Iglesias afirma que "el mejor homenaje a los represaliados del franquismo es defender la democracia, la justicia social y la educación pública"

El vicepresidente Pablo Iglesias, en la apertura del homenaje de las víctimas de la Semana Negra de Madrid, en el Teatro del Barrio.

"Porque fuisteis somos, porque somos serán". Así ha concluido Pablo Iglesias, vicepresidente de Derechos Sociales, su intervención en la apertura de las jornadas de homenaje a las víctimas de la Semana Negra de Madrid, organizado por la asociación de memoria La Comuna en el Teatro del Barrio, donde Podemos se presentó el 17 de enero de 2014.

Pablo Iglesias: "No nos vamos a olvidar de dónde venimos"

Pablo Iglesias: "No nos vamos a olvidar de dónde venimos"

En aquella semana de finales de enero de 1977, se produjeron siete muertes a manos de grupos fascistas o de la represión policial, incluidos los cinco abogados asesinados en la matanza de Atocha. E Iglesias ha querido agradecer al portavoz de La Comuna, Chato Galante, la invitación al acto, su "primer acto como vicepresidente".

La historia de las víctimas de la Semana Negra "no es la suma de historias familiares desgraciadas, sino la historia política de España, de los padres y madres de la democracia", ha dicho Pablo Iglesias: "La democracia española está en deuda con héroes y heroínas, como Arturo Ruiz y Mari Luz Nájera, que se jugaron la vida y muchos la perdieron, son las madres y padres de nuestra democracia".

"Es un honor expresar el compromiso con la memoria democrática del Gobierno de España", ha dicho Iglesias, recordando los objetivos del Gobierno en memoria histórica a la vez que ha pedido "exigencia de la sociedad civil" para que se cumplan: El 31 de octubre será el día de recuerdo para todas las víctimas del franquismo, el 8 de mayo será el día de reconocimiento a las víctimas del exilio, y se producirán las exhumaciones de las víctimas del franquismo y las fosas comunes". Así, el Gobierno "prohibirá la simbología franquista de todos los lugares públicos y la exaltación y enaltecimiento del franquismo en lugares de acceso público", además "de las medallas y prestaciones económicas, que son una vergüenza para la democracia española, a torturadores como Billy el Niño y auditar los bienes expoliados por el franquismo para devolverlos a sus legítimos titulares". 

En este sentido, el vicepresidente de Derechos Sociales ha recordado el compromiso del Gobierno con "la recuperación inmediata del Pazo de Meirás para el patrimonio público".

Iglesias ha afirmado que "el mejor homenaje a los represaliados del franquismo es defender lo que defendieron, la democracia, la justicia social y la educación pública", entrando en el debate abierto por la apuesta de PP, Ciudadanos y Vox de incluir el veto educativo de los padres en las escuelas allí donde tienen pactos de gobierno, como acaba de ocurrir en la Región de Murcia.

"Hoy la ultraderecha y la ultra-ultraderecha atacan a la educación pública, diciendo que educar en valores democráticos es adoctrinar", ha afirmado Iglesias: "Es escandaloso que los herederos ideológicos de los que entregaron la educación a la Iglesia, que arrancaron a millares de niños de sus padres para enseñarles a cantar el cara al sol, que la letra con sangre entra, valores totalitarios y machistas, que las niñas deban estar bajo la bota del varón, digan ahora que educar en democracia es adoctrinar".

"Este gobierno va a defender la educación pública frente a los que quieren volver al pasado", ha asegurado, para añadir: "La libertad no es que haya colegios dirigidos por la Conferencia episcopal, la libertad es que cualquier niño o niña, independientemente del dinero de sus padres, el Estado garantizará que puedan estudiar en las mejores escuelas públicas".

Etiquetas
Publicado el
21 de enero de 2020 - 20:18 h

Descubre nuestras apps

stats