La portada de mañana
Acceder
Un tercio de las oficinas de la Seguridad Social, en riesgo de cierre
La promesa del final de las mascarillas anticipa otra guerra política
Opinión - Apoteosis cuñada, por Antón Losada
Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia EFE

Esta información es un teletipo de la Agencia EFE y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

Denuncian a Policía de Nicaragua por supuesta falsa acusación de asesinato

EFE

Managua —

Familiares de un hombre acusado de asesinar a un manifestante en Nicaragua denunciaron hoy que la Policía Nacional falsificó cargos contra el investigado, en medio de una crisis sociopolítica que ha dejado cientos de muertos en protestas contra el presidente Daniel Ortega.

Walter López, de 36 años, fue presentado ayer por la Policía Nacional como uno de los asesinos del joven Denis Madriz, cuyo cuerpo apareció con disparos de escopeta el miércoles, tras cuatro días desaparecido.

"Él es inocente, yo lo encierro con llave todas las noches, porque él tiene la enfermedad del alcohol (alcohólico), no lo dejo salir en las noches. Si yo hubiera sabido que él lo hizo, yo no viniera a poner mi cara en vergüenza", dijo su abuela, Bertha Martínez, una mujer octogenaria, en conferencia de prensa.

Según la versión policial, Madriz, de 28 años, fue asaltado por López y un hombre identificado como Augusto Madrigal Vallecillo, quienes lo hirieron con disparos de escopeta en un barrio peligroso de Managua, tras haber asistido a una fiesta nocturna con su pareja.

La Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH) se comprometió a dar acompañamiento a la familia de López debido a las sospechas de que podría tratarse de un "nuevo caso" de falsa imputación por parte de la Policía en el contexto de la crisis.

El asesor legal de la CPDH, Pablo Cuevas, recordó que Madriz había denunciado en reiteradas ocasiones ser acosado por patrullas policiales y grupos afines al Gobierno, a quienes responsabilizó en caso de sufrir cualquier agresión.

La CPDH cree que el caso es similar al de los jóvenes afrodescendientes Brandon Lovo y Glen Slate, quienes fueron inculpados por el asesinato del periodista Ángel Gahona en abril pasado, a pesar de que los testigos y vecinos afirmaron que el culpable fue un policía y mostraron videos como pruebas.

"Lamentablemente en nuestro país, en cuanto a actos investigativos y el proceder de las autoridades policiales, es muy cuestionable como institución, creemos que este caso no ha sido aclarado", sostuvo Cuevas.

Martha Lorena López, tía del acusado, negó que este haya tenido acceso a una escopeta, y dijo temer por sus hijos en el contexto de la crisis.

"Tememos por la vida de nuestros hijos, tengo 4 varones y donde vivimos estamos rodeados de orteguistas, les pido que nos ayuden", dijo la tía, quien afirmó que su familia no conoce a Madrigal.

La crisis en Nicaragua ha dejado entre 322 y 512 muertos, según organismos humanitarios nacionales e internacionales, mientras que el Gobierno solo reconoce 199.

La oficina del Alto Comisionado de la Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Acnudh) ha responsabilizado al Gobierno de Ortega por "más de 300 muertos", ejecuciones extrajudiciales, torturas, obstrucción a la atención médica, detenciones arbitrarias, secuestros y violencia sexual, entre otras violaciones a los derechos humanos.

Organizaciones defensoras de los derechos humanos afirman que el Gobierno ha capturado a más de 300 "presos políticos", incluyendo a Lovo y Slate, pero las autoridades reconocen poco más de 200, a los que califica de "golpistas".

Ortega y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, enfrentan continuas protestas desde el 18 de abril por unas fallidas reformas de la seguridad social, que dieron paso a una exigencia de renuncia debido a los centenares de muertos durante las manifestaciones.

Etiquetas
Publicado el
5 de octubre de 2018 - 21:39 h

Descubre nuestras apps

stats