eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El jefe de la Cámara venezolana dice que La Haya aceptó el caso de tortura a unos dirigentes de PJ

- PUBLICIDAD -

El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela (AN, Parlamento), Julio Borges, dijo hoy que la oposición llevó a La Haya el "caso de tortura" de los dirigentes de Primero Justicia (PJ) detenidos el pasado jueves, los gemelos Alejandro y José Sánchez, y afirmó que ese tribunal internacional lo aceptó.

"En este caso los dos hermanos Sánchez fueron torturados. Nosotros ayer logramos que el caso de tortura de ellos fuera aceptado en La Haya", dijo Borges en entrevista con el canal privado Globovisión.

Resaltó que "la tortura es la madre de los delitos contra los derechos humanos", por lo que, afirmó, es "internacionalmente" el delito más perseguido por la justicia internacional.

Según el jefe de la Cámara, los hermanos Sánchez sufrieron torturas físicas y psicológicas.

"No es solamente el trato cruel, inhumano, físico que ellos sufrieron, porque estuvieron amarrados casi 48 horas de las manos a un tubo, sino que también les pusieron bolsas en la cabeza, los amenazaron con que iban a matar a su familia, a su novia, a sus hermanos", detalló.

Borges sostuvo que estas torturas se llevaron a cabo para obligarlos a hacer una confesión que implicara a los diputados opositores José Guerra, Tomás Guanipa y Marialbert Barrios, todos parlamentarios de Caracas por la organización política PJ.

Las autoridades venezolanas detuvieron el jueves a José y a Alejandro Sánchez, ambos dirigentes de PJ, partido que lidera el dos veces candidato a la presidencia Henrique Capriles.

Dos días después, el diputado y directivo de PJ en Caracas Tomás Guanipa dijo que los jóvenes fueron "torturados" por el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) para, afirmó, "incriminarlos en hechos que no ocurrieron" y para "obligarlos a grabar un vídeo incriminando a dirigentes y diputados de PJ".

El pasado domingo el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, autorizó a varios altos funcionarios del Gobierno a demandar a los opositores que acusen de "barbaridades" a las fuerzas de seguridad del Estado, en referencia a estas supuestas torturas que la oposición ha denunciado.

Esta orden la dio cuando presentaba una serie de vídeos que, afirmó, forman parte de las pruebas que tiene de que la oposición pretende "llenar de caos" el país.

El jefe del Estado explicó que los vídeos son confesiones que han hecho las personas detenidas en relación con los hechos de violencia generados durante las protestas opositoras y que estas personas guardan relación con PJ.

Uno de los vídeos muestra las supuestas declaraciones policiales de Alejandro Sánchez, en las que aparentemente confiesa su participación en la acción contra una sede de la Magistratura en el este de Caracas, y asegura que esta fue planificada junto a otros actos violentos por dirigentes de ese partido opositor.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha