eldiario.es

Menú

EXTREMADURA

A la región le ha costado 23 millones solo en sanidad que el Gobex no acudiera a los fondos estatales

En 2013 pudo financiarse con el fondo de facilidad  sin intereses, no lo hizo, y al año siguiente tuvo que acudir a otro fondo al 0,8%

La Junta ha pagado ya 22,7 millones a proveedores por intereses de demora al 8% perdidos en los tribunales

“Tras su victoria parece que el PP está crecidito, espero que vuelva a la realidad y la oposición evitemos la asfixia a la que Rajoy nos ha sometido en cuatro años”

- PUBLICIDAD -
José María Vergeles Ceciliano Franco SES Extremadura sanidad

José María Vergeles, en el centro, informando de la situación económica sanitaria

Al Servicio Extremeño de Salud (SES) le han costado ya 22,7 millones en intereses el que el Gobex de José Antonio Monago no acudiera en su día, en 2013, al fondo de facilidad financiera que el ministro Montoro ofreció a comunidades con poco déficit, y que era a interés cero; entre ese año y el siguiente el SES acumuló una deuda con proveedores de 61,8 millones de euros y alguna de esas partidas ha habido que pagarlas con un 8% de interés.

Así lo ha revelado este lunes el consejero de Sanidad y Políticas Sociales, José María Vergeles, al explicar que el pasado 20 de junio, y gracias a los fondos estatales, el SES ha saldado todas sus deudas y desde entonces cumple el plazo legal con proveedores, entre 30 y 60 días.

Los dos primeros años completos del Gobex, 2012 y 2013, la Hacienda autonómica cumplió con el techo de déficit presupuestario fijado por el departamento de Montoro, una disciplina que le habría permitido, recuerda Vergeles, haber acudido al Fondo de Facilidad Financiera Estatal al cero por ciento de interés, pero no lo hizo y “sacó pecho”, subraya el consejero.

Las cosas empezaron a torcerse pronto, en 2013, y entre ese año y el siguiente el SES acumuló con proveedores una deuda impagada de 61,8 millones de euros que ha llegado hasta la actualidad y figura dentro de la liquidada por el Gobierno de Fernández Vara el día 20 pasado.

Solo fue ya a final de 2014, en un ejercicio presupuestario en el que Extremadura empezó a incumplir el techo de déficit, cuando el Gobex se decidió a pedir prestado al Gobierno de Rajoy pero para entonces como incumplidora tenía cerrado el Fondo de Facilidad y solo pudo acudir al de Liquidez Autonómico (FLA) que según Vergeles se mueve en el 0,8% de interés.

Al no cobrar a partir de 2013, los proveedores del Servicio de Salud empezaron a ir a los tribunales y ya el año pasado, 2015, las sentencias condenatorias le costaron, además de tener que saldar el principal de la deuda, 10 millones de euros a razón del 8% de interés legal.

Deuda de tres años

Ese ejercicio pasado 2015 la deuda sanitaria que ya estaba en 61,8 millones de años anteriores se incrementó en otros 357,8.

En lo que va de 2016 según Vergeles las reclamaciones judiciales de proveedores ascienden en intereses a 12,7 millones, de los que 2,5 se han pagado ya al producirse la sentencia.

Para el titular de Sanidad y Políticas Sociales el perjuicio no son solo los intereses pagados ya (12,5), y los que generará el préstamo del FLA, sino que para acudir a  la categoría extraordinaria de este último (han sido 208,4 millones del ‘extraFLA’) “el Gobierno nos ha obligado a firmar unos acuerdos con Farmaindustria que solo le benefician a ella”, y que la Junta intentará combatir con compras centralizadas y negociaciones firmes con la industria una vez que se ha saldado la deuda.

Los 12,7 millones reclamados judicialmente en lo que va de año, añade Sanidad Extremadura, equivalen al coste de tres centros de salud, y se acercan al de terminación de la primera fase del hospital de Cáceres.

Futuro próximo

Una vez que se repetirá tras las elecciones un Gobierno central del PP, Vergeles ha manifestado sobre las perspectivas que se abren para Extremadura que “parece que el PP, por lo escuchado, está crecidito, pero espero que se dé cuenta de la realidad de que tiene 137 diputados, y que se presenta una legislatura con varios partidos en la oposición dispuestos a luchar contra varias normativas que el PP dejó preparadas con su rodillo, como si fuera a sacar ahora mayoría absoluta”.

Vergeles dice confiar en que “seamos capaces de entre los grupos modular y cambiar el rumbo de asfixia a las comunidades al que nos tenía sometidos Rajoy, y que se cambien los criterios del futuro modelo de financiación autonómica de una manera beneficiosa para la región”.

Compra de equipamientos

Ahora que se ha pagado la deuda con proveedores, el SES aborda un programa de modernización de equipamientos de aparatos sanitarios para hospitales, empezando por la compra del equipamiento para el nuevo hospital de Cáceres.

Abordará también el problema de los aceleradores lineales que hacen la radioterapia contra el cáncer, empezando por Mérida y Badajoz, sobre todo después de que el Gobierno central haya cortado según el consenjero el fondo económico de cohesión que permitía a las comunidades mandar pacientes a los hospitales nacionales de referencia.

En cada una de las ocho áreas sanitarias de la región se está haciendo un inventario de equipamiento anticuado para sustituirlo con reprogramaciones (adelantos) del fondo europeo de desarrollo regional (Feder). “A ver si podemos ir renovando un parque tecnológico sanitario que no se ha tocado en los últimos años”.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha