eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El Parlamento egipcio, dominado por independientes y partidos pro Al Sisi

- PUBLICIDAD -
El Parlamento egipcio, dominado por independientes y partidos pro Al Sisi

El Parlamento egipcio, dominado por independientes y partidos pro Al Sisi

El nuevo Parlamento egipcio estará dominado por diputados independientes y por partidos favorables al presidente, Abdelfatah al Sisi, según los resultados anunciados hoy de las elecciones, en las que la participación fue tan solo del 28%.

En una rueda de prensa, el presidente de la Comisión Suprema Electoral de Egipto, Ayman Abás, informó de que 316 diputados de los 596 que componen la cámara son independientes, sin afiliación política.

Esto se debe a que solo 120 escaños del Parlamento están reservados a listas de partidos, y estos fueron ganados en su totalidad por la coalición "Por Amor a Egipto", favorable a Al Sisi.

El resto de candidatos de partidos que obtuvieron un escaño lo lograron presentándose como iniciativa individual y compitiendo con candidatos independientes.

Los diputados que representan a partidos son en total 239, el 43%, a la espera de que Al Sisi elija a 28 diputados y que se repitan los comicios en cuatro circunscripciones donde fueron impugnados y que asignarán otros trece parlamentarios.

Dentro de la coalición patriótica, el partido Egipcios Libres fue la gran revelación de esta cita electoral, en la que se ha adjudicado 65 diputados, siendo el grupo más votado.

Fundado hace cuatro años por el magnate cristiano Naguib Sawiris, consiguió solamente 17 escaños en las elecciones legislativas de 2011, las primeras democráticas después de la revolución del 25 enero contra Hosni Mubarak.

El jefe de la campaña electoral de ese partido, Hazem Hilal, explicó a Efe que de los 65 escaños obtenidos, ocho pertenecen a los reservados a listas de partidos y el resto a los candidatos individuales.

"Son buenos resultados. Somos el primer partido en todo Egipto y vamos a tener un buen bloque en el Parlamento", dijo Hilal, que agregó que ahora se reunirán para decidir su línea de actuación.

La segunda fuerza más votada fue Mustaqbal Watan (Futuro de una nación), que se hizo con 50 escaños sin que su nombre apareciera en un principio en las quinielas.

El secretario general del partido, Ashraf Rashad, dijo a Efe que el rendimiento del partido -apoyado por el empresario Mohamed Farag- ha sido "exitoso".

Consideró que se podrían haber logrado mejores resultados y que las dificultades que afrontaron principalmente fue el hecho de que una mayoría de sus candidatos eran jóvenes.

El partido nacionalista Al Wafd (La Delegación), el más antiguo de Egipto, logró 45 escaños; y Homad Watan (Protectores de la Patria), 17.

En mal lugar quedó el salafista Al Nur (La Luz), que solo se aseguró doce diputados, en claro contraste con las legislativas de 2011, cuando fue la segunda fuerza del Parlamento con 108 escaños.

Los Hermanos Musulmanes, que dominaron el Parlamento que salió de las urnas en 2011 y fue disuelto en 2012 por el Tribunal Constitucional, son los grandes ausentes, después de ser vetados en la vida política del país y declarados organización terrorista.

Entre los candidatos independientes destacan caras conocidas como el polémico presentador de televisión Taufiq Okasha y el controvertido presidente del club de fútbol Zamalek, Murtada Mansur.

Las elecciones legislativas se celebraron en dos fases, la primera en octubre en catorce provincias y la segunda en noviembre en las trece restantes.

Ambas fases estuvieron marcadas por la baja participación, que no superó el 28 %, siendo por ejemplo en El Cairo de tan solo el 19,9 por ciento.

El presidente de la Comisión Electoral indicó que la cifra más elevada de participación se registró en la provincia del Sur del Sinaí con el 41,6 %, mientras que la más baja fue en Suez, con un 18.1 %.

Con la celebración de estas elecciones parlamentarias termina el tercer y último paso de la hoja de ruta trazada tras el derrocamiento militar en julio de 2013 del entonces presidente, el islamista Mohamed Mursi, dirigente de los ahora denostados Hermanos Musulmanes.

Samar Ezzat y Marina Villén

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha