjaliza, presunto cerebro de la trama, en un momento de sus trece horas de confesión en la que a preguntas del juez Eloy Velasco indica las comisiones pagadas a alcaldes madrileños a cambio de esos contratos con Cofely, filial de la compañía energética francesa GDF Suez y vinculada a la Púnica.

En Parla se pagó un total de 500.000 euros en un año que fueron abonados directamente a Borrego, dinero que, según Marjaliza, era "en teoría para el alcalde" o "para el partido". "Me imagino que cada uno cogería una parte", puntualizaba a preguntas del juez.

Al entonces alcalde de Parla José María Fraile, uno de los 35 detenidos en la Operación Púnica, Marjaliza aseguró no obstante que no le conocía, y que el dinero se lo dio siempre a Borrego y, en una ocasión, le pagó también 25.000 euros a Avelino Pérez, asesor de IU en la Concejalía de Sostenibilidad, Obras y Mantenimiento.

Esa contrapartida, que representaba el 50 % de las ganancias de Marjaliza, la pagó abonando 50.000 euros cada mes, trasladándose para ello Borrego a su despacho o bien "a veces, le llevaba el dinero en un sobre a Parla".

Antes que a Fraile, Marjaliza había pagado a su antecesor Tomás Gómez "mítines, banderolas, bebidas, muchas cosas" a cambio de la adjudicación de "seis o siete parcelas" para la construcción de viviendas.

Otro de los municipios que más dinero recibió por un contrato con Cofely fue el de Collado Villalba con Agustín Juárez (PP) en la alcaldía, que si bien iba a beneficiarse con una "mordida" de 400.000 euros, finalmente solo recibió algo más de la mitad.

Este asunto, según Marjaliza, lo gestionó el directivo de Cofely Pedro García Pérez, también investigado (la figura que sustituye a imputado) en esta causa, y fue quién le contó que el dinero lo recogía un tal Víctor de un periódico, método que el cerebro de Púnica lo justifica señalando: "Todo el mundo se trata de proteger con alguien de su confianza".

Otro de los ayuntamientos beneficiados, según Marjaliza, fue el de Móstoles, gobernado entonces por el ahora diputado autonómico del PP Daniel Ortiz -al que Velasco ha pedido al TSJM que le investigue por presionar para un contrato con Cofely a cambio de 746.000 euros-.

Según Marjaliza, en un principio, por ese contrato iban a abonar 400.000 euros, aunque finalmente solo se pagaron 6.000 euros "para unas vacaciones" a Mario Utrilla, diputado regional en la anterior Asamblea de Madrid y antiguo alcalde de Sevilla La Nueva, quien, junto a su hermano Alejandro, hizo de intermediario "en las negociaciones del cobro de dádivas", según señalaba el juez en la exposición razonada enviada al TSJM.

En Getafe, explicó Marjaliza, las dádivas al alcalde del PP Juan Soler consistieron en tres vacaciones de verano de unos 3.000 euros "que me dijo Pedro (García Pérez, de Cofely) que tenía que pagar para el alcalde".

En Serranillos del Valle, cuando gobernaba Antonio Sánchez Fernández (de la formación independiente UDMA), Marjaliza explicó que le pidieron 25.000 euros para un coche. "Pero al final no lo pude pagar, me detuvieron", recuerda.

Según su relato fue el alcalde quien se lo pidió directamente y previamente le pudo dar 2.000 euros "para algo que me pidió de una carrera. Más bien un patrocinio que otra cosa".

Respecto de Alcalá de Henares, Marjaliza sostuvo que hubo un acuerdo con el exalcalde y actual diputado del PP en la Asamblea de Madrid Bartolomé González para abonar 60.000 euros, "pero no sé si se llegó a pagar, pero acuerdo había", matizó.

Al ser preguntado por otros municipios como Valdemoro en la época en que gobernaba José Carlos Boza Lechuga (PP) -detenido en la Operación Púnica-, Marjaliza manifestó que no hubo contraprestaciones por Cofely.

A quién sí le pagó 30.000 euros fue al entonces alcalde de Moraleja de Enmedio Carlos Alberto Estrada, del PP; y también recibieron mordidas los regidores de Moralzarzal, aunque no especifica la cantidad porque ese municipio lo gestionó el directivo de Cofely, mientras que al de Brunete se le pagó una encuesta.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha