eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Margallo dice que el interés prioritario de España es el Sahel y que en Siria e Irak otros países pueden aportar más

Subraya que sería una ingenuidad intentar resolver el conflicto sirio sin Rusia e insiste en que Francia no ha pedido nada a España aún

- PUBLICIDAD -
Margallo dice que el interés prioritario de España es el Sahel y que en Siria e Irak otros países pueden aportar más

El ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, ha asegurado este miércoles que el "interés prioritario" de España debe ser el Sahel y que, aunque no hay que desentenderse de Siria e Irak, están más lejos y hay otros países que los conocen más y pueden aportar "más valor añadido". "El Sahel es nuestro patio trasero y nuestra asignatura pendiente", ha recalcado.

En este sentido, ha dicho que le preocupa que Libia haya pasado a un "lugar secundario" en la lucha contra el terrorismo porque ahora todos los gobiernos están centrados en Siria e Irak y los segundos frentes son los abiertos en Somalia contra la milicia Al-Shabaab y en Nigeria contra Boko Haram.

En declaraciones a La Sexta recogidas por Europa Press, ha explicado que Libia se ha "estancado" y es "un polvorín", puesto que hay 50 millones de armas en el país y más de 1.500 grupos armados "que cambian las alianzas". "Allí no manda nadie y eso creo unos problemas de seguridad que hasta Daesh tiene banderas negras en Sirte".

En la misma línea, ha advertido de que "una desestabilización en Malí, unida a la desestabilización en Libia, puede desestabilizar y, de hecho, está desestabilizando Túnez". Este país fue "el buen alumno de la Primavera Árabe" pero es el país "que más luchadores extranjeros exporta a Siria" y que se está hundiendo económicamente por los problemas de seguridad. "Allí donde hay pobreza hay caldo de cultivo para el desorden", ha alertado.

AUMENTAR PRESENCIA EN MALI ERA UNA HIPÓTESIS

Con todo, el ministro ha insistido en que cuando él habló de la posibilidad de "suplir los esfuerzos" de Francia en sus misiones en Malí o República Centroafricana lo que estaba haciendo era "considerar todas las hipótesis" y esa era una de ellas. "Nuestra obligación es estudiarla, plantearla, pero entre otras muchas", ha dicho.

Margallo, que ha cifrado en 122 los militares españoles en Malí, ha precisado que el Gobierno "no había avanzado más ni ofrecido a Francia" esa posibilidad, sino que "todo está encima de la mesa para que el presidente del Gobierno y las fuerzas políticas elijan las que más le convenga".

Para tomar una decisión, ha dicho, el Ejecutivo "va a esperar lo que considere conveniente" pero sobre todo va a esperar a que Francia plantee sus peticiones y ver "qué esquina toca barrer" a España. Según ha dicho, "es más un problema de coordinación" entre los miembros de la coalición que "de precipitarse a ofrecer cosas".

"La urgencia no estriba en seguir amontonando material militar y fuerzas en Siria, que es suficiente, lo que hay que hacer es trabajar para que todos vayan en la misma dirección y no se produzcan incidentes", ha añadido, aludiendo al derribo de un avión ruso por parte de Turquía en su frontera con Siria.

Además, ha dejado claro que en este momento no le preocupa la cuestión de la legalidad internacional, pero sí el apoyo de otros partidos y del Parlamento. En todo caso, ha recordado que si algo caracteriza al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, "es lo que en toreo se llama temple", porque "no se pone nervioso ni confunde los términos".

Margallo ha apostado por que se resuelva el incidente del avión ruso todos los países puedan trabajar juntos porque es "una ingenuidad" pensar que el conflicto sirio puede resolverse sin Rusia.

"Hay que entenderse con Rusia, primero para colaborar militarmente y que los dos, la coalición y Rusia golpee a DAESH y sólo a DAESH, que no nos distraigamos en eso, y si fuese posible que Rusia formase parte de la coalición para asegurar una coordinación mas estrecha", ha detallado.

CALENDARIO DE VIENA

Para el jefe de la Diplomacia, lo prioritario es conseguir un alto el fuego que permita ayudar a los desplazados internos y frenar el flujo de refugiados y abrir una transición política. Así, cree que en las conversaciones de Viena se ha llegado a un buen resultado y a una buena hoja de ruta, según la cual antes del 1 de enero tienen que empezar las conversaciones entre las dos partes para poner en marcha ese alto al fuego y al mismo tiempo la transición política.

A los seis meses se fijará un marco jurídico con una Constitución, habrá un Gobierno Ejecutivo, y habrá que "dilucidar" cuánto tiempo sigue Bashar al Assad y 18 meses --a contar desde el 1 de enero de 2016-- unas elecciones en las que "puedan competir todos menos terroristas".

El futuro de Siria, ha dicho, debe respetar tres principios: integridad territorial, laicidad y cohesión social, porque no se puede repetir el "error" que se cometió en Irak y en Libia, "intentar hacer un país para los vencedores olvidándose por completo de los vencidos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha