La portada de mañana
Acceder
Denigrar a España para desgastar a Sánchez, por Esther Palomera
La sexta ola ha enredado los datos de la pandemia
OPINIÓN | La caspa del decano, por Elisa Beni

El juzgado archiva la causa por el desalojo que ejecutó una empresa de 'desokupación' en Sevilla

El operativo policial y las desalojadas, el pasado 28 de octubre tras el desalojo

Un juzgado de Sevilla ha archivado la causa que había abierto por el desalojo que ejecutó una empresa de 'desokupación' el pasado 28 de octubre en el edificio Pinillos, en el barrio de Nervión, del que fueron expulsadas seis personas jóvenes que, horas más tarde, pudieron regresas a las viviendas, según ya informó este periódico. Dice el auto que "de lo actuado no aparece debidamente justificada la perpetración del delito que ha dado motivo a la formación de la causa", por lo que "procede decretar el sobreseimiento provisional de las actuaciones" y el archivo de la misma en base al informe del Grupo de Seguridad Ciudadana de la Comisaría de Policía de Nervión, entre otros documentos.

Un juez tumba un desalojo ilegal de Desokupa Expres y ordena la vuelta de las inquilinas: "Me vi rodeada de neonazis"

Un juez tumba un desalojo ilegal de Desokupa Expres y ordena la vuelta de las inquilinas: "Me vi rodeada de neonazis"

Tal y como se recoge en las actuaciones, las personas desalojadas denunciaron lo ocurrido y aportaron partes de lesiones. Ahora, han recurrido el archivo argumentando que el auto judicial de archivo se acordó "con cierta premura" (apenas tres días después de los hechos) y que "se basa sucinta y someramente en un informe que resulta ser expedido de manera incompleta dado que el tenor del mismo se evidencian ciertas lagunas" ya que "ni siquiera se identifica a los presuntos autores de los delitos de allanamiento de morada, lesiones y amenazas denunciados" aquel 28 de octubre.

"El auto dictado es genérico, somero y no contiene ningún razonamiento individualizado para el caso concreto planteado en el escrito de denuncia, presentando una absoluta ausencia de motivación", dice el recurso de reforma en nombre de un denunciante, quien considera que "es una decisión de cierre del proceso que le es exigible un especial rigor en cuanto a la motivación de la resolución, no siendo admisible el archivo de las diligencias mediante formatos estereotipados".

Según incide, la resolución judicial "no realiza ningún razonamiento sobre los hechos que resultan de la instrucción ni hace referencia alguna a los indicios existentes ni, en definitiva, a cuáles han sido los motivos por los que el instructor ha estimado que los hechos no son constitutivos de delito". Esta parte pide al juzgado que acuerde "continuar las diligencias de investigación oportunas, requiriendo al Grupo de Seguridad Ciudadana de la Comisaría de Nervión la identificación de los cinco presuntos autores del delito denunciado" por al menos una de las personas ocupantes y "se proceda a su citación para la práctica de declaración en calidad de investigados".

Los trabajadores de la mercantil acudieron antes a comisaría

Según la Policía Nacional, dos trabajadores de la mercantil Desokupa Exprés, de Murcia, se personaron en la la comisaría de Nervión para informar de que iban a "negociar" con las personas ocupantes para proceder a su desalojo al estar contratados para ello por la propietaria del inmueble, Maben Itálica, no sin antes "ofrecerles una cantidad económica para que abandonen el inmueble". El inspector policial corroboró telefónicamente esa circunstancia con la empresa, que le remitió el documento de contratación con la inmobiliaria, del pasado mes de agosto, e informaron también de que en un par de ocasiones lo habían intentado pero que "no habían conseguido desocupar el inmueble".

En ese momento, avisada la inspectora de la Brigada Provincial de Información de Sevilla, ésta desaconsejó cualquier actuación en enl lugar porque "podría provocar incidentes de orden público". Los trabajadores abandonaron la comisaría con esa información, comentando que avisarían a la propiedad de tal circunstancia. Dos horas más tarde, la Policía fue informada de que, pese a los avisos, ya se estaba produciendo "un conflicto" entre los ocupas y la empresa de 'desokupación'.

Como ya informó este medio, el juzgado dictó un auto en el que se acordaba la restitución de la entrada de las inquilinas a la vivienda, que pudieron acceder los pisos a última hora de aquella noche del 28 de octubre tras muchas horas de incertidumbre.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats