eldiario.es

9

Sònia Calvó

Barcelona. Periodista y Master en Comunicación de Conflictos y Movimientos Sociales. Ha pasado por las redacciones de Barcelona Televisión (BTV) y La Directa

  • Reacciones a sus artículos en eldiario.es: 1754

El dilema de los trabajadores de la petroquímica en Tarragona: "Sabemos que es peligroso pero necesitamos el dinero"

La Pobla de Mafumet (Tarragona) tiene 3.904 habitantes y dos polideportivos impolutos. Los vecinos disponen de dos piscinas climatizadas, pistas de tenis y pádel, una sauna, un espacio de hidromasaje y una sala de fitness. El Ayuntamiento ofrece actividades de aquagym a sus residentes, clases de inglés e incluso entrenamientos de petanca. En el pueblo no falta de nada. Unos carteles repartidos por el municipio, sin embargo, recuerdan que esas comodidades tienen un precio: los letreros indican cómo se debe actuar en caso de accidente químico.

La opulencia de las infraestructuras de este pequeño municipio, a tocar del complejo petroquímico de Tarragona, ilustra a la perfección la dicotomía que recorre toda la zona: a los vecinos no les gusta la industria que tienen alrededor y muchos le tienen miedo. La mayoría, no obstante, vive de ella y se beneficia del dinero que aporta a la provincia.

Seguir leyendo »

Los vecinos de la petroquímica de Tarragona: "Pensábamos que había sido un atentado o una fuga de gas"

Nadie en el barrio de Torreforta se explica cómo una placa metálica pudo caer desde el cielo hasta el domicilio de Sergio, el frutero en paro de 55 años que falleció el martes por la tarde pocos minutos después de la explosión en la planta química IQOXE, del complejo petroquímico de Tarragona. Su domicilio no está especialmente expuesto: varios bloques lo protegen y quedan situados entre su fachada y la fábrica, ubicada a casi 3 kilómetros de distancia. "Nos podría haber caído en casa de cualquiera", sostenía esta mañana Jennifer Osahon, una nigeriana de 40 años que vive en un bloque contiguo y experimentó como temblaba toda su casa. "Nadie sabe cómo pudo entrar esa placa en su piso. Aterrizó desde el cielo".

El boquete en la fachada de este domicilio es perfectamente visible desde la calle. Todas las ventanas adyacentes están en perfecto estado menos la de Sergio, completamente reventada y con un boquete en su parte superior. Una inmensa grieta recorre el edificio de arriba a abajo. En la calle, decenas de curiosos se acercan a ver la ventana reventada por el impacto. “En un momento nos pensábamos que había sido un atentado o una fuga de gas”, explicaba esta mañana María Dolores Martínez, vecina de 52 años. “Hemos pasado la noche en vela con mucho miedo”.

Seguir leyendo »

Moustapha Kebe: "Los acuerdos de Europa con Senegal hablan de migración, pero se aprovechan para captar nuestro mercado"

La que los medios apodaron como "crisis de los cayucos", un considerable aumento de las llegadas a las Islas Canarias en 2005 y 2006, supuso una importante respuesta institucional en el incremento del control de las migraciones marítimas entre Senegal y España. En ese contexto se fundó Remidev (Red por la migración y el desarrollo), una plataforma compuesta por una treintena de organizaciones senegalesas: asociaciones de repatriados, de familias de víctimas de la migración irregular, de demandantes de asilo, así como asociaciones juveniles, ONGs, sindicatos o grupos de investigación. La red tiene como misión promover la libre circulación de personas y bienes.

Moustapha Kémal Kebe, el responsable de proyectos de la red, nos recibe en la sede que comparten con otras entidades en Dakar. Kebe plasma una realidad muy distinta a la que se describe en España: Senegal es un país que acoge a tantas personas como las que emigran, y de las que migran, sólo un 13% va hacia Europa. Sin embargo, el experto critica un relato en el que las auténticas cifras en Europa no importan. Construir un problema mayor del real permite la injerencia europea en las políticas senegalesas, según su punto de vista.

