Focos

Marruecos golpea a inmigrantes en la valla de Melilla en presencia de agentes españoles

250 personas de origen subsahariano han intentado entrar a la ciudad autónoma pasadas las siete de la mañana

Agentes marroquíes han golpeado con palos a los inmigrantes que se habían encaramado a la valla para que cayeran de ella

La Guardia Civil ha expulsado de forma irregular a quienes han cruzado el perímetro fronterizo

34 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Agentes marroquíes emplean palos para reducir a los inmigrantes en presencia de policías españoles / EFE

Agentes marroquíes emplean palos para reducir a los inmigrantes en presencia de policías españoles / EFE

Unas 250 personas de origen subsahariano han protagonizado esta mañana un nuevo intento de entrada a Melilla a través de la valla fronteriza con Marruecos.

Según han informado a Efe fuentes policiales, la nueva tentativa se ha producido sobre las 07:15 horas por un tramo amplio del perímetro, comprendido entre el puesto fronterizo de Barrio Chino y el aeropuerto.

Según el relato policial, varios inmigrantes han conseguido acceder al territorio español comprendido entre las dos vallas, han sido desalojados por miembros de la Guardia Civil y agentes marroquíes. La ley de Extranjería impide estas devoluciones inmediatas.

Quince personas han permanecido encaramadas a la valla durante hora y media, desde donde se han negado a bajar. Quienes permanecían sobre el vallado han sido golpeadas con palos por agentes marroquíes en presencia de policías españoles para que cayeran al espacio comprendido entre las verjas y así poder ser expulsados por la Guardia Civil.

En su nota de prensa, la Delegación del Gobierno de Melilla limita el número de personas que han cruzado el perímetro fronterizo a una, aunque la versión policial recogida por la agencia efe hablaba inicialmente de varias. El texto tampoco aclara si quienes se han encaramado a la valla han llegado a pisar territorio español. Eso sí, afirma que "finalmente Marruecos se ha hecho cargo de ellos".

Melilla ha registrado por tercer día consecutivo intentos de entrada por parte de personas de origen subsahariano, a pesar de la instalación de una malla antitrepa que el Gobierno consideró más eficaz para evitar las entradas.

Este miércoles lo intentaron 600 de los cuales más de 70 permanecieron encaramados a la valla durante horas y el pasado martes fueron unos 750 en tres tentativas distintas, de los que alrededor de 80 consiguieron entrar a la ciudad. Aunque el martes, la Guardia Civil cumplió la ley de Extranjería al no expulsar de forma inmediata los llegados a nuestro país, ayer se reanudaron las expulsiones irregulares.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha