Focos

Así nació el canal 13TV, un capricho de Rouco Varela muy de derechas y poco cristiano

El cardenal y arzobispo emérito de Madrid cumplió hace 15 años su sueño de contar con un grupo mediático propiedad de la Iglesia, tras el fracaso de Edica, dueña del periódico Ya y otros medios regionales

El germen de 13TV fue la televisión local TMT, de la que la Conferencia Episcopal compró un 51% en 2011 para hacerla suya y nacional

Los obispos ven necesaria una televisión para evangelizar, pero no identificada con el PP, sino más parecida al modelo italiano de TV2000, que es más social y menos político

47 Comentarios

- PUBLICIDAD -
El cardenal Rouco Varela en una comparecencia retransmitida por 13 TV

El cardenal Rouco Varela en una comparecencia retransmitida por 13 TV

El 24 de septiembre de 2001, el entonces cardenal de Madrid, Antonio María Rouco Varela, inauguraba los locales de TMT, una nueva televisión local que pretendía cumplir el sueño roto de los obispos españoles cuando en la década de los 80 malvendieron la extinta Edica, Editorial Católica, dueña del Ya y de multitud de diarios regionales: contar con un grupo mediático propio, referente en España.

En nuestro país, el Gobierno de José María Aznar cumplía su segunda legislatura, con una rotunda mayoría absoluta, y comenzaba a pergeñarse el idilio entre el Partido Popular y la Conferencia Episcopal, comandada con puño de hierro por Rouco Varela. Hasta ese momento, los obispos solo contaban con la Cadena COPE, que acababa de perder a José María García y que fichaba para las tardes a Federico Jiménez Losantos. Sin embargo, durante años, tanto TMT como el resto de televisiones locales católicas que surgieron merced a concesiones de distintos gobiernos regionales y locales (agrupadas en torno a Popular TV) eran, oficialmente, propiedad de laicos católicos.

El cura Javier Alonso, que empezó su andadura mediática en 13TV

El cura Javier Alonso, que empezó su andadura mediática en 13TV

Esta situación cambió a partir del verano de 2011, cuando la Conferencia Episcopal decidió entrar en el accionariado de la cadena, con el 51%. Tiempo después, un grupo mediático mexicano quiso comprar la mayoría de las acciones, pero finalmente el acuerdo no llegó a buen término porque los obispos no quisieron desembarazarse del control de los contenidos. El fantasma de la Editorial Católica regresó, y el cardenal Rouco afirmó que, bajo su mandato, no se volvería a perder un medio de comunicación.

Una concesión TDT

En 2016, ya con su nombre actual, y con una concesión de TDT digital otorgada por el Gobierno de Rajoy, 13TV ha logrado convertirse en una cadena nacional, propiedad de la Conferencia Episcopal, y en el referente de los sectores más radicales de la derecha española, para disgusto de buena parte de los obispos propietarios del canal que, como ha adelantado eldiario.es, han encargado un informe a distintos expertos para reconducir la deriva ideológica del canal. Todo ello sin profundizar en las grandes pérdidas económicas, que se estiman en 40 millones.

¿Es moralmente aceptable que la Iglesia española tenga un canal de televisión nacional? En este sentido, la mayor parte de los obispos están de acuerdo. 13TV, que forma parte del Grupo Cope, puede ser "un buen instrumento para llevar el mensaje del Evangelio y los valores cristianos a la sociedad española", según afirma un obispo a este medio. En lo que no coinciden es en las formas de llevar dicho mensaje. O, mejor aún, en si este mensaje llega a los televidentes, escondido, y hasta desdibujado, en mitad de una programación.

Hasta hace un par de años, 13TV era únicamente un problema interno, que se substanciaba en silencio, merced al poder del cardenal Rouco entre los obispos. Sin embargo, tras su cese por parte del papa Francisco, la mayoría moderada comenzó a apostar por un cambio de modelo en la cadena. Sin aparentes resultados, hasta el momento, pues el canal es considerado por los expertos como una cadena con "una marcada línea conservadora y una visión eclesial cerrada".

Y es que el problema no está exclusivamente en la entrega de la línea editorial a manos de los ideólogos del PP, sino en la falta de una identidad auténticamente cristiana en la cadena. "Que sea un medio de la Conferencia Episcopal no hace de él un medio de la iglesia", se afirma en el informe encargado por la Conferencia Episcopal, en el que se admite que "la televisión de la iglesia española no va por buen camino, ni en el objetivo de la presencia de la iglesia en la sociedad, ni en el diálogo con la cultura, ni tampoco en la comunicación del Evangelio. La inversión económica, que este medio necesario exige (los obispos inyectan más de diez millones de euros en 13TV), ha de implicar una mayor presencia de la Iglesia de las periferias, de las congregaciones religiosas y de los centros de producción cultural de la iglesia".

Captura de la web de TV2000, el canal italiano en el que se fijan los obispos españoles

Captura de la web de TV2000, el canal italiano en el que se fijan los obispos españoles

Otras televisiones católicas

En el informe solicitado por los obispos sobre 13TV existe un apartado sobre otros proyectos televisivos propiedad de la Iglesia en Europa y Latinoamérica. Así, se apunta que "son muchas las iniciativas de televisiones católicas (en abierto, satélite, cable o internet) por todo el mundo aunque en general son pequeñas y locales mientras que los proyectos más generalistas son escasos y con suerte variada".

Entre las europeas, KTO es la televisión por satélite de la iglesia francesa que se propone anunciar el Evangelio desde los medios (tv, internet, dispositivos móviles…). El estilo "es bastante cercano a la vida de las iglesias locales ofreciendo debates, formación, reportajes, actualidad, documentales, espiritualidad y liturgia", añaden los expertos. La Conferencia Episcopal italiana, por su parte, cuenta con TV2000, una televisión menos política y mucho más centrada en lo cultural y lo social, a lo que aspira una parte del episcopado español.

Más de la mitad de las televisiones católicas están en América Latina en sus más variadas formas. La más importante fue Canal 13 de la Universidad Católica de Chile pero tras el fracaso empresarial, desde el año 2010 pasó a ser controlada la propiedad mayoritaria por el grupo Luksic (67%) que disolvió los contenidos católicos. EWTN, conocida por ser la televisión de la Madre Angélica, nacida en EEUU y de amplia difusión en América Latina, es el canal de televisión más marcado por un carácter estrictamente confesante y de orientación conservadora, lo que le ha llevado a conflicto con los obispos de EE UU.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha