eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La Justicia de Guinea Ecuatorial ordena la disolución del principal partido opositor

- PUBLICIDAD -
La Justicia de Guinea Ecuatorial ordena la disolución de principal partido opositor

La Justicia de Guinea Ecuatorial ordena la disolución de principal partido opositor

La Justicia de Guinea Ecuatorial ordenó hoy la disolución del principal partido de la oposición, Ciudadanos por la Innovación (CI), y condenó a 44 años de prisión a 34 de sus militantes por cargos como sedición, aseguró hoy a Efe el abogado de la defensa, Fabián Nsue.

Nsue confirmó que muchos de los acusados, que sumaban un total de 146, fueron absueltos, y avanzó que presentarán un recurso de casación, aunque se mostró pesimista: "No tenemos esperanza, estamos ante una dictadura. El recurso no va a prosperar".

El líder de la formación, Gabriel Nsé Obiang Obono, que no estaba entre los acusados, dijo a EFE por teléfono que el jefe de Estado, Teodoro Obiang Nguema Mbasogo, quiere "disolver el partido (...) por ser el único que se ha enfrentado a él en Guinea Ecuatorial".

Los hechos imputados acaecieron en la localidad de Aconibe, en el sudeste del país, el pasado 5 de noviembre, cuando, según la oposición, la Policía dispersó con disparos al aire a decenas de militantes de CI que llevaban a cabo actos electorales en los días previos a la celebración de los comicios legislativos, impidiéndoles la entrada a la ciudad.

En aquellas elecciones, CI fue el único partido opositor que obtuvo cargos electos, con un diputado en el Congreso -los 99 restantes son del gobernante Partido Democrático de Guinea Ecuatorial (PDGE)- y una concejala en el ayuntamiento de la capital, Malabo, que no han podido tomar posesión al estar en prisión.

Cinco días después de la votación, celebrada el 12 de noviembre, la Policía detuvo a casi dos centenares de opositores acusados de haber agredido a las fuerzas de seguridad y haber provocado daños.

"¿Por una simple pelea, se tiene que disolver el partido?", se preguntó Nsé Obiang, a lo que añadió: "El plan de Obiang era ir al falso juicio de Aconibe para permitir que su hijo (el vicepresidente del Gobierno Teodoro Nguema Obiang Mangue, conocido como Teodorín) sea presidente".

"Han maltratado al partido, hay muertos bajo tierra, pero eso al Gobierno no le importa. Su plan era disolver el partido, por eso nos imputó también el golpe de Estado", denunció el líder de CI en referencia al supuesto intento de golpe de Estado denunciado por el Ejecutivo el pasado 24 de diciembre.

El ministro de Seguridad, Nicolás Obama Nchama, afirmó que un grupo de mercenarios del Chad, Sudán y República Centroafricana entraron ese día en el país en varias localidades ecuatoguineanas para derrocar al presidente.

Pocos días después, CI denunció un asedio militar a sus sedes que se extendió durante varias jornadas, en las que los militantes estuvieron sin agua ni comida, así como la detención de unos 200 acusados de participar en altercados durante la campaña electoral, una cifra que el Gobierno rebajó a una decena.

Preguntado acerca de si planea quedarse en Guinea Ecuatorial, Nsé Obiang aseguró estar "atrapado": "No sé en qué situación estoy, estoy atrapado en las garras del dictador. Ha hecho lo que quería, eliminar el partido. Ha matado a nuestros militantes, los ha torturado, ha defraudado en las elecciones, ha montado un Parlamento monocolor y no tenemos dónde defendernos ni con quién hablar".

El líder de CI reclamó una "investigación neutral de la comunidad internacional" y lamentó que el Gobierno de España quiera "mantener el diálogo con el régimen".

Por último, Nsé Obiang aseguró: "Mi asesinato está cerca, van a matarme. Después de esto, voy a morir".

La defensa de los acusados recurrirá "para cubrir el espacio, nada más" cinco días después de la notificación de la sentencia, tras lo que tendrá otros quince para fundamentar el recurso antes de que el juez decida definitivamente.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha