El empresario y diputado de Vox que lidera su nuevo sindicato es acusado de "robar" la idea a militantes de base

El portavoz parlamentario adjunto de Vox, Rodrigo Alonso, ahora líder del sindicato hermano del partido, Solidaridad.

Empresario que cree que "los ricos son ricos por naturaleza", de la línea más dura de Vox en Andalucía y reprobado por conducta antisindical por el Parlamento andaluz. Así es Rodrigo Alonso, el diputado de Vox designado para liderar el sindicato Solidaridad que ha lanzado esta semana la formación de extrema derecha y cuyo presidente, Santiago Abascal, presentó el lunes. Aun así, en el partido insisten en que Solidaridad "no es el sindicato de Vox", que es "independiente". El nuevo líder sindical se estrena con polémica: militantes del partido lo acusan de haber "robado" su idea del sindicato, una propuesta que le desarrollaron para que comunicara a la dirección de Vox en Madrid, como ha adelantado La Voz de Almería y ha denunciado una de las personas afectadas a elDiario.es. 

Demandado el sindicato vinculado a Vox por plagio: "Solidaridad no tiene que ver con machistas, neofranquistas, ultraderechistas y autoritarios"

Demandado el sindicato vinculado a Vox por plagio: "Solidaridad no tiene que ver con machistas, neofranquistas, ultraderechistas y autoritarios"

Cuando en julio Santiago Abascal anunció que Vox impulsaría un sindicato para "proteger a los trabajadores españoles y sus familias", los responsables de la asociación Trabajadores de España (TRAES) no salían de su asombro. "Escribí un whatsapp a Rodrigo diciéndole que ese era nuestro proyecto, porque le llamaba pero no me cogía el teléfono", explica esta persona, que pide mantener el anonimato.  

Meses antes, junto a dos almerienses más afines al partido (dos de ellos son militantes), contactó con Rodrigo Alonso para presentarle su proyecto de impulsar un sindicato estatal desde Vox "que rompiera con los sindicatos tradicionales que tenemos", cuenta. Crearon la organización Trabajadores de España (TRAES), como muestra la documentación facilitada a elDiario.es, con la intención de que "se impulsara desde la dirección del partido un sindicato a nivel estatal y que hubiera un reconocimiento a que el proyecto venía de Almería", añade. 

Se dirigieron a Rodrigo Alonso porque el diputado andaluz lidera la gestora que dirige por el momento Vox en Almería. "No nos habían hablado bien de este señor, pero como estaba al frente del partido aquí, decidimos hablar con él", explican en TRAES. 

En mayo, Alonso se pone en contacto con los responsables de la asociación para que le envíen de nuevo la documentación sobre el sindicato, que supuestamente ya había trasladado "a Madrid", pero había perdido en su ordenador. "Es posible que pueda tener un impulso ese asunto", escribe Rodrigo Alonso a una de las personas responsables de TRAES, según las capturas de pantalla de Whatsapp enviadas a este medio. 

"A partir de entonces, sin contestación. No supimos nada de él hasta que un día vemos que Santiago Abascal anuncia el sindicato. Llamé a Rodrigo, le escribí, pero nada. Luego me llamó para intentar ridiculizarme. Me dijo que qué me creía, que mucha más gente había tenido esta idea y cosas así. Yo lo que sé es que le explicamos la idea del sindicato, le mandamos toda la documentación y luego Abascal anuncia el mismo proyecto y, para nuestra sorpresa, Rodrigo Alonso es el secretario general. Sin reconocernos ni decirnos nada, que el sindicato se parece hasta en el nombre", critica esta persona. Aunque en Vox suelen referirse al nuevo sindicato como Solidaridad, su nombre oficial es Sindicato para la Defensa de la Solidaridad de los Trabajadores de España. El nombre de la organización sindical de Vox ha traído cola, con una denuncia del sindicato Solidaridad Obrera por plagio.

"Este señor es una manzana podrida y hay que exponerla, avisar a la dirección del partido para que sepan cómo es y que no conviene alguien así, ni en Andalucía ni en ningún sitio", afirma esta persona, que confía en que Vox actúe contra Rodrigo Alonso.

elDiario.es ha tratado de contactar con el secretario general de Solidaridad a través del sindicato, de su correo electrónico y de prensa del partido, pero no ha obtenido respuesta por ninguna vía.

Línea dura de Vox en el Parlamento

Rodrigo Alonso se presenta en la web de Vox como natural de Antas (Almería), licenciado en Administración de Empresas por la Universidad de Granada y "empresario de telecomunicaciones y marketing digital". Fue uno de los primeros 12 diputados de Vox que entraron en el Parlamento de Andalucía, partido al que adhirió tras su paso por el PP, con el que fue concejal de Hacienda en el Ayuntamiento de Antas. Hombre de Abascal en Almería, de la línea más dura de Vox, los que conocen el grupo parlamentario aseguran que Alonso es de los del exabrupto fácil, que replican los medios de comunicación y resuenan mucho en Madrid, donde en ocasiones recibe más respaldo que entre los suyos de las cortes andaluzas.

