El Celta reincorpora a Santi Mina a los entrenamientos tras un burofax del futbolista condenado por abuso sexual

Santi Mina celebra un gol

Gonzalo Cortizo


14

El futbolista condenado a cuatro años de prisión por abuso sexual, Santi Mina, volverá a saltar al terreno de juego para participar en los entrenamientos del Celta de Vigo. El Club vigués ha confirmado la decisión a través de un comunicado en el que explican que un burofax del futbolista reclamando ese derecho les ha obligado a retomar las convocatorias.

En su comunicado el club asegura: “A través de un burofax [Mina] exige al RC Celta su incorporación inmediata a los entrenamientos del equipo, por lo que en este caso el club se ve obligado a asumir la presencia del jugador desde este momento en las sesiones de preparación dentro de los horarios estipulados con sus compañeros.

Cuando se conoció la sentencia que condena al delantero, el Celta decidió apartarle de los focos y abrirle un expediente disciplinario de cuyas consecuencias nada se sabe. En estos meses el Club ha intentado buscar un equipo de fuera de España que se hiciera con los servicios del futbolista pero Mina no aceptó la oferta que se le puso encima de la mesa. En aquel momento, el Celta pretendía sacarse el problema de encima y hacer la mayor caja posible durante la solución del problema. Ahora, pretenden evitar problemas legales con un futbolista que ha amagado con iniciar acciones legales si le impiden continuar entrenando en un equipo de primera división. ElDiario.es se ha puesto en contacto con los portavoces del club vigués sin obtener respuesta.

“Mira, chica, tú me gustas”

La sentencia dictada a principios de mayo por la Audiencia Provincial de Almería condena a Mina a cuatro años de cárcel. En el momento de los hechos el futbolista había viajado a la localidad almeriense de Mojácar con su compañero David Goldar. Esa noche Goldar conoció a una chica a la que invitó a la caravana que ambos futbolistas tenían estacionada cerca de una discoteca. Mientras Goldar y la chica mantenían relaciones en el vehículo, Mina decidió entrar completamente desnudo y exigir sexo de la joven sin su consentimiento. “Mira, chica, tú me gustas mucho y creo que deberíamos hacer algo”, le dijo. Ella replicó que con quien se había ido era con su amigo y no con él. Mina salió del vehículo pero volvió a entrar al cabo de un minuto. Fue entonces cuando forzó a la mujer con penetraciones en boca y vagina.

La defensa del futbolista anunció tras conocerse el fallo que recurrirán la sentencia.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats