eldiario.es

9

Voladuras de puentes de la ruta del entendimiento

Todo lo que no sea contener la externalización, mantener lo que tenemos y una subida salarial acorde con los tiempos, nos hará irremediablemente caer en la convocatoria de una huelga

Castilla (UGT-A) reclama la firma de un convenio de hostelería acorde al incremento del turismo

Castilla (UGT-A) reclama la firma de un convenio de hostelería acorde al incremento del turismo

Lamentablemente, después de más de cinco meses para haber podido llegar a una solución satisfactoria en el sector de la hostelería de Málaga y poder encarar otra temporada récord con una paz social ansiada, a la vez que merecida, nos encontramos con el muro de la sinrazón de una patronal que, lejos de avanzar en conciliación y dar un poco de reconocimiento a la comunidad trabajadora que les ha llevado a tal periodo de opulencia, tratan de tirar por la autopista de la precariedad, levantando la bandera de la flexibilidad o criminalizando al personal agotado que se da de baja justificadamente, aún más que lo hizo la reforma laboral de 2012, enarbolando la bandera del absentismo.

Como no puede ser de otra manera, no alcanzamos a entender que cuando sólo se les pide la contención -que no prohibición ya que no se puede, de la externalización en el sector, que sólo consiste en pedir que se le aplique a todo el personal que preste sus servicios en la hostelería las clausulas sociales y salariales del convenio, además de una subida salarial, que se nos antoja más que razonable- se cierren en banda. Se levantan de la mesa y nos hacen sentir como los convidados de piedra a una mesa de tanta importancia estando nosotros avalados nada más y nada menos que por la masa trabajadora de sus empresas.

Dicho lo anterior ¿qué es lo que quieren ahora? Piden Flexibilidad, una flexibilidad que ya la tienen concedida desde el 2014 en un convenio en el que tocaba hacer un esfuerzo y donde les dimos 64 horas a distribuir irregularmente de junio a septiembre, que por todos es sabido que es la época álgida de producción.

Que también tiene la capacidad de utilizar los contratos de fijos/as discontinuos, pudiendo llamar y cortar al personal según las necesidades de la actividad desarrollada. Pero además, también emplean contratos que no deberían ser de aplicación en el sector, como los están haciendo con los denominados de obra y servicio, que prácticamente les permite cortar de inmediato ante posibles bajadas de actividad, etc.

Demandan medidas contra el absentismo. Parece que no tienen ya bastante con lo contenido en el convenio, pudiendo sustituir a las bajas por contingencias comunes abaratando el coste, que sólo le afecta a los que lleven más de seis meses contratados. ¿No tienen suficientes armas para persuadir, despedir al personal que ejerciera prácticas de supuesto engaño? ¿O es que a alguien se le escapa todo lo contenido al respecto en la ya citada reforma laboral de 2012?

Por todo lo expuesto, no podemos, no debemos y no queremos retroceder en un escenario construido para avanzar en esta época de bonanza. Todo lo que no sea contener la externalización, mantener lo que tenemos y una subida salarial acorde con los tiempos, nos hará irremediablemente caer en la convocatoria de una huelga que, aunque no es beneficiosa para ninguna de las partes, sí cuenta con todos los ingredientes para estar más justificada que nunca.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.
- Publicidad -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha