La portada de mañana
Acceder
El PP refuerza su bloqueo de las instituciones tras la decisión del Constitucional
Mapa - Los hospitalizados se multiplican hasta por nueve en la mitad de las provincias
Opinión - Pedro en Wonderland, por Rosa María Artal

Una jueza de Palma ordena el fin del confinamiento de 181 estudiantes no contagiados retenidos en un hotel

Vista del Hotel Palma Bellver, el hotel covid donde se alojan algunos de los estudiantes que visitaron Mallorca en viaje de estudios y que han tenido contacto con positivos, este domingo. EFE/ Cati Cladera

Una jueza de Palma ha ordenado que 181 estudiantes confinados en un hotel abandonen el edificio al no haber dado positivo en los test PCR o al no haberse sometido a los mismos y no presentar síntomas. El Juzgado Contencioso número 3 de Palma ha dictado un auto en el que rechaza parte las medidas sanitarias adoptadas por el Govern de les Illes Balears en relación al confinamiento de los jóvenes en el Hotel Bellver.

La Jueza únicamente mantiene la medida respecto a los jóvenes que han dado positivo en COVID-19; en relación al resto no se ratifica la medida al no haberse acreditado por la Administración que se traten de contactos estrechos con los jóvenes positivos, señalan fuentes del Ejecutivo balear mediante un comunicado. Según la resolución, en el caso de los jóvenes que han dado negativo o bien no se hayan sometido a la prueba, no se considera por tanto proporcionada la medida adoptada por la Administración al limitar un derecho fundamental. 

Por otra parte, la Jueza requiere al Govern balear que informe al Juzgado cada cinco días de la evolución en la situación de cada una de las personas afectadas por la medida, a los efectos de revisar su estado y la necesidad, en su caso, de su mantenimiento.

La decisión del Juzgado es una resolución ejecutiva sin perjuicio que pueda ser recurrida en apelación ante la Sala Contenciosa del Tribunal Superior de Justicia de les Illes Balears, algo que el Govern insular ha dado por hecho a través de su perfil oficial en Twitter en un mensaje publicado poco antes de las 19:00 horas: "El auto será recurrido. La juez establece que los 181 jóvenes hasta ahora negativos o que se han negado a hacerse una PCR puedan salir del hotel medicalizado. Hace una hora hemos sabido que seis de ellos son ahora positivos, tras una segunda prueba. Insistimos: la salud pública, primero".

En su mensaje, el Ejecutivo balear añade: "Pedimos responsabilidad a los jóvenes y a sus familias. Que se queden en el hotel y hagan la cuarentena para proteger a todo el mundo, o que tomen el barco burbuja de mañana. Pero, por favor, que no tomen el transporte colectivo: aviones, autocares... sin control, por mucho que el auto [de la jueza] se lo permita".

En línea con la Fiscalía

La jueza se alinea así con un un escrito presentado este martes por la la Fiscalía en la que le solicitaba que no ratificase la resolución del Govern por la que se ordenó el confinamiento forzoso en régimen de aislamiento, bajo custodia policial, de más de 200 estudiantes.

La Fiscalía consideraba que las medidas adoptadas por la Dirección General de Salud Pública "no resultan plenamente justificadas ni proporcionadas de acuerdo con la legislación vigente".

El Ministerio Público aclaraba que no se cuestiona que los jóvenes hayan podido mantener contacto con positivos, pero apunta que la resolución de la Conselleria considera sospechosos de contacto a los estudiantes afectados "de forma general, presuntiva e indeterminada".

Etiquetas
Publicado el
30 de junio de 2021 - 16:23 h

Descubre nuestras apps

stats