eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Rajoy asegura que con Puigdemont "no hay alternativa" a aplicar el 155

"Lo que se debate hoy aquí es si España tiene derecho o no a defenderse apelando a la Constitución y las leyes ante en un ataque que afecta a su estabilidad y a su democracia", señala el presidente del Gobierno

Rajoy recuerda que se pudo aplicar el 155 con anterioridad pero "la gota que colmó el vaso" fue la comparecencia de Puigdemont cuando dio validez el resultado del referéndum ilegal

El presidente avisa de que no está dispuesto a "sosegar el desafío" si supone "aceptar categorías desiguales entre ciudadanos"

29 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Rajoy defenderá mañana ante el pleno del Senado las medidas del 155

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. EFE

El Pleno del Senado para dar el visto bueno definitivo al 155 ha arrancado este viernes con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. "La utilización del artículo 155 no es algo que se haga de forma habitual: es la primera vez desde 1978. Estamos pues ante una decisión excepcional, se adopta porque la situación es excepcional y grave para muchísimas personas", ha afirmado Rajoy. "¿Qué harían si el Gobierno de España suspendiera el control al Gobierno? ¿Eso es democracia? Además de haber liquidado la ley, se ha ignorado al Tribunal Constitucional, que ha suspendido el referéndum y la ley de transitoriedad".

El portavoz del PSOE en el Senado, Ander Gil, ha insistido en que aún es posible frenar el 155 a escasas horas de que el Pleno le dé luz verde. "Si nos atenemos al minuto y resultado, todo es reversible", ha expresado Gil en defensa de la enmienda del PSOE que pide incluir en el acuerdo del 155 una cláusula que establezca la suspensión de su puesta en marcha si Carles Puigdemont convoca elecciones.

"Tendrá más tiempo si acepta nuestra enmienda, sino se cerrará una puerta", ha advertido Gil, que también ha recordado al presidente del Gobierno que los socialistas, aunque apoyarán la puesta en marcha del 155, ejercerán su labor de control para que se aplique "con mesura". 

Rajoy ha respondido que "no hay alternativa, lo único que se puede y se debe hacer es acudir a la ley", ante la actitud del president de la Generalitat, Carles Puigdemont, al que acusó de ser el único culpable de que el 155 siga adelante: "Fue él quien eligió que el proceso del artículo 155 continuara adelante. Él y sólo él". "Hemos puesto en marcha el mecanismo legal, democrático, aprobado por los españoles, similar al que existe en países de nuestro entorno", ha subrayado.

"Lo que se debate hoy aquí es si España tiene derecho o no a defenderse apelando a la Constitución y las leyes ante en un ataque que afecta a su estabilidad y a su democracia. Si ha llegado el momento de que se imponga la ley, no contra Catalunya sino para impedir que se abuse de Catalunya. No para suspender la autonomía catalana sino para consolidarla. Lo que amenaza hoy a Catalunya no es el artículo 155 sino la actitud del Gobierno de la Generalitat. Hay que salvar a Catalunya no de la aplicación de una artículo de la Constitución, sino de los estragos de las conductas anticonstitucionales", ha espetado el presidente entre las ovaciones de la bancada popular. 

La gota que colmó el vaso para aplicar el 155, según el presidente fue "la comparecencia del president de la Generalitat el pasado día 10 de octubre dando validez al resultado del referéndum". Rajoy ha recordado que se pudo haber puesto en marcha antes: "Pudimos haberlo hecho cuando nos la demandaron muchos, cuando se aprobó la ley del referéndum o transitoriedad, cuando se firmó el acuerdo del referéndum, cuando se pisotearon los derechos de la oposición en el Parlament, pero no lo hicimos porque nos pareció que aún estábamos a tiempo de enderezar la situación. Pero no fue así".

El presidente ha avisado que su Gobierno no está dispuesto a hacer concesiones para contentar al independentismo. "El desafío afecta a España entera. Si de la misma manera que compartimos los beneficios, debemos compartir las leyes. Si sosegamos el desafío, ¿hay que aceptar categorías desiguales entre ciudadanos? Esta es la inquietud que subyace. Somos corresponsables de proteger del bien común, el Estado que hemos construido", ha remachado Rajoy.

La ausencia de Puigdemont en el Senado para debatir también fue motivo de recriminación para el presidente del Gobierno. "Yo hubiera venido a defender mis propuestas aunque estuviera en franca minoría", ha señalado Rajoy. 

"Nada importa", ha proseguido el presidente del Gobierno, "se ha celebrado un referéndum ilegal. Todo esto ha sido un proceso continuado de decisiones antidemocráticas, contrarias a la ley, a los comportamientos normales en cualquier país democrático como el nuestro. Estamos ante una violación palmaria de las leyes, la democracia y los derechos de todos. Y todo esto tiene consecuencias".

Finalmente el presidente del Gobierno hizo un llamamiento al reto de partidos: "La historia no juzgará solo las desmesuras y abusos en Catalunya. También a los que somos responsables de elaborar una respuesta. Confío en que lejos de egoísmos de partido y cálculos electorales, inclinaciones ideológicas o pequeñas mezquindades, sepamos ofrecer un gesto y dar una respuesta a la altura de lo que esperan los españoles". 

El portavoz del PP, José Manuel Barreiro, ha comenzado agradeciendo a su jefe de filas, Mariano Rajoy, su presencia en el Senado y su "valentía" en este proceso. "Su presencia significa una expresión de compromiso con lo que significa este país, una expresión de lealtad a este país". 

"No podemos consentir que la posición de unos pocos intente quebrar la convivencia en libertad", ha dicho Barreiro. "Por lealtad con Catalunya y por lealtad con España", ha agregado el portavoz del PP sobre su apoyo al 155. Barreiro ha pedido a los independentistas del Senado que den marcha atrás y se sumen al "proyecto común": "Sean leales con Catalunya". 

Negociación entre el Gobierno y el PSOE

El PSOE espera negociar ‘in extremis’ con el Gobierno una salida para Puigdemont que evite la aplicación del 155 y la consiguiente intervención de la autonomía de Catalunya. Los socialistas lo han intentado durante toda la jornada de este miércoles y no tirarán la toalla en la negociación de última hora, aunque ven complicado que los de Mariano Rajoy y el presidente catalán cedan. La propuesta de los socialistas de incluir una cláusula en el texto del 155 que contempla su suspensión en caso de que Puigdemont disuelva el Parlament y convoque elecciones no cuenta con el respaldo del PP, aunque se ha abierto a estudiarla.

En el Gobierno se mantuvieron atentos durante todo el jueves a las idas y venidas de Puigdemont alrededor de la convocatoria de elecciones o la declaración de independencia. Un cambio de opinión en horas que en Moncloa han tachado como "inaceptable y ridículo". La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, señaló que era evidente que el Ejecutivo tenía que tomar cartas en el asunto ante el "desgobierno" que vivía Catalunya cuando defendió en el Senado la intervención de la autonomía catalana a través del artículo 155 de la Constitución.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha