Sobre este blog

Arsenio Escolar es periodista y escritor. Con sus 'Crónicas del poder' –información, análisis y opinión de primera mano–, entrará semanalmente en eldiario.es en los detalles del poder político, económico, social... y de sus protagonistas.

Nadia Calviño y MJ Montero, guardianas de la caja

La ministra portavoz y de Hacienda, María Jesús Montero (i), y la vicepresidenta y ministra de Asuntos Económicos y para la Digitalización, Nadia Calviño

9

El martes de la pasada semana, el Gobierno aprobaba su por ahora última medida económica anti-pandemia de cierto calado. Un subsidio extraordinario para los parados que agotaron su prestación entre mediados de marzo y el 30 de junio. Se trataba de "no dejar atrás" -en palabras del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, los primeros días del confinamiento, invocadas ahora por algunos de sus ministros en los debates internos del Ejecutivo- a muchos desempleados que se habían quedado sin prestación y ni pudieron encontrar empleo en los meses duros de primavera ni pueden solicitar el Ingreso Mínimo Vital al haber recibido ya este año otras ayudas públicas. 

La medida del subsidio extraordinario que aprobó el Consejo de Ministros no era la misma que previamente había pactado la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, en la mesa del diálogo social. Esta iba a beneficiar a unas 550.000 personas, más otros 150.000 desempleados de tiempo parcial. Finalmente, los beneficiados por la norma aprobada y llevada al BOE serán solo unas 250.000 personas. O los primeros cálculos estaban mal hechos o se ha dejado atrás a más de otras tantas.

El titular de Sanidad, Salvador Illa, insistía la semana pasada en que, en su lucha contra la pandemia, el Gobierno no va a tomar por ahora nuevas medidas restrictivas de la movilidad -por ejemplo, el confinamiento domiciliario-, hasta ver cómo funcionan las vigentes. Hay una razón más que el ministro no comentó en público para ese 'esperar y ver' del Ejecutivo: un debate interno muy intenso que se está produciendo en el Gobierno sobre la oportunidad o no de acompañar -y hasta dónde- esas hipotéticas nuevas medidas con otras de carácter económico que alivien a los colectivos y sectores directamente afectados por ellas. 

Miembros de ambos socios de la coalición, de PSOE y de Unidas Podemos, coinciden en ver a Nadia Calviño, vicepresidenta tercera y ministra de Asuntos Económicos y Transición Digital, y a María Jesús Montero, titular de Hacienda y portavoz del Gobierno, como las guardianas de la caja, más cautas a la hora de seguir empleando ingentes cantidades de recursos públicos en atender estas necesidades económicas sobrevenidas por la crisis sanitaria. En el otro lado del debate, el vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, y los ministros económicos de la parte de Unidas Podemos, Yolanda Díaz y Alberto Garzón, pero también algunos ministros de la cuota PSOE. Ambas partes señalan que este no es un debate entre los socios del Gobierno de coalición, sino que cada ministro se posiciona según su área de responsabilidad.

Muchos de estos debates llegan abiertos al Consejo de Ministros, pero donde realmente se cuecen y se orientan la mayoría es en la Comisión Delegada del Gobierno para Asuntos Económicos, de la que forma parte más de medio Ejecutivo, pero no el vicepresidente segundo, Pablo Iglesias. Además de Nadia Calviño, que la preside, y María Jesús Montero, que la vicepreside, están en ella Teresa Ribera, vicepresidenta cuarta del Gobierno y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Arancha González Laya (Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación), José Luis Ábalos (Transportes, Movilidad y Agenda Urbana), Isabel Celaá (Educación y Formación Profesional), Yolanda Díaz (Trabajo y Economía Social), Reyes Maroto (Industria, Comercio y Turismo), Luis Planas (Agricultura, Pesca y Alimentación), Carolina Darias (Política Territorial y Función Pública), Pedro Duque (Ciencia e Innovación), Alberto Garzón (Consumo) y José Luis Escrivá (Inclusión, Seguridad Social y Migraciones). Muchas sensibilidades diferentes y muy diferente el impacto de la pandemia en las diferentes ramas de actividad económica de cada uno de esos departamentos ministeriales.

Tras el debate sobre el subsidio extraordinario para los parados sin prestación, donde se impusieron los criterios del bloque Calviño - Montero, vienen muchos otros, a poco que haya que tomar nuevas medidas para frenar la pandemia: ERTE, ayudas a hostelería y comercio, alquileres, hipotecas, impuestos... Lo suficientemente relevantes como para comenzar a explorarse en la Comisión Delegada, pero para debatirse en el Consejo de Ministros, con un ojo puesto en los datos de la pandemia y el otro en la caja del erario. La decisión final sobre cada uno de ellos la tomará, según las fuentes consultadas, el presidente del Gobierno.

Sobre este blog

Arsenio Escolar es periodista y escritor. Con sus 'Crónicas del poder' –información, análisis y opinión de primera mano–, entrará semanalmente en eldiario.es en los detalles del poder político, económico, social... y de sus protagonistas.

Etiquetas
Publicado el
9 de noviembre de 2020 - 22:02 h

Descubre nuestras apps

stats