eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El presidente del Kurdistán iraquí dice que el pacto Sykes-Picot "ha muerto"

- PUBLICIDAD -
El presidente del Kurdistán iraquí dice que el pacto Sykes-Picot "ha muerto"

El presidente del Kurdistán iraquí dice que el pacto Sykes-Picot "ha muerto"

El presidente de la región autónoma del Kurdistán, Masud Barzani, aseguró hoy que el pacto de Sykes-Picot, que estableció las fronteras en Oriente Medio en 1916, "ha muerto" y recalcó la aspiración de su pueblo al derecho a la autodeterminación.

El discurso de Barzani coincidió con el primer centenario del acuerdo, firmado en mayo de 1916, todavía en plena I Guerra Mundial (1914-1918) y por el que Reino Unido y Francia se repartieron Oriente Medio (entonces bajo el dominio del Imperio Otomano) una vez que, concluida la contienda se estableciese un nuevo orden geopolítico.

El dirigente kurdo explicó que dicho pacto dividió la zona "sin tomar en consideración el punto de vista de su población ni su naturaleza demográfica y que los pueblos de la región resultaron muy dañados por ello".

Además, explicó que el pacto Sykes-Picot puso al pueblo kurdo en el marco del Estado iraquí, lo que produjo "consecuencias catastróficas" para los kurdos.

Asimismo, subrayó que aunque Irak fue fundado de acuerdo a la asociación entre los árabes y los kurdos, los Gobiernos que mandaban en Bagdad perpetraron "crímenes" contra el pueblo kurdo, como el genocidio y la arabización.

Barzani señaló que, tras la caída del régimen del presidente Sadam Husein en 2003, los kurdos se esforzaron en reconstruir la asociación entre su región autónoma y el Gobierno iraquí central.

Sin embargo, lamentó que el Ejecutivo federal "ignorase" los esfuerzos de su región autónoma, "eludiese todas sus responsabilidades y violase el concepto de la asociación".

Por otra parte, Barzani señaló que "Irak, prácticamente, está dividido en bases sectarias y sus fronteras con Siria fueron saboteadas por (el grupo yihadista) Estado Islámico (EI)" y atribuyó esa situación a las potencias internacionales que firmaron dicho acuerdo.

"Hay que revisar el pacto de Sykes-Picot porque el pueblo del Kurdistán no puede aguantar más guerras, conflictos y extremismo", precisó.

"La comunidad internacional y los países de la región tienen que entender que la única manera para acabar con la desgracia e injusticia que vive Irak es la autodeterminación", agregó.

Asimismo, llamó a un diálogo "serio entre su región y el Gobierno central para alcanzar una nueva solución, y si no triunfa el principio de la asociación, las dos partes tienen que vivir en el marco de relaciones de buena vecindad", en mención a una posible separación.

En mayo del año pasado, el presidente kurdo advirtió en Washington de que la unidad de Irak es "voluntaria y no obligatoria", y reafirmó la voluntad kurda de independencia, mientras la Casa Blanca insistió en la necesidad de un país unido para contrarrestar a los yihadistas.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha