eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Autoconvocados de Nicaragua se citan en apoyo a médicos destituidos

- PUBLICIDAD -
Autoconvocados de Nicaragua se citan en apoyo a médicos destituidos

Autoconvocados de Nicaragua se citan en apoyo a médicos destituidos

Los manifestantes autoconvocados de Nicaragua se citaron hoy en Managua para apoyar públicamente a los médicos del Gobierno que han sido destituidos por atender a manifestantes heridos en protestas contra el presidente Daniel Ortega.

Los autoconvocados esperan que cientos de personas muestren su apoyo en una marcha programada para la mañana de este sábado en una de las principales vías de Managua.

"Estamos invitando hoy a solidarizarnos con los médicos que han arriesgado su vida, que han perdido su trabajo", dijo la líder campesina Francisca Ramírez, en un vídeo difundido en redes sociales.

Al menos 125 trabajadores de la salud, entre médicos, especialistas, enfermeras y personal de apoyo, han sido destituidos en los últimos días de los principales hospitales y centros de sanidad de Nicaragua por haber atendido a manifestantes heridos en ataques de policías, parapolicías, paramilitares o grupos oficialistas.

Datos de la Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos (Anpdh), indican que unas 2.800 personas han resultado heridas desde el estallido social del 18 de abril pasado, de las cuales 72 tienen lesiones permanentes.

Muchas de ellas salvaron sus vidas gracias a la atención médica, en una crisis que ha dejado 448 muertos.

Por su parte la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) ha registrado 317 muertos, y ha señalado la prohibición de la atención médica como una de las formas de represión del Gobierno de Ortega.

"Invitamos al resto del gremio médico, que pueda solidarizarse con los que han expuesto su propio trabajo por defender Nicaragua, que arriesgaron su propia vida salvando otras, hoy es el momento de solidarizarnos con ellos, (que fueron) despedidos por hacer su trabajo y defender su compromiso", sostuvo Ramírez.

La CIDH y la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Acnudh) han responsabilizado al Gobierno de Nicaragua por "asesinatos, ejecuciones extrajudiciales, malos tratos, posibles actos de tortura, detenciones arbitrarias y criminalización de manifestantes", lo que Ortega ha negado.

Nicaragua atraviesa la crisis sociopolítica más sangrienta desde la década de 1980, también con Ortega siendo presidente.

Las protestas contra Ortega, y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, iniciaron por unas fallidas reformas a la seguridad social y se convirtieron en un reclamo que pide la renuncia del mandatario, después de once años en el poder, con acusaciones de abuso y corrupción en su contra.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha