eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Rubén Lardín

  • Reacciones a sus artículos en eldiario.es: 436

¿Y regalar tebeos? Aquí un puñado de sugerencias recién salidas de imprenta

Sadbøy, de Berliac. Editorial Sapristi.

Seguir leyendo »

'The Disaster Artist': James Franco rinde homenaje a la peor película de la historia

Hace años, un usuario de Yahoo Respuestas se interesaba por la clave que hacía que una película fuese buena. El excedente de humanidad, como siempre allí, era de frenopático. La música, decía uno. El final. La lógica y la coherencia. La calidad de vídeo, apuntaba un lince. Es buena si no tiene cosas malas, señalaba una especie de moralista virtual. Y tampoco faltaba quien recordaba que era imprescindible tener nominaciones al Oscar.

The Room, una película realizada en 2003 al margen de la industria, incumple todas esas condiciones. Tal vez por eso está considerada una de las peores películas de la historia reciente y puede incluso que lo sea. Pero su virtud arrasa con todas las sumas de bondades posibles. The Room es única y extraordinaria, no se puede explicar y suple el talento con un rosario de desacatos al sentido común.

Seguir leyendo »

'En la playa sola de noche' celebra la intrascendencia y brinda por el desamor

El cine de Hong Sang-soo tiene la habilidad de poner al espectador en su sitio, que no es otro que la mullida butaca del cine. Allí lo sienta y opera en él de la manera contraria en que lo hace el mundo: lo desacelera, le aminora la tensión arterial y pasa a hacerle comprender muchas más cuestiones de las que en apariencia le está explicando la película: que el cine es más cosas, que un relato puede no requerir un final o que la austeridad plástica es también forma y opción cinematográfica.

En la playa sola de noche es indistinguible del resto de películas de Hong Sang-soo, un autor al que muchos descubrimos a partir de su colaboración con la zapadora Isabelle Huppert en En otro país (2012) o poco antes, cuando Hahaha (2010) se hizo con el premio Un certain regard en el festival de Cannes de aquel año.

Seguir leyendo »

'En realidad, nunca estuviste aquí': cine depresivo para el espectador moderno

Joe es un veterano de guerra que se gana la vida rescatando muchachas explotadas sexualmente. Su vida privada es de una austeridad patológica, intolerable, de una insuficiencia emocional que en la arena le lleva a ser arrollador. Sus métodos, en ambos ámbitos, son expeditivos y sentimentales. Un día recibirá un encargo desde altas esferas: la hija de un político ha sido secuestrada.

La británica Lynne Ramsay, que ya fondeó las razones y las consecuencias de la incomunicación en títulos anteriores, vuelve a emitir un estudio psicológico con maneras despiadadas de rapsodia mental.

Seguir leyendo »

'Cuatro millones de golpes': Los Planetas contados por Eric Jiménez

Los Planetas son cosa de puretas.  Así lo canta al menos Novedades Carminha y no vamos a ponerlo en duda, porque se están refiriendo a una banda que ya da conciertos con asientos numerados, indicativo inequívoco de que la quinta que un día se vio representada en su música está hoy, si no obsoleta, algo cansada.

En realidad no ha llovido tanto desde que los granadinos marcaran el pavo de una generación con álbumes como Pop o Una semana en el motor de un autobús. Por entonces, Eric Jiménez había entrado en la treintena y se unía al grupo de Jota y Florent "por ver qué salía". Ahora tiene cincuenta "palos" y ha decidido que es buen momento de contarnos su vida.

Seguir leyendo »

'Saura(s)': siete hijos y un documental para intentar explicar a Carlos Saura

Al director de La caza, Elisa vida mía, Cría cuervos o Deprisa, deprisa le suceden ya tres generaciones, si no cuatro, de cineastas. Sus películas, al menos las de su primera etapa, han cobrado categoría de culto y son reivindicadas como muestras de un cine ejemplar, recio y austero, una impresión que puede darse por buena siempre y cuando pongamos en cuarentena algunos de sus experimentos más suntuosos.

La filmografía de Carlos Saura, en todo caso, es elocuente y notable en muchos pasajes, cuenta con crédito internacional y está bien barnizada de cualidades de las que solo provee el tiempo. Parece buen momento para volver a ella y honrar la figura de su autor.

Seguir leyendo »

'Mal genio': Godard enamorado y ni rastro de playa bajo los adoquines

The Artist fue un pelotazo en su día porque se postraba frente a todos y cada uno de los tópicos, hacía pasar sencillos juegos de manos por magia espléndida y entregaba como extravagancia un cine ordinario y relamido, interesado mayormente en conquistar al espectador raso y, a poder ser, llevarse a casa un ramillete de óscares, como así sería.

Aquella no era la primera película de Michel Hazanavicius, que ya había dirigido varias comedias de perfume añejo y popular y que luego participaría en experimentos colectivos como Los infieles o firmaría el desfachatado drama bélico The search. En Le redoutable (Mal genio), el director francés vuelve a proponer un cine preñado de cine, donde el aliciente, además de la propia película, son los modos y usos que cita y convoca, en este caso los que atañen a la nouvelle vague y su entendimiento del cine como prolongación de la vida y herramienta de libertad.

Seguir leyendo »

'La región salvaje', cine social con tentáculos

Una sociedad ideal deberían formarla individuos, pero tradición y costumbre imponen otra unidad celular: la familia. Dentro de esa prisión ocurren cosas, y no todas buenas, por eso es aconsejable contar con una región salvaje en la que significarse.

Amat Escalante, mexicano nacido en Barcelona, es un cineasta reactivo, de los que sostienen al espectador en el aire para en algún momento soltarlo al vacío. Es por eso que su cine funciona tan bien en el circuito de festivales, porque da que hablar.

Seguir leyendo »

The KLF, la banda que quemó un millón de libras, toma las librerías

La humanidad ha alcanzado la paz absoluta. La capa de ozono ha sido reparada. Las religiones represoras han sido abolidas y no hay hambrunas, ni guerras ni desigualdades. La gente vota por Internet para decidir qué es verdad y qué es mentira y todo el mundo tiene un iPhone 23. Se trata de un ingenio inmejorable, así que no existirá el 24. El planeta es una balsa de aceite.

Todo empezó en 2013, cuando Grecia tocó fondo y se puso a la venta. La poderosa librería online AmaZaba, que vende de todo menos libros, compró el país a la Unión Europea por cuatro perras, lo que animó a otros estados y naciones a ofertarse al mejor postor. Ahora el mundo está gobernado por las Cinco Grandes, un conglomerado multinacional que completan GoogleByte, la manzanita vigilante de Apple Tree, la red social FaceLife, donde tu vida entera puede ser Vista, Compartida y Gustada, y WikiTube, que hace unos años contrató a Estado Islámico para dirigir sus mejores canales de vídeos.

Seguir leyendo »

La vergüenza de ser moderno, documentada por un antropólogo

Ser moderno es una cosa muy antigua, una aspiración y una condena que nadie sabe bien en qué consiste. Para el moderno de ley, el que dormía en una tinaja, ser moderno implicaba una ruptura, una actitud contestataria, un plantarse en el centro mismo de su tiempo para comprenderlo y presentar resistencia.

Para el moderno contemporáneo, sin embargo, ser moderno estriba en todo lo contrario: una sumisión ciega al tiempo en marcha, una obediencia a los ritmos e inercias de la sociedad de consumo y una completa ausencia de valores espirituales. Ser moderno es hoy, más que ser, parecer.

Seguir leyendo »