Sobre este blog

Primera Página es la sección de opinión de eldiario.es Cantabria. En este espacio caben las opiniones y noticias de todos los ángulos y prismas de una sociedad compleja e interesante. Opinión, bien diferenciada de la información, para conocer las claves de un presente que está en continuo cambio.

Cuando yo era pequeña

Acoso escolar.

1

Cuando yo era pequeña, el bullying o el acoso escolar no tenían nombre; eran “cosas de niños” a las que nadie daba importancia, y si un niño o niña te pegaba o te insultaba, lo normal es que tus mayores, tus padres, madres, abuelos y abuelas, te dijeran que, si te pegan, “tú pega más fuerte”.

En la actualidad, el “acoso escolar” ya tiene un término reconocido y hasta un día, el 2 de mayo, Día Internacional Contra el Acoso Escolar, porque lo sufren y lo padecen uno de cada cuatro escolares en España. Esto significa que más de dos millones de menores son acosados y maltratados por compañeros y compañeras.

Creo que la cifra es escalofriante.

Esto no es algo “de niños” porque implica a centros educativos, al profesorado, a las instituciones y a las familias. ¿Alguien piensa en todas las personas que sufren cuando hay casos así? No solo son esos dos millones de menores acosados; son sus familias, sus padres, madres, hermanos, abuelos, tíos… y lo mismo por parte de las familias de quienes acosan. No se trata de ser equidistantes, ni mucho menos, pero sí de prestar atención a un asunto como este, porque son menores y quizás se ha llegado a esa situación porque hay algo más en el fondo.

Gracias a la Ley Orgánica de Protección Integral a la Infancia y la Adolescencia ante la Violencia, presentada por el Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030 y la ministra Ione Belarra, el próximo curso, todos los centros educativos, ya sean públicos, privados o concertados, deberán contar con un coordinador de bienestar y protección, que será la figura de referencia en los centros a la que los y las escolares podrán acudir en caso de que sean víctimas de violencia, desde el bullying al abuso o maltrato. Serán los responsables de actuar ante casos sospechosos y de velar para que se cumplan los protocolos contra cualquier forma de violencia contra la infancia. Para entonces esta figura también deberá estar operativa, bajo el nombre de delegado de protección, en las entidades que realicen actividades deportivas y de ocio.

También se ha establecido, junto con la obligatoriedad de un Plan de Convivencia en todos los centros educativos, la necesidad de protocolos de actuación ante indicios de abuso, maltrato, acoso escolar, ciberacoso, violencia doméstica, y cualquier otra forma de violencia. 

La ley recoge muchas más cosas y es un paso. Queda mucho trabajo, en mi opinión de concienciación y educación, de enseñar a nuestros pequeños la empatía, algo fundamental para construir una sociedad, justa e igualitaria. Enseñarles que la diversidad nos enriquece como personas y como sociedad, que lo diferente no es malo, y enseñarles derechos humanos; todas las personas son iguales, tengan el color de piel que tengan, la religión que practiquen, su orientación sexual, su aspecto físico o su procedencia. 

Somos seres humanos, y no se debe tolerar el sufrimiento y mucho menos el de la infancia, esa etapa que debe ser protegida por todos y todas. Y cada uno, dentro de su espacio, aportar lo que pueda para erradicar esta lacra social. 

Desde nuestra casa, desde nuestro colegio, desde nuestro entorno, desde las instituciones, educar y concienciar. Y además vigilar, ayudar, proteger… es nuestra obligación como sociedad.

Debemos decir, alto y claro, STOP BULLYING.

Sobre este blog

Primera Página es la sección de opinión de eldiario.es Cantabria. En este espacio caben las opiniones y noticias de todos los ángulos y prismas de una sociedad compleja e interesante. Opinión, bien diferenciada de la información, para conocer las claves de un presente que está en continuo cambio.

    Autores

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats