eldiario.es

9

Metro de Madrid no encuentra maquinistas de urgencia para solucionar las aglomeraciones

El suburbano puso en marcha una promoción interna para que 30 empleados se hicieran conductores y un tercio ha quedado vacante por falta de aspirantes 

Metro de Madrid ha forzado a volver al servicio a 30 exconductores que llevan menos de un año fuera de las cabinas y pide voluntarios para horas y días extra hasta final de año 

"Con las circunstancias actuales y las condiciones que intentamos negociar, meterse de maquinista no es lo más apetecible", aseguran los sindicatos

Finalizan los paros en el Metro de Madrid con seguimiento casi unánime y sin incidencias

Metro de Madrid no encuentra maquinistas de urgencia para solucionar las aglomeraciones. EFE

Metro de Madrid no consigue reclutar suficientes maquinistas para tratar de solucionar las aglomeraciones de cada día en los andenes. La empresa pública abrió hace unas semanas un proceso de promoción interna para poner a 30 empleados de otros servicios a conducir trenes (tras un curso de formación) y un tercio de los puestos han quedado desiertos, según los sindicatos, por falta de aspirantes. Solo se han presentado 20 al examen. 

"Ahora mismo, con las circunstancias que vivimos de aglomeraciones y las condiciones que intentamos negociar con la empresa, meterse en el colectivo de maquinistas no es lo más apetecible", asegura el portavoz de la sección sindical de UGT en Metro, Teo Piñuelas. Los sindicatos mantienen desde hace meses un enfrentamiento abierto con la compañía por la falta de personal, la presencia de amianto en algunos trenes y las exigencias de mejora de las condiciones laborales para el colectivo de conductores. 

Como no dan los números, Metro de Madrid ha tenido que tomar más medidas para disponer de personal para cubrir el servicio hasta diciembre: horas extras voluntarias para los conductores y un reclutamiento forzado de personal que estaba "temporalmente fuera del servicio" de maquinistas.

Por un lado, el suburbano intentará devolver a las cabinas a 30 empleados que ya salieron de ellas hace menos de un año y que están "en prestación de servicio", como adelantó El Mundo y confirma un portavoz de Metro de Madrid. "La única condición es que hayan trabajado como maquinistas en el último año", explica Juan Carlos de la Cruz, de CCOO. 

Por otro, la empresa ha difundido una circular interna para informar a los maquinistas y a personal de otros departamentos (jefes de depósito, de sector, agentes de taquilla, gerentes de estaciones...) de que pueden apuntarse voluntariamente a hacer horas y días extra desde el 1 de noviembre hasta el 31 de diciembre ante el "previsible incremento de la demanda de viajeros" por "diferentes eventos y festividades", la "prevista entrada en vigor del plan de movilidad Madrid Central" y "potenciales puestas en marcha de los protocolos de alerta medioambiental".

Un portavoz de la compañía asegura que "no es la primera vez" que se piden estos refuerzos a los trabajadores. "Ya se ha hecho otras veces para días puntuales y en todo caso son voluntarios y están correspondientemente remunerados según el convenio colectivo", afirma. 

Los sindicatos creen que si el servicio se cubre debidamente será por las horas extra y no por el personal reclutado de urgencia. "Creemos que no es la solución más efectiva porque son pocos para todas las líneas que tenemos. Son 12 líneas y los maquinistas trabajan a turnos. Es una solución cortoplacista de urgencia que arrastramos por una falta total de previsión", critica Piñuelas, de UGT. En CCOO se pronuncian en la misma dirección: "no es la solución para un problema estructural".

100 conductores nuevos... en abril

Para dar estabilidad a lo que ahora se está resolviendo de urgencia, Metro de Madrid contratará a 100 nuevos maquinistas a principio de año a través de una oferta de empleo público. Estas contrataciones, según fuentes de la Consejería de Transportes, se adelantarán todo lo posible, aunque los sindicatos advierten que los nuevos conductores no estarán funcionando hasta al menos marzo o abril. El motivo: todos tienen que hacer antes un curso obligatorio de tres meses. 

"Pasarán más de tres meses porque Metro no tiene formadores para que los 100 hagan el curso a la vez", advierte Piñuelas. Según UGT, la necesidad urgente de maquinistas está obligando a Metro de Madrid a realizar cursos exprés en los que se tocan los temas estrictamente necesarios para "que los maquinistas salgan a funcionar". "En lugar de dar formación sobre cómo se manejan varios modelos de trenes, se enseña uno y un grupo ya puede salir a trabajar con ese modelo; y otro, con otro", abundan desde el sindicato. 

Comisiones Obreras, en medio del conflicto abierto con la compañía, denuncia el aumento del "número de sanciones" a maquinistas en los últimos meses. "Si tardamos más en hacer un trayecto nos envían informes y cartas de preguntas. Y eso está pasando más últimamente". Fuentes de Metro de Madrid desmienten este extremo.  

El número de maquinistas en Metro de Madrid se ha reducido un 10% en cinco años, según los datos que maneja UGT. Al cierre de 2017 había 1815 conductores en activo frente a los 2021 de 2012. El sindicato ha hecho una previsión sobre cómo va a terminar este año y el número total languidece hasta los 1745, si bien en estos datos no se han incluido los últimos refuerzos de urgencia. "La compañía ha visto que la demanda estaba aumentando y no ha hecho nada hasta ahora", se lamentan desde UGT.

Metro de Madrid no había aportado al cierre de esta edición datos oficiales sobre el número de maquinistas. Un portavoz insiste en que, con el personal operativo, se cumplen "las tablas de frecuencias", una afirmación que desmienten los sindicatos, que aseguran que los intervalos de tres minutos no se dan en muchas líneas.

Según cifras del suburbano, la demanda de viajeros aumentó casi un 6% hasta el mes de julio. 100.000 usuarios más al día en 2018 que en 2017, según la compañía. "Esto supone unas cifras totales de 389.176.257 viajeros, más de 20 millones más que el año anterior", apunta una nota de Metro de Madrid. 

Los presupuestos de la Comunidad de Madrid incluyen un aumento de 91 millones de euros para 2019 destinados solamente al suburbano, que tendrá un presupuesto un 8,7% mayor que este año. Ese dinero extra se destinará, según desglosó el presidente regional Ángel Garrido, a las nuevas 100 contrataciones, la instalación de ascensores, la apertura de la conexión Gran Vía- Sol y las obras de ampliación del vestíbulo y la nueva estación de Arroyo del Fresno. El Gobierno no ha concretado si de este presupuesto extra se extraerán los fondos para comprar los 60 vagones comprometidos para 2020 y que supondrán un desembolso de 700 millones de euros.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha