La portada de mañana
Acceder
Trombos y coronavirus: los cardiólogos explican por qué hay que seguir vacunándose
El plan de Escrivá para la jubilación anticipada
Opinión - La democracia española no nació en 1978, por Ignacio Escolar

Ocho cosas en las que fijarnos al comprar un móvil o un ordenador reacondicionado

Los productos reacondicionados suelen costar menos que los dispositivos nuevos

Hace casi cinco años, hablábamos en este artículo sobre los productos tecnológicos reacondicionados y su incipiente peso, entonces, en el global de compras tecnológicas, también en Navidad. Entonces comentábamos la existencia de dos tiendas pioneras en el campo de l,a restauración de móviles, tabletas y ordenadores dañados para revenderlos posteriormente a precios más asequibles. 

En qué debemos fijarnos cuando compramos un móvil de segunda mano

En qué debemos fijarnos cuando compramos un móvil de segunda mano

Hoy aquellas dos tiendas, tal como refleja un estudio de la OCU de hace un año, se han convertido en once, la mayoría de ellas grandes distribuidores como Worten, Amazon, AliExpress, Fnac o Carrefour, pero también fabricantes como Apple, que revende por su propio canal algunos de sus productos restaurados tras ser entregados por los clientes a cambio de un dispositivo nuevo. 

Su crecimiento en el mercado de las electrónica de consumo no hace más que crecer: según el informe Worldwide Used Smartphone Forecast de IDC, durante 2019 se vendió un 18% más de móviles reacondicionados que en 2018, hasta alcanzar los 200 millones de unidades. Según el mismo, para 2023 se esperan ventas de 333 millones de unidades y un facturación global de 67.000 millones de dólares en la venta de móviles reacondicionados. 

Ahora bien, se trata de un mercado muy variado en cuanto a la calidad y procedencia de los productos, en el que se mezclan dispositivos de segunda mano con otros reparados por un profesional o incluso kilómetro cero de expositor, que nunca han sido usados pero que se han pasado de moda tras el mostrador. 

Además, la paleta de comercios dedicados a su venta va desde la garantía que ofrece un fabricante como Apple al riesgo que entrañan algunos Market Places AliExpress o incluso de Amazon, ya que el vendedor puede estar fuera de la Unión Europea y por tanto no acogerse a sus leyes de garantías y disentimiento. 

Por ello, si estamos pensando en apostar por un móvil, una tableta o un ordenador reacondicionado, debemos tener en cuenta cuanto menos ocho claves que nos pueden ahorrar sustos y disgustos y que también nos ayudarán a realizar la mejor elección. 

1. El ahorro respecto a uno nuevo

No siempre encontraremos un ahorro real respecto al mismo modelo nuevo, sobre todo si es un modelo antiguo. El motivo es que los modelos antiguos que se siguen fabricando se suelen vender a precio más bajo para que no hagan competencia a las novedades. 

A veces la diferencia es de menos de 100 euros entre el modelo nuevo y el reacondicionado, por lo que merece la pena optar por el primero. Y como siempre, el consejo es comparar mucho antes de decidirnos. 

2. La garantía

Es importante asegurarnos de que en la página web se especifica la garantía que tiene el producto. Por ley, un producto tecnológico de segunda mano comercializado por un profesional debe tener una garantía de doce meses, pero algunos vendedores ofrecen 24 meses, que es lo mismo que un producto nuevo. 

Asegurémonos de que esto es en efecto así. En la siguiente tabla de puede ver lo que ofrece cada tienda. 

3. El periodo de desistimiento

Del mismo modo, dado con los productos reacondicionados no hay certeza en la uniformidad de la calidad del producto, sino que depende del vendedor, el reparador, etc., conviene prestar mucha atención a los periodos de desistimiento que se ofrecen, por si nos llevamos una sorpresa con el dispositivo y queremos devolverlo. 

La ley estipula un mínimo de 14 días para la devolución de un producto, aunque algunos comerciales amplían el periodo. De nuevo la tabla de arriba especifica los distintos periodos de desistimiento que ofrece cada vendedor. 

4. La web donde compramos

Ya hemos hecho referencia a la existencia de market places en sitios como Amazon o AliExpress, donde diversos vendedores pueden colocar su producto. Asegurémonos de el vendedor tiene sede social en la UE o bien de que la plataforma se responsabiliza en caso de devoluciones o garantías. 

5. El estado exterior

Los comerciantes serios ofrecen información del estado de la carcasa, la pantalla, etc. Si presenta goles, rasguños o está en buen estado o impecable. En Apple podemos confiar casi 100% en la calidad, pero no siempre es así. Desconfiemos si el vendedor no nos informa del estado del producto o preguntémosle directamente. 

6. Estado de la batería

Sobre todo para el caso de smartphones y tabletas, pero también para portátiles, es importante fijarnos en la capacidad de la batería. En Diez hábitos cotidianos que hacen que la batería de tu móvil dure cada vez menos te contábamos cómo esta va perdiendo su autonomía a lo largo de los años. Es importante que el producto presente una batería nueva o con una capacidad por encima del 90%. 

7. La antigüedad del modelo

La antigüedad importa por la sencilla razón de que los modelos menos actuales soportan peor las actualizaciones más recientes de los sistemas operativos, ya sean Android o iOS. Aunque de un tiempo a esta parte han mejorado mucho en este aspecto, hay que pensar que su procesador es más lento y consumirá más recursos, acortando sensiblemente la autonomía de la batería. Y también sus cámaras y la definición de su pantalla serán peores. 

8. Que tenga todos los componentes

Deben ir en la caja o paquete que nos envíen auriculares, instrucciones, cargadores, etc. Si no figuran, el vendedor debe indicárnoslo previa venta, o debemos preguntar proactivamente por ello y sonsacarle.

síguenos en Instagram

Si no te quieres perder ninguno de nuestros artículos, suscríbete a nuestros boletines

Etiquetas
Publicado el
19 de diciembre de 2020 - 06:01 h

Descubre nuestras apps

stats