Equo Berdeak propone gravar los sectores más contaminantes para reforzar la sanidad pública

El candidato de Equo Berdeak, José Ramón Becerra, frente al Hospital de Txagorritxu, uno de los que más sufrió la pandemia.

Frente al Hospital Universitario de Araba, el primer foco de coronavirus que se detectó en Euskadi, Equo Berdeak ha incidido en la necesidad de incrementar la financiación de la sanidad pública de forma equitativa y cohesionada, así como proteger el sistema público de salud frente a la privatización y las externalizaciones de servicios hacia la sanidad privada. Por eso, propone desviar al sistema público de salud los 300 millones de euros que el Gobierno vasco destina actualmente a la sanidad privada.

Esta reorientación permitiría, según el candidato José Ramón Becerra, reforzar la plantilla de Osakidetza durante todo 2020 y 2021, prevenir posibles repuntes de la pandemia y recuperar el ritmo de atención sanitaria ordinaria, reduciendo así las listas de espera al menos en el ámbito de las intervenciones quirúrgicas.

Aumentar las infraestructuras hospitalarias y las camas disponibles de gestión y titularidad públicas, fundamentalmente de larga y media estancia, es otra de las reivindicaciones del partido verde. Y, por otra parte, considera necesario reenfocar la sanidad hacia la medicina preventiva, con el objetivo de optimizar estrategias para prevenir la enfermedad y facilitar el diagnóstico precoz y el tratamiento. Desde ese convencimiento, defiende la aplicación de un impuesto a los sectores más contaminantes, como medida disuasoria, "para que reduzcan esas prácticas tan dañinas para la salud de las personas y que aumentan el riesgo de infecciones respiratorias, enfermedades cardíacas, accidentes cerebrovasculares y cáncer de pulmón".

Etiquetas
Publicado el
3 de julio de 2020 - 13:36 h

Descubre nuestras apps

stats