eldiario.es

Menú

Hyundai Ioniq o VW Golf GTE: ¿cuál te conviene más?

Enfrentamos a dos híbridos enchufables de tamaño medio con vocaciones muy diferentes entre sí

El primero es más práctico y económico, pero el segundo se impone por prestaciones y dinamismo

- PUBLICIDAD -
Hyundai Ioniq híbrido enchufable.

Hyundai Ioniq híbrido enchufable.

Las crecientes dificultades para circular por las grandes ciudades debido a la contaminación hacen que quien más quien menos se plantee comprar un vehículo alternativo llegado el momento. Los  híbridos enchufables son a priori una de las opciones más interesantes porque proporcionan mayor autonomía puramente eléctrica, para moverse en entornos urbanos, mientras que fuera de ellos cuentan con la garantía de un motor de combustión al uso.

Dentro de los  híbridos  plug-in de tamaño mediano destacan dos modelos que pueden competir en prestaciones y funcionalidad para el usuario. Por un lado, el Hyundai Ioniq, que se acerca a los 4,5 metros de longitud y presenta forma de berlina. Por otro, el Volkswagen Golf GTE, un compacto conocido por todos, más corto que el Ioniq pero que dispone de una amplitud semejante.

Volkswagen Golf GTE.

Volkswagen Golf GTE.

El espacio interior no debería ser, pues, un argumento decisivo a favor del Hyundai, a pesar de los datos sobre el papel, pero sí puede serlo la capacidad del maletero, pues la instalación eléctrica deja al GTE con unos escasos 272 litros de cubicaje (lejos de los 380 de los demás Golf de cinco puertas). Los 341 litros del Ioniq tampoco son una maravilla, pero sin lugar a dudas cunden más.

Motores

Las diferencias entre uno y otro modelo son notables en el aspecto dinámico, ya que en el coreano se ha primado la comodidad y en el alemán el dinamismo, y sobre todo en el apartado mecánico. El primero dispone de un motor de gasolina de 105 caballos y otro eléctrico de 60; el segundo, de un motor de gasolina con turbo de 150 CV y un eléctrico de 102, lo cual se traduce en unas prestaciones netamente superiores que permiten considerar al GTE como el GTI de los híbridos enchufables.

El Hyundai Ioniq cuenta con un motor de gasolina de 105 caballos y una unidad eléctrica de 60.

El Hyundai Ioniq cuenta con un motor de gasolina de 105 caballos y una unidad eléctrica de 60.

Autonomía

El Ioniq cuenta, sin embargo, con una autonomía 100% eléctrica superior, de 63 kilómetros teóricos, por 50 del Golf, aunque en ambos casos los registros son más pobres en la conducción real y resulta complicado –sobre todo con el Hyundai– completar un recorrido urbano de unas decenas de kilómetros con mínimos repechos sin que entre a funcionar el motor de combustión.

Precios

Llega el momento de hablar de precios, sin los que es imposible hacerse una correcta composición de lugar de dónde se sitúa cada modelo. Antes de descuentos o promociones, el Ioniq parte de 33.525 euros en su versión Tecno y 36.525 en la Style, muy equipada. El Golf se ofrece en una versión única que cuesta oficialmente 40.690 euros.

El Golf GTE supera los 200 caballos de potencia.

El Golf GTE supera los 200 caballos de potencia.

Como es habitual en la marca alemana, el equipamiento no es abundante y, aunque el coche se puede adornar con elementos no disponibles en el Hyundai como la instrumentación completamente digital o el control de velocidad adaptativo, éstos son opcionales y por tanto encarecen la factura final en caso de decidirse a instalarlos.

Entonces, ¿cuál es mejor?

Para resumir la contienda: el modelo coreano se impone en funcionalidad, especialmente por maletero, el alemán gana por goleada en dinamismo y prestaciones, y en lo tocante al precio, tanto del vehículo en sí como del equipamiento opcional, la ventaja parece estar del lado del Ioniq. Sin embargo, el Golf es más redondo y siempre será un Golf… La decisión está ahora en tus manos.

- PUBLICIDAD -