La portada de mañana
Acceder
Euskadi, Andalucía y Murcia encabezan la presión para alargar el estado de alarma
El máster fallido de la Autónoma de Barcelona que dejó sin cobrar a profesores
Opinión - Sánchez muerde el anzuelo, por Esther Palomera

Colau insiste en un pacto de izquierdas en Barcelona pese a los vetos cruzados entre ERC y PSC

Colau, en una imagen de archivo

Ada Colau ha insistido este lunes en su idea de conformar un gobierno de izquierdas en Barcelona, pese a los vetos cruzados entre PSC y ERC. Preguntada si aceptaría los votos de Manuel Valls para ser alcaldesa sumando con los socialistas, una puerta abierta por el PSC este lunes, Colau no lo ha descartado, aunque ha precisado que no está en sus planes sentarse a la mesa con Ciudadanos.

Miquel Iceta extiende la mano a Colau y Valls para evitar una alcaldía independentista en Barcelona

Miquel Iceta extiende la mano a Colau y Valls para evitar una alcaldía independentista en Barcelona

"Hemos dicho que queremos abrir conversaciones con las fuerzas progresistas, que son las que han obtenido los mejores resultados, 28 de los 41 concejales", ha expresado, en referencia a la suma de BComú, ERC y PSC. "Nuestra obligación es escuchar a la ciudadanía, que para ello nos ha votado, por eso abriremos conversaciones con PSC y ERC; ni con JxCat ni con Ciudadanos", ha respondido.

De esta forma, la hasta ahora alcaldesa de la capital catalana ha dejado claro que su prioridad son las fuerzas progresistas, pero no ha dado por hecho que Maragall vaya a ser alcalde de Barcelona. De esta forma no ha cerrado del todo la puerta que le ha abierto Miquel Iceta: un mayoría alternativa de 'comuns' y PSC con los votos de Manuel Valls para impedir que ERC alcance el gobierno municipal de Barcelona.

Colau accedió a alcaldía en 2015 con una mayoría absoluta. Pese que parecía al principio que los comuns lograrían el gobierno gracias a la ausencia de una mayoría alternativa, al final lo hicieron con los votos de ERC, PSC y la CUP.

Reprocha a Maragall su lectura "independentista"

Al tiempo que pedía un pacto de gobierno ERC y el PSC, Colau le ha reprochado al ganador de las elecciones que este domingo hiciera una valoración de los resultados en clave independentista cuando los concejales que suma esta opción política son 15 de 41. "No sólo centró su intervención en la cuestión independentista sino que abrió la puerta a priorizar un pacto con JxCat", ha afirmado.

Colau ha llamado a "poner la ciudad de Barcelona por delante de cualquier interés partidista" y espera sus negociaciones con los partidos de izquierdas permitan que las políticas que han puesto en marcha durante su mandato "sigan cuatro años más". "Barcelona es suficientemente importante como para centrar los pactos en función del proyecto de ciudad", ha proseguido la líder de BComú.

A lo que sí se ha negado Colau es a acompañar a Ernest Maragall a Soto del Real a hablar con Quim Forn, número 1 de JxCat, tal como le ha pedido el republicano. "No hacemos política en Twitter, le emplazo a que hablemos", ha expresado la alcaldesa, en referencia a que el ofrecimiento se lo ha hecho llegar Maragall a través de la red social.

Etiquetas
Publicado el
27 de mayo de 2019 - 18:50 h

Descubre nuestras apps

stats