Las nuevas coladas del volcán de La Palma siguen su camino hacia el mar "a paso lento" para crear una nueva fajana

La lava arrasa con el campo de fútbol de La Laguna, en La Palma, este jueves. / FOTO: ALEJANDRO RAMOS

Las coladas de lava que tienen mayor actividad este domingo en La Palma son las que han traspasado el campo de fútbol de La Laguna y la que bordea la montaña de esta localidad por el suroeste (por el Spar). Esta última lengua de lava se encuentra en estos momentos a unos 200 metros de la línea de costa, explicó la portavoz del Comité Científico del Plan de Emergencia Volcánica de Canarias (Pevolca), María José Blanco, tras la reunión que tuvo lugar en esta jornada.

DIRECTO | Siga la última hora de la erupción del nuevo volcán en La Palma

DIRECTO | Siga la última hora de la erupción del nuevo volcán en La Palma

La anchura máxima entre las coladas, con huecos intermedios, es de 2.350 metros aproximadamente, específico el director del Pevolca, Miguel Ángel Morcuende. Además, agregó que la colada primigenia sigue estando alimentada por material magmático, aunque "de forma débil". Sin embargo, las otras dos coladas que avanzan hacia el mar por La Laguna tienen mayor carga de energía y mucho aporte lávico. "Aunque esta mañana se han ralentizado, continúan imparables en su camino hacia el mar", dijo.

Según Involcan, se prevé que llegue a la costa en esta madrugada, caminando a 15 metros por hora. "Por ahora, no se han previsto ni confinamientos ni evacuaciones en las zonas más cercanas, pero se realizarán de ser necesarias", añadió Morcuende.

Por otro lado, María José Blanco apuntó que siguen activos los centros de emisión del cráter y "el centro que se reactivó hace dos días continúa con una actividad intermitente y menor".

Asimismo, señaló que este sábado se produjeron "varios eventos observables de movilización de cenizas puntuales en el barranco de Tamanca, en el Llano de Las Moscas y en el volcán San Martín". Estos eventos, argumentó, "no indican la apertura de nuevos centros de emisión", aunque no descarta que aparezcan otros, siempre en el entorno del centro eruptivo actual y dentro de la zona de exclusión.

La altura de la columna de cenizas y gases es de 4.200 metros este domingo. En cuanto a las condiciones meteorológicas, continúa una acusada inversión térmica y con vientos débiles con predominio del régimen de brisas. Además, la entrada del polvo sahariano está provocando un incremento en las partículas PM10 (partículas sólidas o líquidas de polvo, cenizas, hollín, partículas metálicas, cemento o polen), que irán remitiendo a partir del día 19. Por otra parte, los vientos de componente sur y oeste, mueven la nube de cenizas y dióxido de azufre (SO2), afectando a la operatividad del aeropuerto de La Palma y en el norte de La Gomera y noroeste de Tenerife.

Durante la rueda de prensa se indicó también que la sismicidad continúa localizándose en el mismo entorno dede que se inició la crisis sísmica, hace ya más de un mes, entre Mazo y Fuencaliente, con profundidades intermedias y mayores de 30. "Se mantiene la amplitud del tremor sísmico con pulsos de intensificación", añadió María José Blanco. La amplitud máxima observada en el día de ayer fue de 4,6 a una treintena de kilómetros de profundidad. Siguen siendo probables más terremotos sentidos por la población.

La deformación muestra un patrón de estabilidad, en torno al centro eruptivo, continuó la portavoz. En cuanto a las emisiones de SO2 en el penacho, son de 8.278 toneladas diarias, y en el edificio de Cumbre Vieja, se ha estimado en 992 toneladas diarias.

En cuanto a la calidad del aire, "durante la madrugada y en las primeras horas de este sábado, se midieron valores altos de dióxido de azufre en Puntagorda y Fuencaliente, pero no se llegó a superar el umbral, luego ha ido mejorando", concluyó.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats