La portada de mañana
Acceder
El Gobierno planea reformas legales del Constitucional y el CGPJ para el fin del bloqueo
Estafada por una criptosecta: “Captan a enfermos de cáncer y les sablean miles de euros”
OPINIÓN | 'Y un día las noticias desaparecieron de los medios', por Rosa María Artal

Restaurantes donde probar los fritti napoletani sin tener que viajar a Nápoles

Un fritto napoletano

3

Más allá de las pizzas, en Nápoles tienen una tradición gastronómica menos conocida en España que se encuentra en las cartas de muchos establecimientos gastronómicos, sobre todo, en los panzerotti o freidurías.

Se trata del fritto napoletano, una comida callejera que consiste en una masa rellena con patata, arroz, pasta, pizza, quesos, verduras o hasta donuts, rebozada y, por supuesto, luego frita en abundante aceite hasta que quede tan dorada que no puedas resistirte a comerlo.

También llamado cuoppo, estas delicias napolitanas que ya eran comunes a principios del siglo XIX, pueden ser dulces o saladas y tener forma de bola o de empanada o de cucurucho, por poner algunos ejemplos. 

Tipos de fritos

Te vamos a proponer dónde probarlos, pero antes, te explicamos en qué consisten algunas de las más conocidas:

  • Panzerotti: una masa de pizza frita rellena con salsa de tomate y mozzarella, u otros ingredientes.
  • Arancini: conocidas bolas de arroz empanado y frito, similares al supplì romano, que se rellenan con ragú, guisantes, queso, jamón y/o mozzarella.
  • Frittata de pasta: se conoce como tortilla de pasta, a pesar de que no se parece a la española, pues es un timbal frito de pasta relleno con guisantes, carne picada y queso. 
  • Mozzarella in carrozza: láminas de mozzarella envueltas por dos rebanadas de pan de molde rebozadas en huevo y/o leche y posteriormente fritas.
  • Crocché de patatas: patatas, huevos, pan rallado y a la freidora, lo que viene siendo algo parecido a una croqueta de patata.
  • Sciurilli: flores saladas de calabacín aún cerradas, rebozadas y fritas en abundante aceite.
  • Scagliozzoli: polenta secada durante unos días tras su preparación para poder freírla sin que se derrita en aceite caliente, cortada en pequeños triángulos y salada. 
  • Capitone frito: es, básicamente, anguila hembra limpia, cortada en trozos, pasada por harina y posteriormente frita. 
  • Calzone frito: no puede faltar en su relleno la mozzarella, el tomate y la albahaca. Cuando la masa de pizza está rellena y doblada, se fríe en la sartén como si fuera una empanadilla.
  • Zeppole dulce frito: masa redonda rellena de crema pastelera, de chocolate, de avellanas u otros ingredientes según gusto; son similares a los buñuelos.  

Restaurantes de fritti napoletani

Actualmente, todas estas frituras napolitanas están comenzando a llegar a España, servidas por restaurantes especializados como los que te enumeramos a continuación. 

👉🏼 Pizzeria Da Nanni es el templo barcelonés de la auténtica cocina napolitana, incluso para los que extrañan su tierra en lares españoles. Sus restaurantes, en el corazón gótico de Barcelona y en El Born, ofrecen una extensa carta entre la que podrás degustar algunas de las tradicionales frituras napolitanas. 

Entre ellas, Frittata di bucatini en tempura: un salteado de pasta y bechamel frito; croquetas de patata con mozzarella de búfala: uno de los quesos más famosos entre sus fogones; unos arancini de arroz y uno de los entrantes más famosos, fiori di zucca: calabaza frita en forma de flor y rellena de requesón. Carrer de la Llibreteria, 10 y Carrer del Rec, 30.

👉🏼 L’Antica Pizzería Da Michele fue ganadora, tras más de 150 años de trayectoria, del premio a la mejor cadena de pizzería artesanal de 2021, según el 50 Top Pizza. Se podría decir que la familia Condurro, su creadora, tras conquistar Italia con sus restaurantes, se expandió por el mundo llevando las técnicas napolitanas a Japón, Estados Unidos, España y muchos otros países. 

Con ese reconocimiento a sus méritos, sus fritti napoletani no pueden quedarse atrás: pan frito, queso provola, sal, pimienta, huevo; tiras de masa de pizza frita, ragù de tomate napolitano y stracciatella pugliese; y una pizza frita doblada con un relleno de infinitos ingredientes y muchos otros que no dejan indiferente a nadie. Calle del Consell de Cent, 336, Barcelona.

👉🏼 En L’Antico Borgo Napoletano dan consistencia a sus pizzas bajo el horno de leña, calidad a la pasta con las manos de sus artesanos y sabor a los fritti napoletani con técnicas tradicionales.

En este caso, el calzone frito relleno de ricotta, salami, ciccioli y pimienta negra es una de las opciones fritti de la carta, aunque la verdadera receta tradicional corresponde al melanzane alla parmigiana, unas berenjenas fritas en salsa de tomate italiana con queso mozzarella, parmesano y albahaca. Carrer d’Escudellers Blancs, 14, Barcelona.

👉🏼 Caprizza es, sin duda, uno de los restaurantes españoles con mayor variedad. Está en Valencia y sus maestros de la comida napolitana apuestan por crear sus platos de manera tradicional, pero con toques innovadores. Tienen un apartado por y para estos fritos tan solicitados. 

Destacan los frittata, unos medallones de pasta frita acompañados de ingredientes como la bechamel, la longaniza, la carne picada o muchos otros al gusto. Aunque, quizá, la mejor idea para no perderte nada sea el plato llamado Gran Fritto Napoletano, una tabla con un variado de estos como panzerotti, arancini, etc. Passeig de l'Albereda, 39. València.

Restaurantes donde probar algunas opciones fritti

👉🏼 En Matteo Cucina Italiana, solamente encontrarás una opción de las típicas frituras italianas, pero lo cierto es que esta es una de las más difíciles de encontrar en territorio español y, por tanto, una de las más originales a la par que tradicionales en su país de origen. Se trata de unos raviolis fritos de quesos con salsa de parmigianoMercado de la Paz, Calle Ayala, 28, Madrid.

👉🏼 La trattoria Luna Rossa se hizo famosa por una visita que el presidente Pedro Sánchez compartió en Twitter, pero su cocina napolitana es de lo más auténtico de Madrid, como ya te contamos en este reportaje. Aunque no la tienen en carta, su pizza frita es una de las sugerencias más atractivas. C. San Bernardo, 24, Madrid.

👉🏼 En el menú degustación de Cinquecento solo encontrarás queso brie rebozado con compota de arándanos y parmigiana ahumada de berenjenas fritas. Eso sí, a pesar de que la carta de fritti no sea extensa, otros platos típicos napolitanos abundan en su carta. Avenida del Puerto, 3, Valencia.

👉🏼 Algo similar ocurre en los cuatro restaurantes de Madre Lievito en Barcelona, donde el calzone “frito al horno” es un indispensable en su carta y sus ingredientes son religión para cualquier amante de la cocina italiana: queso fior di latte, ricotta de búfala, jamón dulce, reggiano madurado durante 24 meses, aceite de oliva virgen extra y pimienta negra. Carrer de la Llacuna, 1; Carrer dels Almogàvers, 148; Carrer Creu Coberta, 105; Carrer de Mallorca, 270.

👉🏼 Muchos son los fritti napoletani disponibles en Spaccanapoli: frittata rellena de carne picada, guisantes, jamón dulce y bechamel; crocché de patatas rellena de mozzarella ahumada; bacalao rebozado; fritura de calamares a la andaluza al estilo napolitano; flor de calabacín rellena de queso ricotta, mozzarella ahumada y frito en tempura; o burrata rebozada acompañada con salsa de tomatitos salteada. Carrer del Rec Comtal, 6, Barcelona.

Si no te quieres perder ninguno de nuestros artículos, suscríbete a nuestros boletines

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats