Sobre este blog

En este blog publicamos los artículos y cartas más interesantes y relevantes que nos envíen nuestros socios. Si eres socio/a puedes enviar tu opinión desde aquíConsulta nuestras normas y recomendaciones para participar.

La inmigración "ilegal": un modelo fracasado

0

La política europea, y más concretamente la española, sobre la inmigración "ilegal" es ya un modelo fracasado. Es cada vez más evidente.

- Un modelo fracasado porque convirtió a Europa en rehén de tiranos. Turquía, Libia o Marruecos gobiernan en la UE, no solo con el chantaje del dinero, que estaría mejor empleado en cualquier otra cosa, sino más grave aún, condicionando severamente nuestra política exterior en escenarios tan importantes para nosotros como el Oriente Próximo, los Países africanos en general y del Magreb y el Sáhara en particular. Incluso el dictador Erdoğan (la democracia turca es cada vez menos “democracia”) puede ningunear deliberadamente a la Presidenta de la Comisión Europea o el dictador Mohamed, el del reino de allí (y "allí" no hay duda sobre lo de dictadura) puede crear una Crisis europea porque un día tuvo un incidente personal en el estrecho con la guardia civil (como nos cuenta el exministro Fernández Díaz) o porque atendemos en el hospital de este reino de aquí al presidente de la República Árabe Saharaui (estado reconocido por la Unión Africana y que forma parte de ella).

- Un modelo fracasado porque su mantenimiento nos "obliga" a militarizar el control de nuestras fronteras, incluso con el ejército o, a nivel europeo, con un organismo como "Frontex" que es la mayor "agencia común" de todos los europeos y que está llena de denuncias significando, en la práctica, una militarización inaceptable de nuestra política exterior. (¿Y no será tan o más merecedora de tener la “mayor agencia común europea”, por ejemplo, la lucha contra el cambio climático, por una sociedad no patriarcal o acabar con la pobreza?)

- Un modelo fracasado porque actúa con extraordinaria firmeza en unas fronteras por las que ni siquiera acceden la mayoría de los inmigrantes, ni siquiera los llamados "ilegales", que entran mayoritariamente por aeropuertos. (Como dice Procausa “La inmigración irregular en España hoy proviene principalmente de América Central y del Sur. Casi cuatro de cada cinco (77%) extranjeros indocumentados son de esta región y los inmigrantes irregulares ya representan una cuarta parte de todos los residentes procedentes de América Latina." (Nota. Obviamente no analizo la inmigración latinoamericana en este momento, solo quiero anotar que entiendo que tampoco debe ser “ilegalizada”). Al contrario, son las fronteras de las personas que huyen de las guerras y el hambre en África o en Oriente Próximo, quizás las que más solidaridad necesitan, las más y mejor "impermeabilizadas".

- Un modelo fracasado porque está provocando que Europa y este reino de aquí admitan como normal tener mano de obra esclava. Centrándonos en la agricultura, los casos recientes de Odemira en Portugal o de Murcia y Lleida en España son esclarecedores. Lo mismo podría decirse de la hostelería o de la construcción o del cuidado de nuestras personas mayores y pequeñas (lo que merecería un análisis más detenido) que nos muestra cómo avanzamos hacia ahí, hacia el trabajo esclavo, formándose un ejército de reserva fuertemente desprotegido que contribuye "eficazmente" a agravar la situación de “nuestras" personas trabajadoras precarias.

- Un modelo fracasado porque Europa necesita, ya ahora pero sobre todo para el futuro, a las inmigrantes que están “Compensando el saldo vegetativo negativo, habitando zonas rurales vacías, frenando el envejecimiento de la fuerza laboral, encargándose de los cuidados y sosteniendo las pensiones ”. Justo esas mismas inmigrantes que estamos criminalizando (incluso tratándolas como "ilegales", algo que las personas nunca pueden ser, obviamente).

- Un modelo fracasado porque esta forma de abordar el problema migratorio aleja cada vez más a Europa de sus objetivos fundacionales, la defensa de la Dignidad del ser humano y de los Derechos humanos, en Europa o en cualquier parte del mundo. La inmigración no es el único factor de esta deriva, pero es muy importante.

Es el momento de aprovechar la petulancia del rey de allí (Mohamed) para acabar con la política que llevamos a cabo los súbditos del rey de aquí (Felipe) y el resto de Europa. Es hora de ser valientes, de abandonar la actual política de raíces neoliberales, basada, concretando en el caso de Marruecos y el Sáhara, por un lado en el saqueo de los recursos naturales de esta última nación (el Sáhara), especialmente las relacionadas con la pesca y los fosfatos y por otra en la venta de armas, venta de armas que hacemos, por cierto, a un reino, el de allí, con problemas con el de aquí (recordemos, sin entrar a valorar aquí los motivos geográficos o históricos, Perejil, Ceuta o Melilla) y hacer una política seria como otro elemento fundamental de esta fase final del neoliberalismo en la que, según se dice, estamos entrando.

Sobre este blog

En este blog publicamos los artículos y cartas más interesantes y relevantes que nos envíen nuestros socios. Si eres socio/a puedes enviar tu opinión desde aquíConsulta nuestras normas y recomendaciones para participar.

    Autores

Publicado el
4 de junio de 2021 - 12:00 h

Descubre nuestras apps

stats