Los principales países europeos prohíben los vuelos con el Reino Unido por la variante del virus mientras España espera a una decisión conjunta

Países Bajos prohíbe vuelos con el Reino Unido por la nueva variante del virus

El Gobierno de Países Bajos ha decidido este domingo prohibir el tráfico aéreo de pasajeros con el Reino Unido de forma inmediata y durante al menos diez días, con lo que sigue una recomendación de las autoridades sanitarias neerlandesas por temores a la nueva variante del coronavirus detectada en territorio británico. 

En un comunicado, el Ministerio de Sanidad confirmó que un estudio realizado en Países Bajos a principios de diciembre reveló que también circulaba un virus con la variante descrita por el Reino Unido, y, tras la alarma en Londres, las autoridades sanitarias se encuentran ahora analizado esta cepa de coronavirus, cómo se produjo el contagio de la persona afectada y si hay casos relacionados. “Parece que se propaga con mayor facilidad y rapidez y es más difícil de detectar”, alerta el Ejecutivo de La Haya.

La prohibición no incluye el transporte de mercancías, ni la movilidad del personal sanitario, y se mantienen abiertos los diferentes puertos, entre ellos, el de Róterdam, así como el transporte ferroviario, por lo que aún es posible viajar en coche, tren y barco. 

Por su parte, Bélgica también va a prohibir los vuelos y los viajes por tren procedentes del Reino Unido durante al menos veinticuatro horas a partir de la medianoche de este domingo, según indicó el primer ministro del país, Alexander De Croo, a la televisión pública flamenca VRT. La medida se aplicará en un primer momento durante veinticuatro horas porque todavía se están realizando análisis científicos sobre la nueva variante de coronavirus.

Bélgica, igualmente, está en contacto con Francia porque los trenes Eurostar procedentes del Reino Unido también pasan por ese país y los viajeros podrían después entrar en Bélgica. "Por eso también se realizarán controles preventivos en las carreteras", precisó el mandatario belga. 

El tercer país en sumarse a la prohibición del tráfico aéreo con el Reino Unido ha sido Italia. "Como gobierno tenemos el deber de proteger a los italianos, por esta razón, después de haber notificado al Gobierno británico, estamos a punto de firmar la orden de suspensión de vuelos con Gran Bretaña", anuncia en su cuenta personal de Twitter el ministro de Relaciones Exteriores italiano, Luigi di Maio. No obstante, se espera que otros territorios europeos también se sumen a esta prohibición, ya que portavoces del gobierno de países como Francia o Alemania ya han confirmado estar estudiando medidas similares.

A estos países se les suman Austria, que decide también prohibir los vuelos entre el país y Reino Unido, aunque aún no ha especificado cuando se harán efectivas las restricciones, y Alemania, que cerrará sus conexiones aéreas a partir de la medianoche del domingo.

El siguiente país en sumarse al bloqueo ha sido Francia suspendiendo la comunicación con Reino Unido en cualquier tipo de transporte durante dos días. Así lo publica Jean Castex, en primer ministro del país, en su cuenta personal de Twitter: "Ante el nuevo riesgo para la salud, y pendiente de su valoración, se suspenden todo el flujo de personas desde Reino Unido a Francia desde la medianoche de esta noche, durante 48 horas, y para todos los medios de transporte".

También el Gobierno búlgaro ha decidido cancelar desde la medianoche de hoy y hasta el 31 de enero todas las conexiones aéreas desde y hacia el Reino Unido ante la nueva mutación del coronavirus detectada en ese país y que lo hace más contagioso. La decisión fue tomada tras una reunión entre el primer ministro, Boiko Borisov, y los responsables de Exteriores, Transporte y Sanidad.

Por su parte, España han pedido a la presidenta de la Comisión Europea, Úrsula von der Leyen, y al presidente del Consejo, Charles Michel, una respuesta comunitaria coordinada ante esta nueva situación y "espera la respuesta rápida de las instituciones europeas". En el caso de que no la hubiera, según informan fuentes de Moncloa, desde el gobierno se actuará "en defensa de los intereses y derechos de los ciudadanos españoles". La única medida adoptada por el gobierno español por el momento es reforzar el control de pruebas PCR a los viajeros procedentes del Reino Unido.

Asimismo, Charles Michel ya se ha puesto en contacto con los gobiernos europeos para explorar una respuesta coordinada a la nueva cepa del virus descubierta en Reino Unido, según fuentes comunitarias. La canciller alemana, Angela Merkel, y el presidente francés, Emmanuel Macron, han mantenido una conversación con Michel y la presidenta de la Comisión Europea, Ursula Von Der Leyen, para tratar de acercar posturas. Mientras, la la presidencia de turno alemana de la Unión Europea ha convocado a una reunión urgente del comité de crisis comunitario para este lunes por la mañana para abordar este asunto, ha confirmado el portavoz alemán.

Etiquetas
Publicado el
20 de diciembre de 2020 - 14:15 h

Descubre nuestras apps

stats