eldiario.es

9

Enrique Torres: "Al vino de Huelva le falta promoción, para que la gente lo pida como pide un Rioja"

Un curso de la UNIA reflexiona sobre la importancia de las denominaciones de origen y los productos amparados en la indicación geográfica de Huelva

Su responsable, Enrique Torres, cree que es muy importante promocionar el vino onubense, dado que, a pesar de su calidad, todavía hay incluso restaurantes en Huelva que no lo sirven

El alumnado está conociendo sobre el terreno cómo se elaboran productos como el Jamón de Jabugo o la Mojama de Isla Cristina

El profesor onubense es el responsable de este curso en la UNIA.

El profesor onubense es el responsable de este curso en la UNIA.

"Al vino de Huelva le hace falta promoción para ser más conocido, para que un cliente lo pida en un bar igual que pide un Rioja directamente, sin reclamar una marca o una bodega concretas". Quien lo afirma es Enrique Torres, profesor titular del departamento de Ciencias Agroforestales de la Universidad de Huelva, que durante esta semana enseña los secretos de las denominaciones de origen de la provincia onubense en la Universidad Internacional de Andalucía.

Torres se ha puesto al frente del curso Vinos y otras viandas: productos agroalimentarios de calidad. El caso de las denominaciones de origen y las indicaciones geográficas protegidas de la provincia de Huelva, un curso que usa el vino como hilo conductor para hacer un recorrido por los principales productos agroalimentarios de calidad de la provincia de Huelva, desde la Costa a la Sierra, pasando por la Campiña y el Condado.

Su temario es tan diverso que abarca todos los productos sujetos a denominaciones de origen o indicaciones geográficas protegidas en la provincia, como el vino de Condado de Huelva, el Jamón de Jabugo, el Garbanzo Lechoso de Escacena y la Mojama de Isla Cristina. Torres explica que hay un quinto, como es la Melva, pero ha quedado fuera al ser un producto "interprovincial".

Cultura gastronómica

Con esa gastronomía de calidad como excusa, cada día se pone delante de un alumnado muy diverso, "con gente de mediana edad, de 35 a 60 años, fundamentalmente andaluces, aunque no todos, ya que tengo a una chica costarricense, una española que vive en Londres, que se dedica a comercializar aceites de calidad, o un periodista italiano, así como gente de varios lugares de España", en un alumnado en el que "predominan los titulados universitarios, aunque no necesariamente relacionados con la alimentación, sino gente más interesada por la cultura gastronómica".

Para él, este curso tiene clara una motivación: "poner en valor una serie de productos que tienen mucha calidad, y que no siempre son muy conocidos", aunque de una forma muy concreta, y que "se dan clases desde un punto de vista universitario, pero con el matiz de ser una universidad de verano, de modo que estamos trabajando para dar a conocer estos productos, que tienen mucho valor económico y social".

El sabroso desconocido

Algunos de los productos, como el jamón de Jabugo, casi se venden por sí solos, aunque otros no tienen tanto poder mediático, caso del Garbanzo Lechoso de Escacena del Campo, "que es de las pocas legumbres que tienen Indicación Geográfica Protegida, mientras que es verdad que los vinos son conocidos en muchas partes, igual que el jamón lo es en todo el mundo".

Pero, ¿qué le falta a un producto de calidad como el vino del Condado de Huelva para ser más conocido? Para el profesor, la respuesta es simple: "Una de las cosas que más fallan es el aspecto de promoción, porque incluso en un restaurante de Huelva puede que pongan un vino que no sea de la provincia, e incluso en los eventos de la capitalidad gastronómica de 2017 a veces ponían vinos de fuera de la provincia. Es una batalla complicada que hay que intentar ganar poco a poco", explica.

Sin embargo, "Jabugo es un lugar bien conocido, internacionalmente es un sinónimo de calidad", como han podido comprobar los alumnos, ya que el curso recorre los lugares donde se elabora cada producto: "Era muy importante hacer el curso distribuyendo las zonas, saliendo de las aulas de La Rábida, por lo que me he empeñado en hablar no sólo del producto, sino de su paisaje, de su ambiente, y en el caso de Jabugo entrar en los secaderos del jamón, respirar lo que hay dentro, algo que para mí era fundamental, porque a lo mejor habría sido más fácil llevar al técnico de cada denominación de origen a la UNIA, pero yo quería que pisaran sobre el terreno cómo se hace cada una".

Diversidad culinaria

De esta forma, el curso muestra cada uno de estos productos agroalimentarios de calidad, que está asociado a un paisaje diferente. Por eso se desarrolla en diferentes localidades de la provincia de Huelva, representativos de tales comarcas, mostrando su importancia económica, cultural, social y ambiental.

Con todo, los alumnos tienen la oportunidad de reflexionar sobre los conceptos de Calidad y Certificación aplicados a los productos agroalimentarios, poner de manifiesto el impacto económico sobre el desarrollo rural de los Productos Agroalimentarios de Calidad, y rescatar las relaciones con el medio ambiente.

Además, para algunos incluso es la primera oportunidad para comer por primera vez un producto como la mojama, e intentar saber en primera persona por qué personajes como la actriz Ava Gardner se enamoraron hasta tal punto de este alimento que nunca faltaba en las fiestas que ofrecía a sus invitados durante sus largos 15 años de estancia en España.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.
- Publicidad -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha