eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La presidenta de la CPI tratará con Malasia el caso Kim Jong-nam

- PUBLICIDAD -
La presidenta de la CPI tratará con Malasia el caso Kim Jong-nam

La presidenta de la CPI tratará con Malasia el caso Kim Jong-nam

La presidenta de la Corte Penal Internacional (CPI), Silvia Fernández de Gurmendi, dijo hoy en Seúl que tiene previsto tratar con el gobierno de Kuala Lumpur el tema del asesinato en Malasia del hermano mayor del líder norcoreano.

La jueza argentina se pronunció así durante una breve intervención en el Tribunal Supremo de Corea del Sur, donde se encuentra de visita para participar en un seminario internacional de la CPI.

Fernández de Gurmendi dijo que tratará el caso de la muerte de Kim Jong-nam con Kuala Lumpur cuando concluya su agenda en Corea del Sur, según informó la agencia Yonhap, aunque no precisó ninguna fecha.

Para que un caso pueda ser llevado ante la CPI el país en el que se cometió el crimen o el país de procedencia del autor o autores deben ser firmantes del Estatuto de Roma sobre el que se asienta el tribunal.

Sin embargo, ni Malasia ni Corea del Norte, que es el país de procedencia de varios sospechosos señalados por la policía de Malasia, han rubricado el acuerdo.

Aún así, un caso puede ser referido a la CPI, si es presentado ante la corte por el Consejo de Seguridad de la ONU, recordó hoy Fernández.

Kim Jong-nam murió el 13 de febrero tras ser asaltado en el aeropuerto de Kuala Lumpur por una indonesia y una vietnamita que le frotaron el rostro con un potente agente tóxico, en una acción que Corea del Sur atribuyó a agentes norcoreanos.

Las dos mujeres fueron detenidas en los días siguientes y el 1 de marzo fueron acusadas de asesinato en los juzgados.

Por otro lado, los cuatro norcoreanos a los que la Policía acusa de planear el crimen se cree que han regresado a Corea del Norte, que ha negado su participación en el asesinato y ha acusado a Corea del Sur, país con el que técnicamente sigue en guerra, de confabular con Malasia.

Kim Jong-nam, cuya existencia como hijo del fallecido líder Kim Jong-il nunca fue notificada públicamente en Corea del Norte, estuvo en su momento considerado como el favorito para heredar la jefatura del régimen norcoreano, aunque cayó en desgracia en torno a 2001.

Los últimos años vivió exiliado en China, principalmente en Macao, adonde regresaba cuando le asesinaron en Kuala Lumpur.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha