El tipo de jornada lectiva de cada colegio en Aragón se aprobará con el apoyo del 55% de las familias

Los colegios tendrán que organizar actividades fuera del horario lectivo.
  • Los centros de Infantil y Primaria de la Comunidad podrán elegir el tipo de jornada lectiva. Para que las propuestas sean aprobadas se precisarán los votos favorables del 55 % del censo total de familias

Ya se sabía que, a partir del próximo curso (si los plazos deseados se cumplen), los centros escolares de Infantil y Primaria de Aragón podrían elegir el tipo de jornada lectiva. Faltaba por concretar qué porcentaje de apoyo de las familias sería preceptivo para que la propuesta saliera adelante: será finalmente de un 55 % del censo total. Por añadidura, deberá contar con el apoyo de dos tercios del consejo escolar y dos tercios del claustro de profesores. Tal y como se ha aprobado en la Mesa Sectorial de Educación que ha tenido lugar esta mañana.

El consejo escolar de cada centro escogerá la jornada lectiva de los alumnos en Aragón

El consejo escolar de cada centro escogerá la jornada lectiva de los alumnos en Aragón

La cifra definitiva, punto intermedio entre las propuestas de la Administración y los sindicatos, ha quedado establecida con los votos a favor de CCOO, UGT y CSIF y las abstenciones de Stea y CGT. Desde el Ejecutivo recuerdan que el acuerdo se someterá ahora a información pública y, después, pasará por el Consejo Escolar de Aragón.

Por tanto, el proceso que cada colegio deberá seguir para la elección de los llamados tiempos escolares será el siguiente: el consejo escolar elaborará un proyecto, posteriormente este deberá ser apoyado por el 55 % de las familias y, por último, se someterá al filtro del Gobierno de Aragón. 

Los centros que se decidan por establecer la jornada continua tendrán que presentar en su propuesta actividades para los alumnos que no puedan irse del colegio al finalizar su jornada lectiva oficial.

Estas prácticas, ajenas al horario lectivo, han de ser controladas por los profesores y, para ello, aseguran desde CGT, existen dos opciones: que las horas de recreo no se les contabilicen a los docentes como horario lectivo, por lo tanto podrían completar su jornada por las tardes; o que se realice lo que desde el sindicato llaman “deslizamiento de jornada”; es decir, que si un profesor se queda dos horas por la tarde impartiendo, por ejemplo, un taller de Lengua, al día siguiente entre dos horas más tarde.

Esto, para CGT, “aunque es una buena opción para los profesores, va en detrimento de la atención que el alumno necesita por la mañana”. Lo que proponen es que en esas horas que están fuera del programa lectivo, los estudiantes estén controlados, “como sucede ahora con los que se quedan en el colegio entre la jornada de mañana y la de tarde, por las monitoras de comedor o empresas externas que desarrollan cursos”.

Por su parte, en CSIF (sindicato mayoritario en la enseñanza aragonesa) se muestran satisfechos con el acuerdo, aunque hubieran preferido que el porcentaje de apoyos necesario se estableciera sobre las familias participantes en la votación y no respecto al censo total.

Se elimina la lista preferente para interinos

El otro punto importante de la reunión mantenida hoy era la elaboración de un nuevo decreto de interinos. Este también ha salido adelante y supone la revocación de algunos de los aspectos más polémicos del anterior, que fue aprobado, en abril de 2014, de manera unilateral (ningún sindicato lo apoyó) por el entonces equipo de gobierno (PP).

El novedoso documento eliminará la llamada ‘lista preferente’ de interinos, a la que únicamente tenían acceso los docentes que habían aprobado la última oposición. A partir de ahora solo habrá lista 1 y 2. Cambia la baremación a la hora de contratar interinos: el 45 % dependerá de la experiencia docente previa, el 30 % será la mejor nota de las últimas tres oposiciones, 15 % formación académica y 10 % otros méritos. Anteriormente la experiencia docente era el 35 % y la nota el 40 %.

También destaca la retirada del procedimiento de evaluación por desempeño, a través del cual, explican en CGT, “el equipo directivo de un centro tenía la opción de emitir un informe desfavorable del interino” que, en algunos casos, podría suponer el decaimiento de las listas en las que se encontrara incluido.

El decreto ha salido adelante con el asenso de todos los sindicatos, excepto CGT que se ha abstenido.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats