Catalunya pagará 200 euros al mes a trabajadores en ERTE y otros 2.000 para autónomos afectados por la COVID-19

El vicepresident del Govern, Pere Aragonès (c) y los consellers de Empresa, Ramon Tremosa (d) y de Trabajo, Chakir El Homrani (i)

En plena tercera oleada en la pandemia de la COVID-19 y mientras se alargan las restricciones impuestas para tratar de frenar los contagios, la Generalitat de Catalunya ha anunciado este lunes un nuevo paquete de ayudas para los trabajadores, autónomos y pequeñas empresas que más están sufriendo los efectos de estos cierras. El presupuesto que maneja ahora el Govern es más ambicioso que en anteriores ocasiones, con más de 600 millones de euros que se repartirán, según sus cálculos, entre unas 400.000 personas. En concreto los pagos serán inyectados principalmente al colectivo de trabajadores en situación de ERTE que tengan salarios más bajos, al de los autónomos que hayan visto su facturación reducida y a las pequeñas empresas que hayan visto paralizada su producción.

El Govern catalán anuncia un pago de 2.000 euros a los autónomos más afectados por los cierres de la COVID

El Govern catalán anuncia un pago de 2.000 euros a los autónomos más afectados por los cierres de la COVID

El nuevo plan de inyecciones económicas, dirigido desde el departamento de Economía, da continuidad al último plan de choque para autónomos por el que se repartieron 232 millones de euros entre finales de diciembre y primeros de enero entre más de 100.000 trabajadores por cuenta propia catalanes. Esta campaña supuso una movilización extraordinaria de recursos y sirvió para que el Govern resarciera a un colectivo que se había sentido agraviado por los problemas de funcionamiento de las primeras ayudas a través de una web. Con el nuevo sistema sí se consiguió que las subvenciones llegasen a todos los autónomos que cumplían los requisitos, por lo que el siguiente desembolso utilizará el mismo diseño y además casi se triplica la cuantía.

Por lo que respecta a los autónomos, los requisitos serán los mismos que en diciembre pasado. Podrán acceder a un pago único y directo de 2.000 euros los trabajadores por cuenta propia que hayan declarado menos de 35.000 euros de renta el año pasado y que hayan tenido una facturación neta menor de 17.500 euros en el presente ejercicio. Podrán recibir estos fondos tanto los autónomos que ya obtuvieron el pago anterior como quienes entonces no cumplían las condiciones pero ahora sí. Para hacerlo deberán apuntarse en un nuevo registro previo, similar al que la Generalitat abrió en noviembre pasado. Según explican fuentes del ejecutivo, la base de datos se renueva para que puedan entrar trabajadores que no cumplían las condiciones en la última convocatoria pero que ahora sí podrían hacerlo.

Respecto al segundo colectivo, el de los trabajadores en situación de ERTE que ahora se suman a estas ayudas, el Govern pretende otorgar una inyección de 600 euros a lo largo de tres meses para completar la prestación que ya reciben de la Seguridad Social. La condición única es que el trabajador afectado por paro temporal cobre por debajo del índice catalán de referencia, que en este momento está en los 1.239 euros mensuales en 14 pagas. Según los cálculos de la Generalitat, hay unos 175.000 trabajadores catalanes que pueden cumplir con esta condición, y que podrían ver su prestación aumentada en 200 euros mensuales de aquí a abril.

Una tercera línea de ayudas va dirigida a micro y pequeñas empresas, en este caso gestionadas por el departamento de Empresa. Según se ha anunciado, el Govern dará 2.000 euros por cada trabajador en ERTE al que una empresa se comprometa a no despedir, hasta un máximo de 30.000 por negocio. Los requisitos serán que las sociedades tengan como máximo 50 trabajadores y una facturación de menos de 10 millones de euros. Según los cálculos del conseller Ramon Tremosa, hay unos 104.000 trabajadores que podrían verse directamente beneficiados por esta medida, que viene a extender y ampliar el régimen de ERTE puesto en marcha por el Estado.

"Encaramos un meses difíciles", ha reconocido el vicepresident Pere Aragonès durante la presentación de este nuevo paquete económico, razón por la que ha asegurado que el Govern trabajará trimestralmente para "acompañar" a asalariados y autónomos. "Es el momento de poner toda la carne en el asador para salvar la economía de este país", ha asegurado el responsable económico del Govern, que no ha ahorrado reproches al Estado, de quien ha asegurado que no está trabajando lo suficiente para ayudar a las capas de la población más afectadas por las restricciones. "No puede ser que el Gobierno español sea el que menos porcentaje del PIB ha destinado a ayudas directas. Si la Generalitat puede destinar este complemento a trabajadores en ERTE, el Estado como mínimo debe hacer lo mismo" , ha echado en cara Aragonés.

Etiquetas
Publicado el
25 de enero de 2021 - 18:24 h

Descubre nuestras apps