eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Fátima Báñez considera que "sumar voluntades" es la solución para terminar con el paro en España

La ministra de Empleo ha hecho estas declaraciones durante la presentación del libro de Daniel Lacalle, "Acabemos con el paro", en un acto que contó también con la presencia de Juan Rosell

Báñez no perdió la oportunidad de sacar pecho por la reforma laboral emprendida por el PP y que según la ministra "ha creado 300.000 empleos" desde que entró en vigor

- PUBLICIDAD -
Rosell dice que tiene información que apunta a una solución para Abengoa

EFE

La titular de la cartera de empleo, Fátima Báñez, ha dado la solución al alto nivel de desempleo de España y que según la ministra pasa por "sumar voluntades". En estos términos se ha referido a la situación actual durante la presentación del nuevo libro de Daniel Lacalle y que lleva por título "Acabemos con el paro", en un acto al que también ha asistido el presidente de la CEOE, Juan Rosell. 

Báñez ha afirmado que "entre todos los empresarios, trabajadores, pymes, autónomos, agentes sociales y familias está demostrado que los españoles podemos acabar con el desempleo en nuestro país". La ministra no solo ha hablado de la creación de empleo, sino de la calidad de este al señalar que "la recuperación económica va acompañada de crecimiento en la contratación indefinida".

Entre las causas del optimismo de la ministra, ha asegurado que "la nueva cultura del empleo en España sitúa el talento como el gran activo estratégico para competir en un mundo cada vez más globalizado". Ha puntualizado que "España no va a competir en bajos salarios, va a competir en talento".

Asimismo, ha defendido la reforma laboral llevada a cabo en esta legislatura, destacando que desde su aprobación el paro se ha reducido en 800.000 personas y se han creado 300.000 empleos. Además, ha subrayado que el Ejecutivo la emprendió porque España destruyó durante la crisis 3,5 millones de empleos, "once veces más que en Italia, seis veces más que en Reino Unido y veinte veces más que en Francia".

"Destruimos más empleo y más intensamente que los países de nuestro entorno y teníamos que hacer algo. Todos los analistas económicos y laborales tenían claro que el problema era la rigidez de la legislación laboral", ha señalado la ministra, que ha añadido que por eso se diseñó una reforma que introdujo más flexibilidad en las relaciones laborales.

 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha