Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
'Sánchez sentencia a Ábalos para marcar la diferencia con el PP y evitar el desgaste'
Teresa Ribera: “Confío en que no habrá más sorpresas con Doñana”
OPINIÓN | 'La zona gris', por Enric González

Sin chip ni licencia y destinados a peleas ilegales: así convivían los pitbull que atacaron a una mujer en Mallorca

Un perro de la raza Pitbull Terrier con bozal

Esther Ballesteros

Mallorca —

11

Sin seguro de responsabilidad civil, sin microchip, criados de forma irregular y supuestamente destinados a las peleas ilegales. En tales condiciones convivían los pitbull que el pasado viernes atacaron a una mujer de 38 años a las afueras del municipio mallorquín de Felanitx. La víctima fue trasladada de gravedad a un centro hospitalario, donde se recupera de las heridas. Mientras tanto, tres de los canes que se abalanzaron sobre ella fueron abatidos a tiros cuando la Policía Local pretendía reducirlos. Tres hembras más escaparon, siendo finalmente localizadas junto a cuatro cachorros y enviadas para su custodia al centro de conservación Natura Parc.

Los hechos sucedieron poco antes de las diez de la mañana, cuando la mujer salió a dar un paseo por los alrededores del Calvari, un monumento dedicado a la crucifixión cuyo entorno, a más de 200 metros de altura, es ampliamente frecuentado por excursionistas. En un momento dado, la tranquilidad de la caminata se vio alterada cuando al menos seis pitbull irrumpieron de repente. No dieron tiempo a reaccionar a su presa. En cuestión de segundos, los perros ya se habían arrojado sobre ella y habían comenzado a morderle brazos y piernas, causándole graves lesiones.

Los equipos de emergencias no tardaron en personarse en el lugar. Dado que la mujer, en el momento del ataque, se encontraba en un lugar de difícil acceso para los vehículos, los efectivos de los Bombers de Mallorca tuvieron que llegar hasta ella caminando. Por su parte, los agentes de la Policía Local de Felanitx intentaron aplacar a los animales, pero estos intentaron abalanzarse sobre ellos. No lo lograron. Los funcionarios policiales sacaron de inmediato su arma y abatieron a tiros a tres de los pitbull mientras los otros, tras escuchar los disparos, huyeron a la carrera. La herida fue trasladada de urgencia al hospital de Manacor, donde recibió los primeros auxilios, y posteriormente al de Son Espases, en Palma.

Los perros, criados ilegalmente en condiciones deplorables

Las investigaciones impulsadas por efectivos del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil y los técnicos de Natura Parc les llevaron hasta un desvencijado recinto situado a las afueras de este municipio de 18.300 habitantes ubicado en la comarca del Migjorn de Mallorca. En él encontraron a los tres canes huidos, hembras todas ellas, y a cuatro crías. Excepto una de las perras adultas, de seis años, ninguno de los ejemplares tenía microchip, según la Guardia Civil.

La Benemérita también comprobó que el propietario de los animales no disponía de seguro de responsabilidad civil, licencia para la tenencia de perros potencialmente peligrosos (PPP) -exigida por Ley en el caso de los canes que por sus características morfológicas, su agresividad y su acometida puedan suponer una amenaza para la integridad física-, autorización para la cría ni permiso para albergar tantos animales en un espacio tan reducido.

En este sentido, la Ley de Bienestar Animal, recientemente aprobada, establece que la actividad de la cría únicamente pueden llevarla a cabo personas debidamente inscritas en el Registro de Criadores de Animales de Compañía, bajo mecanismos de supervisión veterinaria, para conseguir que se realice de forma responsable y moderada. Asimismo, estipula que los espacios en los que se críen animales de compañía deberán respetar, según su categoría, las condiciones de espacio y alojamiento recogidas en la normativa sobre núcleos zoológicos, requisitos que el propietario de los pitbull de Felanitx incumplía, según la Guardia Civil.

Las pesquisas apuntan a que el hombre mantenía a los perros en deplorables condiciones y los criaba con el objetivo de destinarlos a peleas ilegales. “El entrenamiento de los perros para ese fin y el tratamiento de los mismos para conseguir los mejores ejemplares constituye en sí mismo un maltrato habitual”, señala una sentencia de la Audiencia Provincial de Madrid que confirmó recientemente las condenas a una red criminal dedicada a organizar peleas de perros a nivel nacional e internacional. Para ello, les administraban sustancias dopantes para mejorar su rendimiento y los sometían a un severo maltrato desde su nacimiento. La Ley castiga como infracción muy grave -bajo multas de entre 50.001 y 200.000 euros- el adiestramiento y el uso de animales para peleas y riñas con otros animales o personas.

El responsable de los canes, que será investigado por un delito de lesiones por imprudencia, niega, sin embargo, que los perros fuesen utilizados para peleas clandestinas, como declaró a Diario de Mallorca, al que aseguró que la cría de los canes la realizaba “por afición”. El propietario niega, además, en contra de las manifestaciones de los vecinos, que los animales hubieran escapado en anteriores ocasiones.

Tres de los canes, en cuarentena a la espera de adopción

Con todo, las tres hembras -una de ellas mezcla con rottweiler- y los cuatro cachorros fueron finalmente requisados y trasladados al Centro de Protección de Animales Domésticos (Cepad) de Natura Parc, donde los ejemplares que supuestamente participaron en el ataque se encuentran en cuarentena sanitaria. “Después serán vacunados de la rabia, pero hasta entonces debe transcurrir un periodo en el que comprobemos que no están incubando nada”, explica a elDiario.es el gerente de la Fundació Natura Parc, Mariano Mas, quien apunta que, mientras dure el proceso judicial contra el propietario de los animales, el juez puede autorizar que los cachorros se den en adopción.

Respecto a las hembras, señala, estarán pendientes de si el dueño tiene intención de recuperarlas. En caso negativo, los técnicos deberán cerciorarse de que son aptas también para la adopción, comprobaciones necesarias para evitar que puedan protagonizar una nueva arremetida. “Hay que tener la certeza de que esos animales no van a ser futuros atacantes, para lo cual se llevará a cabo un estudio etológico para conocer más profundamente el comportamiento del animal y después valorar si pueden ser adoptados. En ese caso, también debemos estudiar el tipo de persona a la que se le puede entregar”, señala Mas.

El gerente indica que una persona “puede querer tenerlos porque le gusta la raza y puede que el perro no tenga problemas porque ha demostrado que su actuación únicamente se debió a que quería defender a un cachorro o su territorio y con las personas es buen perro, o a lo mejor el can ya es de por sí agresivo con los humanos”. “Entonces ahí determinamos quién puede adoptar”, añade. En último caso, si finalmente se determinara que el animal no puede ser dado en adopción, analizarían qué destino se le puede dar, siendo la eutanasia la última de las posibilidades a tener en cuenta y teniendo en cuenta, además, lo dispuesto en la Ley de Bienestar Animal.

Mientras tanto, la alcaldesa de Felanitx, la popular Catalina Soler, en declaraciones a este medio, lanza un mensaje de tranquilidad a la ciudadanía al recordar que el propietario “se encuentra identificado y ya está todo arreglado”. “Y lo más importante es que la mujer se vaya recuperando”, añade. Sobre las posibles medidas a adoptar contra el criadero ilegal, señala, en cualquier caso, que no es competencia del Ayuntamiento, sino del Seprona. 

“Muy mal tenían que estar para que atacasen a la mujer”

Por su parte, la presidenta de la Asociación SOS Voluntarios de Son Reus, Nieves Martín, lamenta, en declaraciones a elDiario.es, el episodio ocurrido en Felanitx y, lejos de criminalizar el carácter de los pitbull, afirma que esta raza es ampliamente utilizada en Estados Unidos para cuidar a los niños, dado que se trata de animales “muy buenos y cariñosos”. No obstante, puntualiza que todo depende de las condiciones en que sus propietarios los mantengan: “El problema son muchas veces los dueños y cómo eduquen a los perros. Muy mal tenían que estar esos animales para que atacasen a la mujer”.

Son animales muy buenos y cariñosos. El problema son muchas veces los dueños y cómo eduquen a los perros. Muy mal tenían que estar esos animales para que atacasen a la mujer

Nieves Martín Presidenta de la Asociación SOS Voluntarios de Son Reus

La animalista subraya que la nueva Ley es “muy estricta” en materia de cría de animales domésticos y recrimina que los criaderos ilegales “no ofrecen las características adecuadas para que los animales estén en buenas condiciones”. “Y, aparte de eso, a saber qué planes tendrían para ellos. Si era para utilizarlos en peleas, es una salvajada”, comenta. Martín asevera, asimismo, que la Justicia “tiene que intervenir”. “Y desde luego prohibir a estas personas que vuelvan a tener un perro en su vida e incluso que se acerquen a un animal”, concluye.

Etiquetas
stats