La portada de mañana
Acceder
Las leyes trans, 'mordaza' y de vivienda ponen a prueba el pacto de legislatura
¿Puede permitirse China abandonar de golpe la política de Covid Cero?
OPINIÓN | "¡Arriba las manos!, esto es un banco", por Esther Palomera

La inteligencia británica cree que Putin puede anunciar este viernes la anexión de los territorios ocupados

Una mujer vota en un coche en la ciudad de Mariúpol sobre la anexión a Rusia.

Las autoridades de facto de los territorios ucranianos ocupados de Donetsk, Lugansk, Zaporiyia y Jersón organizaron los pseudorreferéndums de anexión a Rusia en menos de tres días. Después de cinco jornadas de votación y con pocas dudas sobre el resultado, las urnas cierran este martes con todas las miradas puestas en un posible discurso este viernes de Vladímir Putin dirigido a los miembros del Parlamento ruso. Los primeros resultados, obtenidos de mesas situadas en territorio ruso para refugiados ucranianos, arrojan más de un 97% de los votos a favor de la anexión.

“Hay una posibilidad realista de que Putin utilice su intervención para anunciar formalmente la anexión de las regiones ocupadas de Ucrania”, ha señalado este martes la inteligencia británica. “Los líderes rusos esperan que cualquier anuncio de anexión se vea como una defensa de la ‘operación militar especial’ y consolide el apoyo patriótico al conflicto”. En esta línea, una fuente parlamentaria rusa citada por la agencia rusa TASS ha señalado que lo más probable es que el viernes se formalice la anexión a Rusia de esos territorios.

El portavoz del presidente Putin, Dmitri Peskov, ha anunciado este martes que “la situación legal [de estos territorios] cambiará radicalmente desde el punto de vista de la legislación internacional y eso también tendrá consecuencias en la seguridad”. “Nuestros legisladores, nuestros órganos del poder ejecutivo y nuestros departamentos jurídicos legales ya están listos”, ha añadido.

“El nivel de entusiasmo en la sociedad rusa no llegará al entusiasmo de 2014 tras la anexión de Crimea. En primer lugar, porque la parte ucraniana, apoyada por Occidente, sigue resistiendo y parece que seguirá resistiendo. El apoyo militar creo que aumentará después de los referéndums”, dice a elDiario.es Kerim Has, analista experto en Rusia radicado en Moscú. “Es probable que en los próximos meses veamos una nueva oleada de movilización en Rusia para proteger esas cuatro regiones. Eso significa que después de la anexión, la ansiedad dominará sobre el éxito en la sociedad rusa. Existe el riesgo de que la guerra escale en los próximos meses”, añade.

“Se trata del momento más importante desde el inicio de la guerra porque el estatus legal de esas regiones cambiará desde la perspectiva rusa. Ese cambio de estatus requiere otro cambio en la estrategia de defensa de esos territorios. Entramos en un periodo muy peligroso”, dice Has.

“Participación falseada”

Las autoridades prorrusas han tratado de vestir de legitimidad las ‘votaciones’ anunciando elevadas cifras de participación: en Lugansk, por ejemplo, supera el 90% y en Jersón, el 70%. Sin embargo, el think tank estadounidense Institute for the Study of War (ISW) sostiene en su análisis diario del conflicto que las fuerzas de ocupación han “falsificado de forma flagrante” estos datos.

“Las autoridades rusas tienen que aclarar si sus cifras de participación falseadas reflejan supuestamente porcentajes sobre la población que había antes de la guerra o solo de los actuales residentes de las partes controladas por Rusia”, señala el ISW. 

“La participación, incluso en un referéndum libre y justo, sería con toda seguridad mucho menor. La invasión rusa de Ucrania ha desplazado a 12,8 millones de personas, más del 25% de la población ucraniana, entre febrero y mayo de 2022, según el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos. La mayoría de esos desplazados proceden del sur y del este, donde se están celebrando los falsos referendos. E incluso en tiempos de paz, los ucranianos no acuden a votar en porcentajes tan altos como los que informan los funcionarios de ocupación rusos”, añade.

La Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE), uno de los organismos internacionales de referencia en la observación de elecciones declaró que los pseudorreferéndums “no tendrán fuerza legal” y los calificó de “ilegales”.

Mijailo Podoliak, asesor del presidente ucraniano Volodímir Zelenski, ha asegurado que los ciudadanos ucranianos que hayan ayudado en la organización y realización de las ‘votaciones’  “serán juzgados como traidores”. “Hay gente con nacionalidad de Ucrania que ha ayudado activamente a organizar esta parodia. Tenemos listas con nombres de personas que han estado involucradas de alguna manera”. 

Peter Stano, portavoz del alto representante de la UE, Josep Borrell, ha anunciado este martes que “habrá consecuencias para todos aquellos que participen en los referéndums ilegales e ilegítimos”, lo que podría derivar en la imposición de nuevas sanciones.

“La movilización y las anexiones son realmente para mantener la línea. Putin intenta no perder más de los territorios ucranianos que ha tomado. Sin embargo, es probable que fracase, lo que aumentará los riesgos para él y para nosotros”, señalaba en redes sociales el analista y experto Mark Galeotti, autor de varios libros sobre Rusia

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats