La portada de mañana
Acceder
La carrera por bajar impuestos choca contra el criterio internacional
Erradicar o convivir: proteger la naturaleza de los gatos asilvestrados
OPINIÓN | El advenimiento de monsieur Reynders, por Elisa Beni

Feijóo exhibe en Barcelona sensibilidad con la España plural y carga contra las opciones “neocentralistas”

El abogado Miquel Roca Roca Junyent, el líder del PP Alberto Núñez Feijóo y Javier Godó, conde de Godó y editor de 'La Vanguardia'.

“Seny, treball i llibertat”. El presidente del PP, Alberto Núñez Feijóo, ha utilizado este jueves el título de un libro del periodista Gaziel para cerrar su intervención en el foro Barcelona Tribuna, organizado por La Vanguardia en la capital catalana. El líder conservador ha desplegado, de nuevo, su versión más conciliadora para intentar que los populares reconecten con los sectores más moderados de Catalunya después de una década de muy malos resultados en la comunidad.

‘First Class’ en las becas y otras pistas del PP

‘First Class’ en las becas y otras pistas del PP

Con Ciudadanos en caída libre y Vox capitalizando los votos más reaccionarios contra el soberanismo, Feijóo apuesta por una estrategia en Catalunya que pase por defender el autogobierno y dejar de lado las declaraciones estridentes contra las instituciones catalanas. Feijóo ha multiplicado su presencia en Catalunya y dirige sus esfuerzos en seducir a un establishment que en las últimas autonómicas se decantó por el tono conciliador y pausado del socialista Salvador Illa.

El líder del PP estuvo la semana pasada en Catalunya para participar en la escuela de verano del PP catalán y también se reunió con el presidente de la patronal Foment, Daniel Sánchez-Llibre. También apuesta por un perfil moderado como el de Dolors Montserrat para la candidatura a la alcaldía de Barcelona, si bien esta opción no está confirmada a día de hoy.

Feijóo ha comparecido este jueves acompañado del exministro Josep Piqué, que en su día se erigió como adalid del “giro catalanista” del PP en Catalunya en 2002. Piqué ha presentado al líder popular haciendo una defensa de su “concordia” y de un perfil que, según él,  puede atraer a “votantes moderados de izquierda”.

“Es un honor volver a Catalunya, la Comunidad Autónoma que más veces he visitado durante los últimos 100 días”, ha señalado Feijóo, que ha recalcado su admiración por Piqué, por el exdirigente de Convergència Miquel Roca y por el periódico La Vanguardia  por su “moderación” y por un “compromiso” con los “intereses generales” que él comparte.

El líder popular ha hecho una defensa férrea del estado de las autonomías frente a los independentistas y las opciones defendidas por la ultraderecha. Feijóo ha reivindicado la gestión de la pandemia por parte de las CCAA desmarcándose de su antecesor, Pablo Casado, que exigió durante meses una “ley de pandemias” para acabar con la diversidad entre territorios en las medidas para luchar contra la Covid-19.

“La gestión de la pandemia por parte de las CCAA supuso la prueba de una admirable madurez y rigor”, ha señalado en una conferencia a la que ha acudido el expresident de la Generalitat José Montilla (PSC). “Aprovecho para decir que esa prueba de fuego desmiente rotundamente a aquellos que cuestionan el estado de las autonomías tanto desde posiciones independentistas como neocentralistas”.

Feijóo ha asegurado que, si fuera presidente, intentaría “sentarse y hablar” con la Generalitat, apartar las discrepancias y dialogar sobre aquello que se pueda hacer. En esta línea, el jefe de filas del PP ha insistido que sí que se ve “negociando y hablando” con ERC y Junts -no con Bildu-, pero sin necesitar su voto. “Tampoco me votarían”, ha reconocido, entre risas. Asimismo, ha mantenido la puerta abierta a recibir el apoyo de Vox: “No renunciaré nunca a una mayoría suficiente para gobernar”.

El líder de la oposición ha insistido también en reivindicar su “seriedad” frente al desorden que, según él, supone una “nueva política” que ya ha “envejecido”. “En los tiempos convulsos en que vivimos, por encima del eje izquierda-derecha aflora otro que contrapone moderación y radicalismo”, ha señalado Feijóo. “Está llegando la moderación tanto en España como en Catalunya”, ha remachado.

Feijóo ha señalado que no le producen “ningún nerviosismo” los audios entre Villarejo y Cospedal publicados por el diario 'El País' en los que la antigua secretaria general del PP conspiraba con el comisario para fabricar o encontrar pruebas contra Podemos. Ha afirmado que son de hace años y que tampoco sabe si están editados. “Como estrategia del señor Villarejo me parece bien”, ha respondido, “pero como estrategia de imputación y de actos delictivos o de responsabilidad política me parece leve”.

El dirigente conservador también ha criticado las coaliciones que sustentan el Gobierno y el Govern. “En ambas instituciones conviven coaligados que difícilmente se soportan y se limitan a ir tirando”, ha afirmado. “La pregunta es si ese horizonte tan limitado es suficiente para afrontar la situación actual”.

Feijóo ha insistido en su voluntad de “contribuir a la reconciliación social” y a la “recuperación económica” en Catalunya y ha vaticinado una mejora de los resultados del PP en la comunidad gracias a su apuesta por  la “política seria”. “Se debe hablar menos de política partidaria y más de la economía de las familias y de las pequeñas empresas”, ha concluido.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats