Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
Catalunya se encamina a un primer pleno de investidura como cuenta atrás electoral
La frustración de la derecha agrava el choque entre poderes, por Esther Palomera
OPINIÓN | 'Una desgracia llamada Macron', por Enric González

Decenas de tráileres con material para el escenario y fans acampados esperan ya a Taylor Swift en Madrid

Tráileres llegando al Bernabéu para el concierto de Taylor Swift.

Diego Alonso Peña

0

El Santiago Bernabéu todavía se está recuperando de la despedida de una de sus máximas leyendas: Toni Kroos. Ya terminada La Liga, el hogar de remontadas y noches futboleras se enfrenta en escasos días a un nuevo reto a la altura de la Champions: recibir a Taylor Swift en sus dos únicas fechas en España. “La princesa del pop” es la artista del momento, cuelga el cartel de sold out en cada ciudad que pisa y sus fans son famosos en todo el mundo por ser aquellos que harían cualquier cosa por ella. “No hay nada equiparable a Taylor en el mundo, el show que presenta, los precios de las entradas, sus seguidores... Es sin duda la artista más importante del pop actual y una de las mayores de la historia”, señala Sara Díaz, una de las fans que asistirá el miércoles al concierto de la americana.

“Solo se puede acceder al museo, al estadio no se puede pasar por la Taylor”, comenta una de las empleadas de seguridad del club madridista mientras informa que “esta situación se prolongará hasta el día 31 de mayo”. “Honestamente, ya no sé de qué es cada obra”, explica entre risas ante la cantidad de grúas, camiones, vallas y elementos de construcción que rodean al nuevo Bernabéu. “Unas serán por el concierto, otras por la obra del metro y otras por el propio estadio, la verdad es que no sé cómo se las apañan para coordinar todo, pero no me quiero imaginar cómo será esta semana”, concluye, mientras indica la entrada a un grupo de estudiantes.

Los conciertos serán el miércoles y el jueves de esta semana con un aforo completo, previsibles colas interminables y servicios de toda la capital colapsados para intentar poder estar lo más cerca posible de la icono pop. Los preparativos para la ocasión han comenzado este lunes, cuando decenas de tráileres han amanecido en Valdebebas para poner rumbo al estadio céntrico de la ciudad. A su llegada, los encargados de la construcción del escenario han hecho cola en la Avenida de Concha Espina y han entrado ordenadamente en el estadio. A las afueras, baños portátiles, empresas de hielo, bebida y materiales variados se iban acomodando para el interior.

Sin embargo, los camiones no han sido los primeros en preparar el concierto de Taylor Swift. Algunos fans comenzaron su aventura el domingo para poder estar lo más cerca posible de la artista. “Nos hemos conocido aquí, somos un grupo de varias personas y nos vamos turnando para conseguir los primeros puestos en la pista”, explica David en su segundo día esperando a la cantante internacional. “Vine con mi novio, él ha ido ahora a casa para darse una ducha y acostarse un poco, pero la idea es estar aquí hasta el jueves, tenemos entradas para los dos conciertos, uno en la zona vip, y es un acontecimiento único, hay que hacer lo que sea”, desarrolla, mientras reconoce que se encuentra abrumado por la cantidad de medios. “Creo que ya he atendido a ocho medios, un montón”, reconoce con humor.

Magüi le acompaña desde la madrugada del lunes mientras espera a que el resto de sus compañeros acudan a la acampada. David está equipado con una silla de playa cubierta con una de las camisetas que la icono pop acostumbra a portar en sus shows y sacos de dormir, junto a su nueva amiga realizan pulseras con los nombres de las canciones de la artista. “Cada pulsera tiene una canción y representa una de las eras de su carrera”, explican.

“He oído que hay países que se han peleado para llevarla a sus ciudades por la cantidad de dinero que mueve”, comentan dos camareras de una cafetería de la zona. Los acontecimientos insólitos no dejan de llegar a los oídos de aquellos que trabajan en los alrededores del Santiago Bernabéu. El caso más extremo ha sido el de una influencer que se hizo viral por desvelar su gran idea para no perderse ninguna canción durante el concierto de Taylor Swift: usar pañales para adultos. “Teniendo en cuenta que son tres horas y media de concierto, más el telonero, más dos horas de cola, yo no sé cuándo voy a tener tiempo para mear”, anunciaba Eira en TikTok.

En la otra cara de la moneda de la expectación de los fans, se encuentra el temor de los vecinos. “Cuando el Bernabéu era exclusivamente un complejo deportivo sabías que alguna semana al mes podrías tener más ruido y follón que de normal, pero con la adaptación del estadio para conciertos y eventos, esto puede llegar a ser casi diario”, apunta José Manuel. Vive desde hace años en uno de los pisos de la calle Santo Domingo de Silos, colindante con Concha Espina y el hogar madridista.

“En un partido puedes tener el momento de fulgor del gol, pero en un concierto es constante y no vienen artistas pequeños precisamente”, desarrolla el vecino explicando que “si el modelo de ciudad es el de ofrecer servicios, experiencias y beneficios económicos, es sin duda un éxito”, pero que “no se preocupan en absoluto por los vecinos y convivencia de la ciudad”. Por consecuencia a muchas experiencias como la de José Manuel, muchos de los vecinos han organizado la Asociación Perjudicados por el Bernabéu para protestar por las nuevas condiciones de vida a las que se enfrentan por vivir en la zona.

“La entrada me costó 170 euros y, créeme, es una de las más baratas que se podían conseguir”, comenta Sara Díaz para contextualizar lo que es un concierto de Taylor Swift. “A cada una de las personas que vayamos al concierto nos darán una pulsera que cambiará de color acorde a la canción que esté sonando y el estadio estará dividido en grada, pista, front stage y front stage VIP”, explica la fan de la artista donde asegura que en algunos conciertos de la gira americana se produjeron terremotos con el tema Shake It Off.

La cuenta atrás se sigue sucediendo en la capital a la espera de que la “princesa del pop” de sus conciertos en el Santiago Bernabéu y, visto lo que ha sucedido en los últimos días, nadie es capaz de predecir lo que supondrá este acontecimiento. El martes será el último día en el que los trabajadores del estadio deberán tener todo listo para la gran cita con Taylor Swift.

Etiquetas
stats