Seguir leyendo »

La "vergüenza" de volver: los deportados luchan contra el estigma del 'fracaso' en Senegal

Al llegar a casa, todo el mundo estaba durmiendo, excepto su mujer. "No le conté nada de la deportación. Me fui a dormir directamente". Durante ese día de 2006 en que volvió a Senegal tras no conseguir prosperar en Europa, Moustapha Diouf no quería salir de la habitación. "Sentía vergüenza".

Moustapha Diouf abandonó Thiaroye sur Mer –comuna perteneciente a Thiaroye, una localidad situada en la periferia de Dakar– en dirección a Europa en un cayuco por 300.000 CFA, algo menos de 500 euros, una pequeña fortuna, a causa del descenso de recursos pesqueros en la costa senegalesa allá por 2004. Diouf fue pionero en hacer uso de la 'Vía Canaria' para alcanzar territorio español. El recorrido migratorio vivió su máximo apogeo entre 2005 y 2006, momento en que España y Senegal firmaron un acuerdo que reforzó la protección en el Atlántico y obligó a las personas que querían irse del país a hacerlo por otras vías, como cruzando el desierto.

Seguir leyendo »

Tambacounda, la nueva terminal de ida y vuelta de las migraciones en Senegal

Pese a ser una tierra rica en recursos, en Tambacounda escasea el empleo. Sus habitantes buscan la salida por la falta de oportunidades, azuzados por la elevada tasa de paro que la región arrastra desde hace años. Y a ellos se han sumado otros cientos que no han visto en Tambacounda un lugar donde echar raíces sino un sitio desde el que también huir del país. Tambacounda es una tierra de paso.

La región más grande de Senegal tiene frontera con cuatro estados distintos: Mauritania, Mali, Guinea y Gambia. Se ha convertido, por lo tanto, en un trampolín de la migración. En la principal puerta de salida de Senegal. Es también una de las principales regiones donde retornan las personas deportadas desde Europa o incluso desde el norte del continente africano.

Seguir leyendo »

FOTOS | La manifestación independentista en Barcelona: códigos del Tsunami y pancartas por la libertad de los presos

Seguir leyendo »

FOTOS | Los altercados e incidentes violentos se agravan en el quinto día de protestas en Barcelona

Seguir leyendo »

FOTOGALERÍA | La cuarta jornada de protestas contra la sentencia del procés, en imágenes

Seguir leyendo »

Cuarta noche de incidentes en Barcelona con cargas, enfrentamientos y barricadas

Por cuarta noche consecutiva, Barcelona ha sido escenario de graves incidentes y disturbios ocasionados por grupos de radicales, este jueves de ideologías contrarias, pues han participado tanto ultraderechistas como antifascistas. El enfrentamiento inicial entre estos grupos, que se ha producido después de la manifestación sin incidentes de los CDR, ha dejado paso a nuevos episodios de quemas de contenedores, lanzamiento de pirotecnia, barricadas y enfrentamientos con los Mossos d'Esquadra, que no han contado esta noche con la colaboración de la Policía Nacional y en muchos momentos se han visto desbordados en las calles de la Esquerra de l'Eixample.

Después de varias escaramuzas, poco después de la media noche varios grupos de antifascistas se han vuelto a reunir en la esquina entre paseo de Gràcia y calle València, reuniendo en torno a un millar de personas. A partir de este momento han llegado los disturbios más graves de la noche, comenzando por el lanzamiento de pirotecnia hacia las furgonetas de los antidisturbios. Los Mossos han cargado contra los manifestantes con proyectiles de foam y también han realizado la llamada técnica del carrusel, consistente en conducir a mucha velocidad para hacer retroceder a los manifestantes.

Seguir leyendo »

FOTOGALERÍA | Altercados, barricadas y vehículos incendiados en el tercer día de protestas en Barcelona

Seguir leyendo »