La portada de mañana
Acceder
El PP afronta las europeas con seis puntos de ventaja sobre el PSOE
Crónica - Milei asalta la campaña de las europeas como necesita el PSOE
Opinión - Lo que el PP llama patriotismo. Por Esther Palomera

EH Bildu acaricia la victoria en Euskadi y pone en peligro la mayoría absoluta de PNV y PSOE

Aunque las fuerzas están muy igualadas, EH Bildu está en condiciones de ganar las elecciones vascas del 21 de abril de 2024. En escaños y también en votos. Esa es la conclusión de la encuesta de Simple Lógica para elDiario.es/Euskadi, que otorga una ligera ventaja a Pello Otxandiano frente al PNV de Imanol Pradales. Además, el actual Gobierno de coalición de PNV y PSE-EE estaría en riesgo de perder la mayoría absoluta actual, ya que sus resultados oscilan entre 36 y 38 escaños de los 75 que componen el Parlamento Vasco. Por tanto, en el límite de los 38 escaños que marcan la mayoría absoluta. Un dato muy relevante: la encuesta prevé una participación muy baja, del 56%, el escenario más temido por los 'jeltzales' en su intento de movilizar a la ciudadanía para contener el fuerte crecimiento de EH Bildu. Y otro: un 18,6% sigue indeciso.

Euskadi encara la recta final de la campaña con varias encuestas alentando la posibilidad de que Otxandiano sea el candidato más votado. El PNV nunca ha perdido en votos en unas autonómicas. Y solamente lo ha hecho seis veces en sesenta elecciones celebradas en Euskadi desde la restauración de la democracia, cinco generales y unas europeas, precisamente la única vez con un primer puesto para la izquierda abertzale, entonces HB. En escaños sí ocurrió en las autonómicas de 1986, cuando el PSE de Txiki Benegas -sin incorporar las EE de la extinta Euskadiko Ezkerra- superó en dos parlamentarios al PNV del recientemente fallecido José Antonio Ardanza.

La estimación de Simple Lógica, con base en 946 encuestas realizadas entre el 3 y el 10 de abril, es decir, con la campaña ya iniciada, concede un 34,4% de intención de voto a EH Bildu por un 33,8% del PNV. Eso se traduciría en 28-29 escaños para Otxandiano y 27-28 para Pradales. En voto directo previsto, es decir, antes del cruce de datos definitivo, la ventaja para la coalición abertzale es mayor, 22,3% frente a 18,7%. EH Bildu parte de 21 escaños en 2020 y el PNV de 31, por lo que el cambio es evidente.

El PSE-EE se mantiene como tercera fuerza pero lejos de la cabeza. Ganó las generales de julio de 2023 en Euskadi pero ahora tiene un 12,8% de estimación de voto (9,8% directa) que podría dejarlo con sus diez escaños actuales o incluso hacerle caer a nueve, que fue el resultado de 2016 y el peor dato de su historia. Eneko Andueza siempre repite que los sondeos infraestiman a este partido y que crecerán. Las horquillas más altas de PNV y PSE-EE permitirían salvar 'in extremis' la mayoría absoluta del actual Ejecutivo pero ese colchón podría estar en riesgo.

El PP llegaría al 7,8% de voto (4,9% directo, un dato similar al del CIS) y podría obtener seis o siete escaños. En 2020, en coalición con Ciudadanos, fijó un suelo de seis parlamentarios. La candidatura de Javier de Andrés no ha ocultado su interés en ser “decisivos” para la gobernabilidad en caso de victoria de EH Bildu. Los 'populares' ya apoyaron a PNV y PSE-EE en las municipales y forales de 2023 allí donde los abertzales se impusieron, como los ayuntamientos de Vitoria, Durango y la Diputación de Gipuzkoa. A su derecha, la encuesta no da opciones a Vox para salvar su escaño por Álava.

En cuanto a la izquierda, el sondeo sitúa en un 6,6% el voto conjunto para Sumar y Elkarrekin Podemos-Alianza Verde, con ventaja para los primeros. La división en dos candidaturas y la necesidad de alcanzar un 3% para poder optar a escaños hace que la candidatura de Miren Gorrotxategi pueda optar a un máximo de un escaño para Elkarrekin Podemos-Alianza Verde y que Sumar (con IU y Equo y Alba García Martín al frente) tenga una horquilla de dos o tres, por el reparto provincial. Podemos, IU y Equo lograron once en 2012 y Podemos e IU seis en 2020, por cero de Equo en solitario.

Candidatos nuevos y aún no muy conocidos

La ciudadanía valora también mejor a Otxandiano que a Pradales. Aunque ambos aprueban –son los únicos que lo hacen–, el cabeza de lista de EH Bildu recibe de los encuestados 5,14 puntos sobre 10 y el elegido para relevar a Iñigo Urkullu 5,02. El socialista Andueza tiene un 4,56; Gorrotxategi, de Elakarrekin, un 4,52; García Martín de Sumar, un 4,12; el 'popular' De Andrés, un 2,84; y la candidata de Vox, Amaia Martínez Grisaleña, un 2,03. En detalle, Otxandiano recibe un 7,68 entre los suyos y Pradales un 6,78. Los votantes socialistas también aprueban a Pradales, como también los de Sumar y Elkarrekin Podemos-Alianza Verde a Otxandiano.

Pradales es más conocido. Un 72,6% ya lo ubica como la nueva referencia del PNV pero todavía hay una bolsa del 20% incluso entre los simpatizantes nacionalistas que no sabe quién es. En el caso de Otxandiano, su nivel de conocimiento baja al 60%. También hay un 20% de desconocimiento en sus propias filas. El 63,1% conoce a Andueza, el 59% a De Andrés –que fue diputado general de Álava y delegado del Gobierno–, el 57% a Gorrotxategi –cuatro años portavoz parlamentaria– y apenas un 46% a García Martín.

Ficha técnica

Encuesta de ámbito autonómico (Euskadi), realizada con metodología de recogida de información mixta (online y telefónica) a un total de 946 a individuos con derecho a voto. Distribución proporcional (cuotas de sexo y edad). El error para los datos globales asumiendo un muestreo aleatorio simple, es de +3,3 puntos, para un nivel de confianza del 95,5%, en la hipótesis más desfavorable (p=q=50%). Las entrevistas se realizaron entre el 3 y el 10 de abril de 2024.