eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Los cardenales ultraconservadores vuelven a hostigar al Papa por su apertura a los divorciados vueltos a casar

Burke, Caffarra, Brandmüller y Meisner ya amenazaron con declarar "hereje" a Francisco

Filtran una carta al Papa en la que piden una audiencia para obligarle a modificar "algunos pasajes obviamente ambiguos" de su texto sobre el amor familiar

Francisco lleva un año sin contestar a las posturas del sector más ultra de la Curia romana

- PUBLICIDAD -
El Papa desvela que hay "resistencias malvadas" a su reforma de la Curia

El Papa desvela que hay "resistencias malvadas" a su reforma de la Curia EFE

Primero, se posicionaron en contra. Después, amenazaron con declarar "hereje" al Papa por permitir la comunión a los divorciados vueltos a casar. Incluso, llegaron a poner fecha para una "corrección pública" a Francisco. Ahora, los cuatro cardenales más ultraconservadores que se mantienen, contra viento y marea, entre los muros de la Curia vaticana, dan un paso más, y filtran una petición de audiencia (no atendida) con Bergoglio para que "disipe las incertezas y clarifique" la doctrina ante la "ambigüedad" de sus palabras.

Se trata de  Raymond Burke (el cardenal norteamericano amigo y colaborador del equipo de Donald Trump, y quien ya quiso provocar un cisma en la Orden de Malta), los alemanes Joachim Meisner y Walter Brandmüller, y el italiano Carlo Caffarra, que en esta ocasión ha sido quien ha tomado la voz cantante, y escrito, en nombre de los cuatro, una carta al Papa.

El texto, filtrado Sandro Magister (el vaticanista al que Roma retiró la acreditación por haberse saltado el embargo de una encíclica), fue enviada a Bergoglio el 25 de abril. Al no obtener respuesta, una vez más, deciden hacerla pública. La misiva, titulada "Nuestra conciencia nos impulsa", reclama, entre otras cosas, que el Papa "disipe" las incertezas y clarificara algunos puntos" del texto sobre el amor familiar Amoris Laetitia.

Eso sí: intentando dejar claro que "no nos pertenece lo más mínimo la postura de quienes consideran que la Sede de Pedro está vacante, ni de quienes quieren atribuir a otros la indivisible responsabilidad del 'munus' petrino".

"No habiendo recibido respuesta alguna por parte de Su Santidad, hemos decidido solicitarle, con respeto y humildad, audiencia juntos si le parece bien a Su Santidad", escribe Caffarra, quien denuncia "ciertas interpretaciones de algunos pasajes obviamente ambiguos de la Exhortación post-sinodal, no divergentes de, sino contrarios al Magisterio permanente de la Iglesia".

Así, enumeran "numerosas declaraciones individuales de obispos, cardenales e incluso conferencias episcopales que aprueban lo que el Magisterio de la Iglesia no ha aprobado nunca", en lo tocante a los divorciados vueltos a casar y a "una concepción de la conciencia moral contraria a la Tradición de la Iglesia".

"Ante esta grave situación, que está dividiendo a muchas comunidades cristianas, sentimos el peso de nuestra responsabilidad, y nuestra conciencia nos impulsa a pedirle humilde y respetuosamente audiencia", concluye el escrito, que aún no ha obtenido respuesta. Y es que a veces, el silencio es la más elocuente de las contestaciones.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha