Los ayuntamientos de Alcoa pasan factura al PP y al PSOE

Trabajadores de Alcoa San Cibrao acuden a votar con sus trajes de faena

La convulsión económica y social que supone para la costa de Lugo el cierre de la planta de Alcoa ha marcado buena parte del discurso electoral de las formaciones políticas en los meses previos al 12J. A pesar de los intentos del PSOE, al frente del Gobierno de coalición en Madrid, y del PP, con competencias en Industria y la gestión del ERE de Alcoa desde la Xunta, el voto en los ayuntamientos de Cervo y de Xove, donde se asienta la fábrica, reflejó una bajada de alrededor de cuatro puntos respecto a las pasadas elecciones de 2016 para ambas formaciones. Son los municipios de A Mariña lucense donde menos bajó la participación y en los que tanto el coronavirus como Alcoa se colaron en las urnas.

Recorrido por la zona más afectada por el brote de coronavirus en A Mariña el día de las elecciones

Recorrido por la zona más afectada por el brote de coronavirus en A Mariña el día de las elecciones

En los últimos meses, la comarca ha tenido que afrontar el anuncio de un despido colectivo para más de 500 trabajadores en Alcoa, la planta de transformación de aluminio primario que es practicamente la única industria de la zona, y un segundo confinamiento provocado por un rebrote de coronavirus. Con restricciones de movimiento en siete de sus municipios más los de aforo y reunión que existen en los otros siete que conforman la comarca, A Mariña llegó a unas elecciones fundamentales para el futuro de la comarca en las que pasó factura a los dos partidos con poder de acción y decisión sobre la factoría. En Cervo y Xove, el PP retrocedió más de cuatro puntos, aunque se mantiene como partido más votado, mientras que el PSdeG bajó 4,5 puntos en Cervo y 2,2 en Xove y cede su segundo puesto a la formación de Ana Pontón. El BNG, como en buena parte de los ayuntamientos de la comarca, ha experimentado un crecimiento de más de 23 puntos en Xove y 28 en Cervo.

La población de estos dos ayuntamientos, en los que se mantendrá hasta el próximo miércoles la prohibición de entrar y salir a Burela y al resto de Galicia, salió a participar del sufragio muy por encima de la media gallega y, aunque bajó en 2,6 y en 3,4, el descenso estuvo muy por debajo de los municipios de la comarca, que registró desplomes de hasta 11 puntos.

Viveiro y Burela son los ayuntamientos con más población de la zona y Cervo y Xove se sitúan en medio de ellos, por lo que atraen a buena parte de la población y de los trabajadores del área. En Burela, epicentro del rebrote de coronavirus y el territorio que tiene las mayores restricciones de movilidad de Galicia, la participación bajó en 7,9 puntos y el cambio en el sentido del voto también repercutió directamente en el Partido Popular y el PSdeG. Perdieron 4,9 y 3,6 puntos respectivamente sobre el resultado del 2016. En ambos el PSOE cedió en la segunda posición alcanzada hace cuatro años en favor del BNG.

Etiquetas
Publicado el
13 de julio de 2020 - 18:01 h

Descubre nuestras apps

stats