La portada de mañana
Acceder
Estados Unidos, incapaz de controlar las armas pese a otra masacre de niños
Un propagandista de Putin aterriza en la nueva Ejecutiva de Ayuso
Opinión - 'Arrimadas y Feijóo muerden el anzuelo', por Neus Tomàs
Sobre este blog

Granada celebra la Navidad regresando a tiempos previos a la pandemia

Nuevo centro comercial de Granada ilumina árbol de Navidad más alto de Europa

0

Granada quiere recuperar su Navidad. Después de vivir el año pasado unas fiestas marcadas por la pandemia y las restricciones, la tasa de vacunación contra la Covid-19, que es más del 90% en la población mayor de 12 años, permite que la libertad para disfrutar de este periodo sea mayor a pesar de las precauciones por la inminente sexta ola. Por eso, la ciudad ha preparado una serie de actividades para toda la familia que dejan estampas navideñas en las calles y muestran el bullicio de visitantes y turistas propio de este tiempo. Desde la iluminación navideña, que este año es más llamativa que en ocasiones anteriores, hasta los tradicionales mercados y el belén municipal que se ubica en el patio del Ayuntamiento de Granada.

Cualquier amante de la Navidad tiene una batería de planes que puede disfrutar a los pies de la Alhambra. Después de correr el riesgo de tener que cesar su actividad, la Orquesta Ciudad de Granada (OCG) vuelve a ofrecer sus conciertos navideños. El fin de semana del 18 de diciembre hay dos sesiones de su concierto participativo El Mesías en el Auditorio Manuel de Falla, sede de la orquesta. A esa cita podrán acercarse quienes disfruten de la música clásica, sin dejar de lado la Gran Gala Lírica de Año Nuevo que se celebrará el 2 de enero en la misma ubicación. Una fecha señalada en rojo en el calendario granadino porque en ese día se celebra la controvertida Toma de Granada.

Lejos de polémicas, este año también regresa la ruta de los belenes de la ciudad. Hay numerosos ejemplos en varios puntos estratégicos de Granada. El belén municipal que se ubica en el mismo Consistorio suele ser la joya de la corona por estar emplazado en un lugar al que todo el mundo acaba yendo, pero no es el único que merece la pena. No muy lejos de allí están el belén de la Catedral y el del Museo de San Juan de Dios. Aunque si hay un belén que suela ser visita cuasi obligada en la ciudad es el del Centro San Rafael, muy próximo al Monasterio de San Jerónimo en el centro histórico. Este es uno de los belenes más singulares que se pueden disfrutar en Granada, hasta el punto de que ha sido premiado en varias ocasiones. Además de estos, colegios como Escolapios o Virgen de las Angustias también ofrecen sus propios belenes a los visitantes.

Mercados navideños

Pero como es tiempo de detalles, no pueden faltar los mercadillos navideños. Al respecto, hay dos opciones en la ciudad de la Alhambra: hacer una visita a alguno de los mercados ambulantes que se ubican en Granada durante este periodo o ir a alguno de los comercios tradicionales y los grandes almacenes que hay por cada rincón. En cuanto a los mercadillos, hay que destacar dos esenciales: el de la Plaza Bib-Rambla y el de Puerta Real. En el primero hay más de 70 puestos con decoraciones navideñas hechas artesanalmente. Aunque si lo que se busca son los típicos turrones y mantecados, el lugar ideal es Puerta Real. En esta ubicación, que es el corazón de la ciudad, hay dulces artesanos que se hacen localmente, pero también artesanía autóctona como cerámica, cuero o juguetes de madera que recuerdan a la infancia de hace ya algunas décadas.

Si se trata de clásicos, la Alhambra es otro de esos lugares a los que hay que ir en Navidad. El Patronato del monumento nazarí prepara cada año un programa de actividades centradas en conocer mejor la cultura y la historia de este enclave. Sin ir más lejos, en 2020 se organizaron dos jornadas el 23 de diciembre y el 5 de enero orientadas a grupos que pudieron hacer visitas guiadas por la Alhambra y el Generalife. Siempre es un buen momento para visitar este monumento, aunque no es fácil hacerse con una entrada teniendo en cuenta que es uno de los lugares más visitados de España con 3,5 millones de turistas anuales antes de la pandemia.

Plan contra las aglomeraciones

Además de esta oferta cultural, Granada también ha decorado sus calles con motivos navideños y con una iluminación que se encendió el pasado 1 de diciembre. Aquel acto, que tuvo su punto central en la Plaza del Carmen donde está el Ayuntamiento, congregó a miles de curiosos que llenaron la capital granadina un miércoles que parecía fin de semana. Sin embargo, esa aglomeración de personas en este momento de la pandemia, aunque las vacunas están protegiendo a la población, preocupa a las instituciones. Por eso, el Ayuntamiento de Granada ha puesto en marcha un plan de seguridad al que han llamado Reno y que en líneas generales es el habitual de cada Navidad, pero que en esta ocasión añade una particularidad que ya se ha puesto en marcha. En caso de que las calles se llenen de muchas personas, el Consistorio cerrará las vías de tráfico de acceso al centro histórico para liberar el asfalto y permitir que los ciudadanos paseen por él. Una medida que ya se llevó a cabo durante el puente de la Constitución y que fue una novedad.

Un plan que estará en pleno vigor durante la Nochevieja que este año vuelve a contar con un cotillón, suspendido en 2020, en el que quienes quieran podrán estar antes de las campanadas. Eso sí, deberán llevar mascarilla; está prohibido ir sin ellas en entornos en los que no se puede guardar la distancia de seguridad entre personas. Posteriormente, la verbena acabará a la una de la madrugada y se trasladará a las diferentes discotecas y pubs de la capital granadina. Para eso, habrá que pasar por taquilla y comprar entrada. Aunque quizá para entonces los visitantes y granadinos hayan preferido estar en alguno de los espectáculos flamencos que se celebran en el Auditorio Municipal Enrique Morente de La Chumbera, en pleno Sacromonte. Allí están programadas varias actuaciones.

Por último, la Navidad en Granada no es tal si no se disfruta de Sierra Nevada. La estación de esquí abrió sus pistas el 27 de noviembre y espera que esta temporada sea la de la recuperación. De momento, los datos son positivos. En el puente de la Constitución hubo una ocupación hotelera del 76% y se espera que se mantenga con cierta estabilidad en lo que resta de curso invernal. Como Sierra Nevada suele ser de las últimas estaciones en cerrar sus remontes, los visitantes tienen tiempo para ir a disfrutar de ella. Eso sí, tendrán que asegurarse de un alojamiento porque la cifra de ocupación hotelera en Granada capital durante el mismo puente de diciembre estaba al 95% y no parece que vaya a rebajarse en fechas señaladas. Lo que parece seguro es que, este año, los Reyes Magos volverán a llegar a la ciudad nazarí por la nieve, algo que no pudieron hacer en 2020 por la fuerte incidencia de la Covid.

Sobre este blog

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats