eldiario.es

Menú

Ada Colau y el Síndic convocan municipios afectados, Generalitat y Estado para "erradicar" el top manta

La alcaldesa de Barcelona y el defensor del pueblo de Catalunya, Rafael Ribó ponen cita el próximo 12 de julio para una reunión donde hay convocados municipios, Generalitat y Delegación de gobierno

Colau y Ribó han reprochado a la Generalitat y al Estado la falta de implicación para acabar con el top manta y han dicho que "hay que perseguir la fuente de entrada de las mercancías"

Rafael Ribó asegura que tras el top manta se esconden "mafias" y que hay que luchar contra el "comercio ilegal y desleal"

- PUBLICIDAD -
Ada Colau i Rafael Ribó, Síndic de Greuges de Catalunya, en compareixença

Ada Colau y Rafael Ribó, Síndic de Greuges, en comparecencia AYUNTAMIENTO DE BARCELONA

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, y el Síndic de Greuges, Rafael Ribó han tenido un encuentro este martes —de menos de media hora— que ha desembocado en una nueva reunión: el próximo 12 de julio se convoca una sesión interdepartamental que sirva, en palabras de la alcaldesa, para "erradicar" el top manta. En la reunión están citados el resto de municipios que se ven afectados por la venta ambulante en Catalunya (cuarenta), la Generalitat y el Estado. Por lo tanto, se espera la asistencia de la Guardia Civil y la Policía Nacional, los cuerpos que en coordinación con las administraciones locales deben servir para "evitar la entrada de las mercancías ilegales", ha recordado Ribó, que ha añadido que "dependerá de la Delegación del gobierno que participe la Guardia Civil".

El Síndic ha hecho referencia en su intervención a los cuatro puntos que sustentan el informe sobre el top manta que se discutirá en la reunión. El informe es fruto de la reunión con diferentes actores, entre ellos los comerciantes. Ribó ha destacado que estos tienen derecho a "expresar" su disconformidad con la actual situación, ya que se produce una "competencia desleal" propiciada por la venta de los manteros. El colectivo de apoyo a los manteros Tras la Manta ya consideró que el informe del Síndic criminalizaba la venta ambulante y que no se les tuvo en consideración en su elaboración.

Citando el informe, Ribó ha recordado en primer lugar que debe haber una "política de reinserción y estudio individual" de cada persona relacionada con la venta ambulante; en segundo lugar, una actuación de las diferentes administraciones sobre el origen del problema.

Como tercer punto, Ribó ha hecho mención del "cambio en la cultura del consumidor" para incentivar el consumo responsable. Sobre este aspecto, Colau ha añadido que la próxima semana se pondrá en marcha una campaña en la ciudad ("Tú y yo compartimos Barcelona") para concienciar sobre los perjuicios del consumo de productos ilegales. "Hasta que no se produzca la campaña no se pueden hablar de sanciones", ha dicho Colau, refiriéndose al anuncio sobre las multas a consumidores de productos de venta ambulante.

El consistorio ha mostrado estos días su preocupación por el incremento del número de manteros en diferentes espacios de Barcelona, como la Barceloneta, donde la semana pasada anunció "contundencia" contra los manteros. La alcaldesa, además, ha destacado que en los próximos días se producirá una actuación en el Passeig de Borbó para evitar que "se consolide" la venta en este espacio, donde también ha crecido en las últimas semanas la población de vendedores. Colau no ha concretado el dispositivo.

En última instancia también se ha referido a la zona del puerto, donde desde hace unos meses hay una alta concentración de vendedores y que ha pasado a ser ocupada constantemente por Guardia Urbana, Mossos y Policía Portuaria desde primera hora de la mañana.

"Mafias" tras el top manta

Ribó ha insistido en que "no debe haber lugar para el top manta como actividad". El Síndic ha destacado que tras la venta ambulante se esconden "mafias y un entramado clandestino". La alcaldesa, por su parte, ha mostrado apoyo al discurso de Ribó y ha apoyado desde el Ayuntamiento de Barcelona las apreciaciones del Síndic de Greuges.

El conflicto del Ayuntamiento de Barcelona con la venta ambulante se arrastra desde el inicio del mandato de Ada Colau. Con el añadido de la presión de la oposición y de entidades empresariales de la ciudad, la respuesta del consistorio ha provocado de forma reiterada el rechazo de los movimientos sociales que apoyan a los manteros.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha