Barcelona homenajea a las víctimas del 17-A en el tercer aniversario del atentado de la Rambla

Flores en el homenaje a las víctimas del 17-A en Barcelona

La Rambla de Barcelona, escenario hoy hace tres años de un atentado yihadista que se cobró la vida de 16 personas, ha sido el escenario este lunes de un acto de homenaje a las víctimas en el que han participado decenas de familiares y representantes de todas las instituciones. En un acto que ha durado apenas 10 minutos, se ha realizado un minuto de silencio y una posterior ofrenda floral justo en el Pla de l’Òs, el mosaico de Joan Miró donde se paró la furgoneta de Younes Abouyaaqoub tras perpetrar la masacre.

Vacía la Rambla de turistas debido a la pandemia de coronavirus, esta vez el homenaje no ha estado rodeado de visitantes y curiosos, apenas algunas decenas de vecinos y del entorno de los familiares que han querido acercarse hasta el lugar. También de afectados directos por el atentado como Joan Corominas, que tenía 14 años cuando la furgoneta le pasó justo por delante a toda velocidad. “Siempre me emociono cuando vengo y trato de normalizarlo, creo que ayuda hablar de lo que ocurrió”, contaba este joven, ahora casi mayor de edad, que aquel día tuvo que esconderse solo en un edificio mientras su padre, con quien había quedado aquella tarde, estaba en otro punto de la Rambla. 

Además de los familiares de fallecidos y heridos, en el acto han participado representantes institucionales como el president de la Generalitat, Quim Torra; el vicepresident, Pere Aragonès; la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, el ministro de Sanidad, Salvador Illa, la delegada del Gobierno, Teresa Cunillera y los presidentes del Parlament y del Congreso, Roger Torren y Meritxell Batet. También han acudido al homenaje la mayoría de partidos políticos con representación en el Parlament y en el Ayuntamiento, pero no ha habido parlamentos de ninguno de ellos.

El acto ha empezado a las 10 horas con la interpretación de la canción ‘El Cant dels Ocells’, a cargo de la violoncelista Paula Sánchez, y ha seguido con la ofrenda floral protagonizada en primer lugar por una delegación de familiares y, a continuación, por los representantes políticos. 

Entre los asistentes al acto, al menos una veintena llevaba camisetas blancas y pancartas con el lema “17-A, queremos saber la verdad” y la cara del niño de tres años que murió atropellado, Xavier Martínez. Su padre, Javier, también con la misma camiseta, es uno de los que encabeza el movimiento que cuestiona la instrucción del caso y pide esclarecer los vínculos con el CNI del imán que organizó la célula terrorista de Ripoll, Abdelbaky Es Satty. También reclama la creación de una comisión de investigación sobre el atentado que fue rechazada por la mayoría parlamentaria en el Congreso.

Colau no descarta volver a plantear la acusación de asesinato

Pese a que no ha habido declaraciones políticas a lo largo del acto, la alcaldesa Ada Colau ha defendido en una entrevista en Rac1 la necesidad de celebrar este lunes un acto presencial pese a las medidas de seguridad derivadas del coronavirus. "No deja de ser una manera de estar juntos y de decir juntos que no olvidemos a las víctimas, que Barcelona no las olvidará", ha expresado.

Sobre la causa judicial abierta, en la que hay procesados tres jóvenes (Driss Oukabir, Mohamed Houli y Said Ben Iazza) por integración en organización terrorista y otros delitos como fabricación de explosivos, Colau ha asegurado que no descartan volver a plantear que se les procese también por asesinato, algo que el juez rechazó al entender que ellos no fueron autores materiales de las muertes. "Si estaban preparando para matar entendemos que también se les puede acusar de asesinato y hemos apoyado esta acusación a lo largo de la instrucción, pero el juzgado nos tumbó todos los recursos", ha explicado. "Ahora ha decaído esta acusación pero no descartamos que a lo largo del juicio oral volverlo a plantear", ha añadidoo.

Durante la entrevista, Colau ha pedido "los máximos esfuerzos" al gobierno español para aclarar si hubo "algún contacto" del CNI con el imán de Ripoll. "Lo necesitamos como sociedad democrática y en particular por las víctimas que han sufrido tanto", ha expuesto. La alcaldesa considera que "lo inteligente es que el estado no se ponga a la defensiva, sino que dé cualquier detalle para aclararse cualquier duda". Ha defendido asimismo la creación de una comisión de investigación en el Congreso para esclarecer los hechos.

Etiquetas
Publicado el
17 de agosto de 2020 - 11:28 h

Descubre nuestras apps

stats