"Olvídense de los ricos. Los ricos son ricos por naturaleza y no podemos hacer nada", afirmó en su discurso de oposición en el Parlamento andaluz a una proposición no de ley de Adelante Andalucía para implantar un impuesto a la banca. Ahora, Rodrigo Alonso dice que Solidaridad defenderá a los trabajadores de los "sindicatos corruptos" que están "sometidos al poder del Ibex 35", pronunció en su primer discurso como secretario general de la organización. La retórica del sindicato de Vox habla de luchar contra las oligarquías y critica a las multinacionales que no pagan impuestos en España, pero en la práctica el partido de Santiago Abascal vota en el Congreso en contra de medidas como el impuesto a las tecnológicas, también conocido como 'tasa Google'.

Destaca también la elección de Alonso para encabezar el sindicato, ya que el empresario ha sido conocido precisamente por su conducta antisindical. El diputado de Antas arrancó, arrugó y tiró unos carteles del tablón de la sección sindical de CGT en las cortes andaluzas, acto por el que la Mesa de la Diputación Permanente acordó reprochar su actuación el pasado 24 de enero, según la notificación que ha podido consultar este medio. "La mesa nos dijo que se censuró la actuación del diputado y se le conminó a que no se repitiesen los hechos.

"Dada la gravedad de lo que hizo, que supone vulnerar la libertad sindical, creemos que se podía haber hecho algo más, aplicar el régimen disciplinario", sostienen desde la sección de CGT en el Parlamento de Andalucía. Además, el sindicato expuso los hechos ante la Fiscalía general del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía. "Pero aún no hemos tenido ninguna respuesta sobre ello", añaden en la organización anarcosindicalista.

'Ordeno y mando' en Solidaridad

Rodrigo Alonso ha explicado que mantendrá su condición de diputado en el Parlamento andaluz y que dedicará solo su "tiempo libre" al nuevo sindicato de Vox. Una tarea complicada dadas las numerosas atribuciones que designan los estatutos de Solidaridad al secretario general, con casi todo el poder de dirección y mando sobre la organización, excepto unas pocas tareas que comparte con la figura del tesorero.

El secretario general es el encargado de representar legalmente al sindicato; convocar, presidir y levantar sesiones de la Asamblea General de Solidaridad; ordenar los pagos al tesorero; planificar y dirigir las acciones de la organización de trabajadores; adoptar las decisiones sobre la adquisición de patrimonio por parte del sindicato; "llevar al día los libros de contabilidad" y "recaudar y custodiar los fondos pertenecientes al sindicato", entre muchas otras atribuciones.

La estructura del sindicato limita mucho las posibilidades de crítica y democracia interna en el seno de Solidaridad y facilita el 'ordeno y mando' del líder. En este caso, Rodrigo Alonso. El secretario general tiene que aprobar las secciones sindicales o agrupaciones que se quieran formar en un centro de trabajo y además es la persona que elige a los miembros del Comité de Garantías, que es el órgano de control de las medidas disciplinarias internas "tanto de carácter individual sobre los afiliados, como de carácter colectivo de las secciones sindicales o asociaciones provinciales", recogen los estatutos.

Aunque los estatutos establecen que el secretario general debe ser elegido por "votación libre, directa y secreta", elDiario.es no ha logrado que Vox responda quién ha nombrado líder a Rodrigo Alonso. En una reciente entrevista en La Razón, el diputado andaluz agradece al "comité de dirección" su elección. Según la información oficial, el sindicato fue registrado por Santiago Alarcón Gordon, abogado del bufete y consultoría Grupo Área y que está especializado en tributación y asesoría fiscal. Las tres personas que aparecen como "promotoras" del sindicato, que firman los estatutos, son "Paula Bernardina Hidalgo de La Cruz, Raquel Moreno Barba y Ángel García Ochoa", entre los que destaca Raquel Moreno, por ser concejal de Vox en el municipio madrileño de Torres de Alameda y ser una de las personas que tomó la palabra en el acto de presentación de la organización el pasado lunes.

En mano del secretario general está también la posibilidad de que Solidaridad reciba donaciones y subvenciones, una vía de financiación que avalan los estatutos de Solidaridad, pese a que el discurso público del sindicato siempre defiende que solo se financiará de las cuotas de sus afiliados. Vox también rechazaba las subvenciones a los partidos políticos, pero las aceptó cuando obtuvo representación en el Congreso de los Diputados. El tiempo dirá si sucede lo mismo con el sindicato hermano del partido de Abascal, que primero tiene que lograr representación suficiente entre los trabajadores para poder optar a los fondos públicos.

Etiquetas
Publicado el
20 de septiembre de 2020 - 21:44 h

Descubre nuestras apps

stats