eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El Congreso vota el jueves el dictamen de la investigación que certificó el uso político de Interior con Fernández Díaz

En las conclusiones, aprobadas con el rechazo del PP y la abstención de Cs, se le señala como responsable político junto a Cosidó y Pino

- PUBLICIDAD -
El Congreso vota el jueves el dictamen de la investigación que certificó el uso político de Interior con Fernández Díaz

El Pleno del Congreso debatirá y votará el próximo jueves las conclusiones de la comisión de investigación que señaló al ex ministro del Interior Jorge Fernández Díaz, al ex director general de la Policía Ignacio Cosidó y al ex director adjunto operativo (DAO) de ese mismo Cuerpo Eugenio Pino como responsables políticos del uso "partidista" de este departamento.

El dictamen, que salió adelante con los votos de PSOE, Unidos Podemos, ERC, PNV, y el PDeCAT, el 'no' del PP y la abstención de Ciudadanos, acredita que durante el mandato de Fernández Díaz se creó en Interior una estructura policial bajo las instrucciones del entonces director de la Policía, Ignacio Cosidó, y por orden del exDAO Eugenio Pino, para poner trabas a los escándalos de corrupción que afectan al PP, pero también para investigar y, en su caso, "perseguir" a adversarios políticos.

Entre esos adversarios el texto cita al propio PSOE, como lo demuestran los trabajos realizados por la Brigada de Análisis y Revisión de Casos (BARC), que elaboró en secreto informes sobre el 11-M y el caso Faisán, relativo a un chivatazo a la red de extorsión de ETA.

También habría sido perseguido el nacionalismo catalán, a tenor de la investigación sobre la supuesta cuenta en Suiza del exalcalde de Barcelona Xavier Trias (antigua Convergència); o Podemos, con la fabricación del informe PISA contra el líder de esa formación, Pablo Iglesias, y la supuesta financiación de su partido con fondos procedentes de Irán o Venezuela.

OBSTRUCCIONISMO DEL GOBIERNO

"Estas decisiones han supuesto una inaceptable utilización partidista con fines políticos de los efectivos, medios y recursos del departamento de Interior y de las fuerzas y cuerpos de Seguridad del Estado con un abuso de poder que quebranta reglas esenciales de la democracia y el Estado de Derecho", añade el documento, que se estructuró en cuatro puntos.

El PP sólo votó a favor del tercero de los puntos, que hace constar que la comisión no juzga al conjunto de la Policía Nacional, respaldando de esta forma la actuación de la mayoría de los funcionarios de este Cuerpo. El último punto eleva al Pleno una queja por la obstrucción del Gobierno de Mariano Rajoy a la hora de facilitar documentación sobre el objeto investigado.

De su lado, Ciudadanos justificó su abstención a las conclusiones en que sólo puede censurar a los exresponsables de Interior por "incompetencia" y "dejación de funciones", pero no por la existencia de pruebas que puedan llevar a concluir que existiera una "policía política" que persiguiera a los adversarios del PP.

Además de las conclusiones de la investigación parlamentaria, el Pleno votará el jueves los votos particulares que cada grupo adjuntará al dictamen con el fin de que el Pleno tenga conocimiento de las razones que llevaron al consenso alcanzado sobre el uso partidista de Interior en la etapa de Fernández Díaz, que ya fue reprobado en la Cámara Baja por estos hechos.

VOTOS PARTICULARES

En cada uno de sus votos particulares, los grupos plasmarán sus propias conclusiones y podrán elevar el listón para señalar responsables por encima del exministro del Interior o eximirle de toda responsabilidad, como hará el PP. Cada voto particular se votará por separado en el Pleno.

Así, entre otras cuestiones, es previsible que Unidos Podemos, ERC y PDeCAT incluyan en sus votos particulares la petición para que el dictamen de la comisión se remita a la Fiscalía por si entiende que se pueden derivar consecuencias penales, una solicitud que el pasado julio PP, PSOE, Ciudadanos y PNV rechazaron al considera que la misión de este órgano era señalar responsabilidades políticas, no penales.

Además, alegaron que la Fiscalía tendría conocimiento del resultado de la investigación parlamentaria cuando ésta se publique en el Boletín del Congreso y que siempre tiene la opción de actuar de oficio.

CINCO COMPARECIENTES

Desde su apertura en abril, los miembros de la comisión, que fue presidida por Mikel Legarda, diputado del PNV, estudiaron abundante documentación y escucharon a cinco comparecientes. Los primeros en 'estrenar' la comisión fueron el exministro Jorge Fernández Díaz, al que le siguió el exdirector de la Oficina Antifraude de Cataluña Daniel de Alfonso.

Fernández Díaz y De Alfonso fueron los protagonistas de aquella conversación grabada en octubre de 2014 en el despacho del ministro que abrió la polémica al desvelarse supuestas maniobras policiales, mediáticas y judiciales contra formaciones de la oposición.

Posteriormente hizo lo propio el exdirector de la Policía Ignacio Cosidó, y los últimos en acudir a la comisión fueron el exDAO Eugenio Pino y el que fuera su jefe de gabinete, José Ángel Fuentes Gago, que cerraron el pasado 5 de julio la ronda de comparecientes.

Tras escuchar todos estos testimonios, el PP, el PSOE y Ciudadanos rechazaron convocar a otros comparecientes que solicitaban Unidos Podemos, ERC, PNV y PDeCAT, entre ellos el excomisario ya jubilado José Manuel Villarejo o el exministro socialista Alfredo Pérez Rubalcaba, y echaron también por tierra sus pretensiones de prorrogar los trabajos de la comisión.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha